Escuchar este artículo

Algas muertas se apoderan de las playas en Cartagena

La mala imagen que produce esta especie y los fuertes olores alejan a los turistas.

"Y eso que apenas está llegando la temporada de algas”. Con esa expresión llena de pesimismo y resignación, el carpero Eparkio Rodríguez refleja el sentir que él y sus 60 compañeros de trabajo tienen a raíz de la gran cantidad de algas muertas que por estos días asoman en las playas de Marbella y alrededores.

Los carperos y vendedores ambulantes de la zona afirman que este fenómeno natural se repite todos los años en meses finales y siempre les ha ocasionado afectaciones en sus ingresos monetarios, ya que afluencia de turistas locales y foráneos disminuye ostensiblemente.

“Hoy amaneció bastante, más que en los últimos días. Esto apenas está empezando, estaremos con esas algas en las playas por ahí hasta diciembre, eso siempre es igual cada año y los que más se afectan son nuestros bolsillos porque regresamos a las casas sin dinero. La gente no viene porque desde la carretera se ve el mal aspecto que ellas dan y sobre todo los olores tan fuertes que producen”, manifestó Rodríguez, integrante de la Asociación de Carperos y Salvavidas (Asocardis).


Conozca: ¡Ojo al amor excesivo por su mascota!


“Las ventas bajan, la pasamos mal, hay compañeros que ni siquiera abren los paraguas, se desaprovechan los fines de semana que es cuando más gente viene”, añadió el líder.

La situación se registra principalmente en la avenida Santander, desde el semáforo de La Tenaza, atravesando Marbella, el sector de las letras que dan la bienvenida a Cartagena y en el barrio Crespo. Allí, el gremio de carperos pide ayuda a la empresa de aseo Pacaribe y al Distrito para que se haga una recolección diaria de estas especies que son arrastradas por las corrientes hacia la orilla.

“Hace como tres días vinieron las máquinas y se llevaron lo que nosotros recogimos. Ellos no deben dejar que se acumule tanta cantidad. Aquí somos los trabajadores quienes nos ponemos en la tarea de levantar todos esos residuos con carretillas o buggy y acomodarlos en un solo punto en la carretera, porque los operarios no lo hacen. Y aún así la maquinaria no mejora la frecuencia, necesitamos que vengan todos los días y que nos apoyen con la limpieza. El turismo se aleja nada más con el olor porque hasta a nosotros nos marea”, finalizó Mauricio Valdez, carpero en el espolón cuatro.

Image
Colprensa
Colprensa
Lunes, 3 de Octubre de 2022

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Temas del dia Foros La Opinión