Escuchar este artículo

Exmagistrado Pretelt dice que alcanzó a negociar su renuncia con Santos

Jueves, 19 de Octubre de 2017
Según Jorge Pretelt, fue víctima de un complot, en el que estarían involucrados Fiscalía y Gobierno.

En la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia se inició el juicio contra el exmagistrado Jorge Pretelt, quien aseguró que fue víctima de un complot, en el que estarían involucrados la Fiscalía y el Gobierno y el entonces magistrado de la Corte Luis Ernesto Vargas Silva.

Según él, parte de esa maquinación en su contra fue la investigación que el entonces fiscal Eduardo Montealegre le abrió a su esposa Martha Ligia Patrón, hoy archivada, por presuntos delitos de lesa humanidad, las constantes peticiones de renuncia e, incluso, la supuesta injerencia en el Congreso para que fuera acusado y suspendido.

“Señores magistrados les voy a contar una cosa. Yo alcancé casi a negociar mi renuncia con el presidente Santos. Usted me ha hecho hablar y decir esto. Para que no siguieran persiguiendo a mi familia. Si él quería mi cargo, se lo dejaba, pero que dejara al Congreso libre, en un juicio libre, y el  día que me absolvieran en la Comisión de Acusaciones pisaba el escalón y me iba”, aseguró.

“Y tengo testigos. Y redacté mi renuncia. Solo si no seguían persiguiéndome. ¿Usted sabe lo que es una denuncia por delitos de lesa humanidad a mi esposa, lavado de activos, concierto para delinquir?”, dijo.

En un interrogatorio en el que le fue permitido usar y presentar ante la Sala Penal una serie de diapositivas, el propio Pretelt dijo que había esperado este momento para exponer las evidencias que confirmarían este supuesto complot y que incluirían haberle ocultado pruebas.

De acuerdo con Pretelt, detrás de estos hechos habría un interés del Gobierno de truncar su presidencia en la Corte, ya que él era conservador y era decisiva la elección del próximo Registrador Nacional del Estado Civil y por sus posiciones conservadoras en otros fallos.

“Vargas aprovecha la situación del complot y va armando poco a poco con el Gobierno Nacional, con la prensa, con (el fiscal Eduardo) Montealegre y (elvicefiscal Jorge) Perdomo. Yo me enfrenté a lo que Álvaro Gómez Hurtado llamaba “el régimen”. Si yo no hubiera sido presidente de la Corte nada hubiera pasado, se hubieran quedado tranquilos”, dijo.

Además, Pretelt dijo que tras estallar el escándalo, con la denuncia que hace Mauricio González Cuervo, el Gobierno supuestamente designó a Luis Miguel Pico, hoy investigado por la corrupción de Odebrecht, para buscar su suspensión.

“Ese señor fue el delegado del presidente Santos para convencer a cada uno de los miembros de la Comisión de Acusación y de la Cámara y el Senado, para que votaran rápido la acusación. Ellos estaban detrás de una figura que era abrirme un proceso disciplinario y, en este, suspenderme. Finalmente no lo usaron. Luis Miguel Pico fue el comisionado para alistar la aplanadora”, señaló.

El exmagistrado, además, insistió en su inocencia: “estoy tranquilo que nunca pedí un centavo, que no lo recibí. Esto fue una persecusión infame”.

El detalle de la selección

Durante la diligencia, los magistrados de la Sala Penal fueron insistentes para que Pretelt explicara cómo se hizo el proceso de selección de la tutela. El jurista explicó que a su despacho le correspondió un rango de tutelas entre las cuales estaba esa y que los judicantes de su despacho, bajo el examen de un magistrado auxiliar, no la consideraron relevante.

La prueba de ello sería que no se le hizo una ficha esquemática, que es el proceso que permite señalar ante una Sala de Selección que el asunto es relevante. Luego, explicó Pretelt, hubo sala de selección el día 17 de octubre de 2013, en la que participaron solo los magistrados Jorge Iván Palacio y Alberto Rojas.  Allí la tutela fue seleccionada para su estudio, luego fue sorteada y le correspondió al magistrado Mauricio González. Un año después, la Sala Plena negó la tutela.

Image
Colprensa
Colprensa