Escuchar este artículo

Exigía sexo a su expareja a cambio de no revelar fotos íntimas

Jueves, 17 de Agosto de 2017
La joven lo citó para sostener relaciones sexuales y quedó capturado por extorsión.

Ella tiene 20 y él 21 años de edad, pero debido a su inexperiencia, se vieron envueltos en uno de los casos de mayor revuelo en el tema de las extorsiones en Barrancabermeja.

De acuerdo con la investigación adelantada por las autoridades, esta pareja de jóvenes, cuyas identidades se reservan por razones de seguridad, tuvo una relación sentimental meses atrás, la cual llegó a su fin.

No obstante, una serie de fotografías subidas de tono habrían quedado en poder del muchacho, quien exigía sexo a su expareja, a cambio de no mostrar las imágenes en redes sociales.

“La joven víctima de este caso denuncia la situación y se inicia una investigación que lleva a comprobar que en efecto se estaba dando un caso de sexting en Barrancabermeja”, señalaron autoridades que atendieron el caso.

La exigencia del joven extorsionista llevó a su víctima a un hotel ubicado en el barrio La Campana, en la comuna uno, donde la citó para sostener relaciones sexuales.

Fue precisamente instantes previos al acto extorsivo, cuando las autoridades actuaron y detuvieron al joven, quien incluso, había obligado a su expareja a pagar el servicio de habitación.

Capturas por extorsión 

Según explicó la Policía, el capturado fue dejado a disposición de la Fiscalía por extorsión y luego será presentado ante un Juez de garantía, quien le definirá la situación jurídica. 

Asimismo, cabe señalar que en lo corrido del año el Departamento de Policía Magdalena Medio ha capturado 20 personas por extorsión, 15 de estas detenciones han sido en Barrancabermeja.

No caiga 

Sexting, contracción de los términos en inglés sex y texting, hace referencia a la práctica de fotografiarse o grabarse en actitud provocativa para enviar las imágenes o videos a alguien de confianza.

Esta práctica, considerada por muchos adultos como una forma pertida de mantener una relación de pareja activa sexualmente, se ha popularizado entre los jóvenes,  gracias a las redes sociales y a aplicaciones de mensajería efímera (Snapchat), que prometen que un mensaje se autodestruye pasado cierto tiempo, lo que ofrece una “garantía” de mandar imágenes subidas de tono de forma privada.

Pero el sexting en los  jóvenes  puede causar graves daños sicológicos, pues  en la mayoría de los casos estos desconocen el destino final de sus fotografías íntimas. 

Image
Colprensa
Colprensa