Escuchar este artículo

Violó a una universitaria y fue enviado a la cárcel

Viernes, 7 de Diciembre de 2018
La estudiante pretendía abordar un vehículo de servicio público.

Cerca de dos meses tuvieron que transcurrir para que una estudiante universitaria, de 19 años, pudiera observar tras las rejas al hombre que la humilló, la agredió físicamente y posteriormente la violó en una zona boscosa de Bucaramanga.

Este repudiable hecho, de acuerdo con la Fiscalía, se registró sobre las 4:30 de la madrugada del pasado 6 de octubre, cuando la joven se desplazaba por el barrio Provenza, más específicamente en inmediaciones a los edificios de San Lorenzo.

La estudiante pretendía abordar un vehículo de servicio público que la llevara hasta su universidad. Sin embargo, justo en ese momento apareció un individuo, quien ya venía persiguiéndola, y procedió a tomarla del cuello.

Aprovechando el grado de vulnerabilidad de la joven, con intimidaciones se la llevó hasta una zona boscosa y allí la accedió carnalmente.

“El sujeto la agarró y la arrastró hasta un rastrojo cercano al asentamiento humano Luz de Salvación. Él le decía que si se movía o pedía auxilio la mataba, como ya había matado a otras. Esto es un asalto sexual, pues no había ningún vínculo entre las partes”, relató una fuente que conoció el caso.

Con el daño hecho, el hombre se dio a la fuga mientras que la joven fue dejada abandonada a su suerte, sin ropa ni zapatos. Como pudo, se trasladó hasta un negocio aledaño y dio aviso de lo ocurrido a las autoridades.

La muchacha fue auxiliada por la Policía y trasladada a un centro médico, en donde al poco tiempo se corroboró que fue accedida y violentada.

Investigación

Desde entonces, la Fiscalía Sexta Caivas, en coordinación con la Sijín de la Policía Metropolitana de Bucaramanga, se dio a la tarea de recopilar las evidencias.

La prueba más valiosa fue una serie de videos de las cámaras de seguridad en donde quedó registrado el momento exacto en el que el agresor sujetaba del cuello a la víctima y caminaban con rumbo al lugar antes mencionado.

Fue así como se pudo establecer que esta persona correspondía al nombre de Luis Javier Joya Gutiérrez, de 44 años de edad.

Con esta evidencia, sumado al relato de la víctima y testigos, un juez expidió una orden de captura contra este individuo, por el delito de acceso carnal violento.

Mientras el proceso avanzaba, Luis Javier abandonó el área metropolitana y se radicó en el municipio de Charalá, Santander. Hasta allá llegó la Policía el pasado fin de semana a arrestarlo.

Al ser presentado en audiencia, a Joya Gutiérrez no le quedó otra opción que allanarse a los cargos, una vez conoció los videos que tenía la Fiscalía en su poder.

Image
La opinión
La Opinión