Escuchar este artículo

Expresidente José Mujica promovió el “Sí” a la paz

Sábado, 17 de Septiembre de 2016
Se quejó de los enormes presupuestos destinados a gastos militares.

El expresidente de Uruguay José Mujica promovió en Colombia el “Sí” al acuerdo de paz que sellaron el gobierno y la guerrilla Farc para poner fin a más de medio siglo de confrontación, el cual deberá ser aprobado en un plebiscito.

En un acto organizado por sindicalistas en Medellín, el actual senador y exguerrillero Mujica dijo que “es necesario salir de la guerra y concentrarnos en los problemas sociales de la gente”.   Mujica se quejó de los enormes presupuestos destinados a gastos militares alrededor del mundo.

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc) y el gobierno de Juan Manuel Santos sellaron un acuerdo de paz el pasado 24 de agosto en Cuba tras casi cuatro años de negociaciones.

El pacto será firmado oficialmente el 26 de septiembre en un acto en Cartagena, pero para entrar en vigencia deberá ser aprobado en un plebiscito el 2 de octubre.

En la “Jornada internacional por el ‘Sí’ al plebiscito”, en la que participó Mujica en Medellín, también asistieron representantes de sindicatos de España, Francia, Brasil y Argentina.

La sociedad “tiene que aprender que los conflictos se negocian, se gestionan, se dialogan, ese el papel superior de la política”, dijo el expresidente uruguayo.

Mujica, un exguerrillero del Movimiento de Liberación Nacional MLN-Tupamaros, que se alzó contra el Estado en los años 1960, estuvo preso entre 1972 y 1985, cuando fue liberado al finalizar una dictadura de 12 años en Uruguay.

El expresidente de 81 años siempre se mostró favorable a una salida negociada al conflicto con las Farc. Siguió de cerca los diálogos que se desarrollaron en La Habana desde noviembre de 2012, visitó a los negociadores e incluso se ofreció de mediador, una figura que sin embargo no ha manejado el proceso colombiano.

En el marco de su interés en los diálogos, Mujica fue invitado por las Farc a integrar la comisión de seguimiento del acuerdo de paz alcanzado.

Los retos

Mujica advirtió que Colombia tendrá que luchar con la deuda que tiene con el campo, “la situación de los 12 millones de campesinos olvidados está en juego. Qué rica es Colombia, cuánto tiene Colombia para darle al mundo”.

Y agregó que la guerra tiene que ser contra la pobreza, la miseria, la falta de educación y el hambre, “el hombre no debe ser cazador del hombre”.

Los dirigentes sindicales que invitaron al expresidente Mujica expresaron su total respaldo al acuerdo de paz, “lo que no quiere decir que estemos apoyando la política del presidente Juan Manuel Santos”, aclaró Julio Roberto Gómez, presidente de la Confederación General del Trabajo, CGT.

“3.300 sindicalistas asesinados y 8 millones de víctimas son razones suficientes para decirle Sí a la paz”, declaró Gómez. Durante su visita a Medellín, Mujica también se reunió con el gobernador de Antioquia, Luis Pérez, quien le preguntó sobre el futuro de los desmovilizados. El expresidente uruguayo contestó que a los reincorporados hay que ponerlos a trabajar, porque “es más fácil hacer un doctor que un campesino”.

Resumen de agencias