Escuchar este artículo

El coronavirus diezma a las poblaciones indígenas

Miércoles, 23 de Diciembre de 2020
En Colombia han muerto 1.279 aborígenes por la pandemia.

En alerta máxima se encuentran las autoridades indígenas, por el aumento de contagios por COVID-19 que al día de hoy ascienden a 37.902 personas afectadas.

Además, 1.279 indígenas han fallecido, 537.252 familias están en riesgo de contagio y 72 pueblos indígenas han sido afectados. Por su parte, se han recuperado 35.752 personas y el virus en sus territorios ha llegado a 709 municipios y 10 áreas no municipalizadas.

Para las autoridades indígenas “a punta de medidas y políticas restrictivas y demagógicas de control de la movilidad y los datos de los ciudadanos no se detienen las cifras de la Pandemia en Colombia, que hoy llegan a más de un millón y medio de contagios y más de 40 mil muertes y reflejan la ineficacia de la implementación de la estrategia PRASS del Gobierno Duque”.

Añaden, que se necesitan garantías para que el Sistema de Seguridad Social y de Salud no colapse, especialmente en las regiones más apartadas del país.

Y frente a este desinterés del gobierno por la salud de los colombianos, dicen, que seguirán fortaleciendo la medicina tradicional, volviendo al Origen, a sus chagras y plantas sagradas, a los alimentos su primera medicina.

Agregan, que lo más importante en esta temporada es fortalecer y potenciar las acciones pedagógicas para el autocuidado individual y comunitario y recomiendan fortalecer los sistemas alimentarios propios para las próximas siembras y economías propias.

También, dicen que la pandemia el próximo año seguirá presente en el país y que el gobierno “manejará las vacunas conforme a sus intereses políticos, por eso debemos mantener activos los planes de contención, mitigación y atención de forma autónoma”.

También alertaron a los pueblos Zenú, Mokaná, Los Pastos, Pijao, Muisca y Nasa para que prevengan posibles nuevos rebrotes, e insisten a las autoridades y al Gobierno Nacional, efectuar de una manera urgente una estrategia de coordinación y monitoreo que permita extremar las medidas de bioseguridad en todos los departamentos.

Casos índígenas confirmados:

37.902 casos es el número total de contagios entre la población indigena que se distribuyen de esta manera:

Pueblos Zenú (3.336), Los Pastos (1.270), Mokaná (1.958), Pijao (1.345), Tikuna (517), Nasa (1.024), Uitoto (223), Muisca (924), Wayuu (821), Embera (479), Inga (327), Embera Katío (251), Embera Chamí (317), Misak (114), Kankuamo (635), Cocama (77), Yanacona (259), Quillacinga (172), Awá (155), Sikuani (210), Bora (14), Wounaan (32), Andoque (20), Kokonuco (63), Yagua (26), Yukuna (23), Desano (21), Matapí (14), Tucano (11), Polindara (58), Kiszgó (32), Cubeo (25), Makuna (6), Puinave (68), Ambaló (48), Curripaco (57), Miraña (4), Muinane (7), Yukpa (33), Kofán (24), Piratapuyo (11), Jiw (37), Totoró (22), Koreguaje (25), Barí (12), Eperara Siapidara (7), Piapoco (24), Tanimuca (9), Dujo (18), Kichwa (36), U’wa (54), Wiwa (5), Kogui (4), Achagua (46), Arhuaco (44), Amorua (1), Karapaná (1), Letuama (1), Masiware (3), Macahuán (8), Ocaina (2), Sáliba (11), Siona (34), Tuyuca (1), Wanano (3), Nukak (1), Tariano (1), Barasano (2), Tatuyo (1), Kamentsá (96), Wamonae (27), Guna Dule (3) y 22. 352 casos que se encu
entran en investigación para determinar a qué pueblo pertenecen.

Entre marzo y octubre el Dane registró 35.703 defunciones por COVID-19

35.703 muertes fueron producto de la pandemia de la COVID-19 entre  marzo y octubre, informó ayer el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE), a partir de un informe revelado ayer sobre estadísticas vitales.

Además de estas muertes dijo, que 10.651 casos son sospechosos de haber fallecido por estas mismas causas y 4.241 personas más murieron por neumonía e influenza.

También dijo, que según sus registros la primera muerte por COVID-19 sospechoso se registró el dos de marzo, mientras que la confirmada se dio el 16 del mismo mes.

Los hombres fueron los más afectados por este virus, pues según el DANE, el 64.6% murieron por esta enfermedad, mientras que el 56.6% son sospechosos y el 56.4% murieron por neumonía o influenza.

También se logró establecer, que las personas de 85 años o más, fueron las más vulnerables durante este periodo con el 15% de las muertes confirmadas, el 17.4% de los sospechosos y el 26.6% por neumonía e influenza.

Bogotá, fue la ciudad más afectada por estos hechos, según el DANE.

También se reportó el nacimiento de 160.438 niños durante el tercer trimestre del año. En donde 82.193 fueron hombres y 78.236 mujeres.

177.000 vacunas diarias se aplicarán a en Colombia

El viceministro de Salud, Alexander Moscoso, anunció que el país tendrá una capacidad de aplicar, al menos a diario, un total de 177.200 vacunas contra la CIVID-19, en los 2.900 puntos que se destinarán para tal fin.

Según Moscoso, se dispondrá de una logística para la vacunación, para lo cual se asignarán citas, horas y días plenamente establecidos, “pedimos a los colombianos que una vez se programen deben cumplir las citas, porque se pondrá en marcha todo un protocolo que incluye 2.900 puntos de vacunación, 7.920 vacunadores y una capacidad para vacunar a 177.200 personas diarias contra la covid-19”.

El viceministro sostuvo que cuando lleguen los biológicos, se activarán todos los protocolos de transporte y de conservación en 44 ultracongeladores que fueron adquiridos para el proceso de vacunación a nivel nacional.

Precisó que los protocolos y logística son diferentes de acuerdo a cada vacuna. La de Pfizer se tendrán cinco días para aplicarla a la población priorizada por lo que se harán citas muy estrictas para garantizar que se haga de una forma rápida y segura.

Moscoso sostuvo que hay ocho bodegas de ultracongelación, la que está en la zona franca y la de la Secretaría de Salud de Bogotá, mientras que en Medellín, Cali, Barranquilla, Bucaramanga, Cartagena y Pereira se tienen 44 ultra congeladores para garantizar esta capacidad

Image
Colprensa
Colprensa