Formulario de búsqueda

Por: Luis Fernando Carrillo
Viernes, 6 Julio 2018 - 2:29am

País de cafres

 No se estaba en un burdel. Se estaba en un escenario deportivo...

Darío Echandía, filósofo y político colombiano del siglo XX,  dijo alguna vez: “Colombia es un país de cafres”. La comparaba con una tribu africana con un alto grado de degradación física y espiritual. Años más tarde al preguntársele sobre la frase  manifestó: “no recuerdo haberla dicho pero si la dije les pido excusa a los cafres”. Significaba que los colombianos eran inferiores a esa tribu y, por lo tanto, debía pedirles disculpas. Certeramente, el político tolimense con esta comparación describe la vulgaridad del hombre colombiano. En estos tiempos en que es signo de prestancia social acudir a las malas maneras para hacerse sentir. Aprovechar el desconocimiento del idioma de una mujer para confundirla y poner en su boca lo que obviamente no diría, menospreciarla moralmente, llevándose por delante elementales normas de respeto.  No se estaba en un burdel. Se estaba en un escenario deportivo en el que se reúne la gente para ser feliz, gritar, exteriorizar sus emociones, de manera tranquila y decente. El colombiano que utilizó esta ofensa no es un ignorante. Debía saber que nadie querría que se le utilizara para menospreciarse. 

No es de extrañar la degradación de los colombianos. Es el mismo estilo que desde antaño se utilizaba para celebrar los cuentos de Cosiaca y Pedro Rímales, tenidos por personajes vivarachos, aviones, cuenteros, que se las sabían todas, sin competencia para el mal gusto y la vulgaridad. Eran ejemplo para el que se hace sentir con el mal gusto.  Muchos, aunque se digan cultos, llevan la impronta de estos personajes, estimulados por los medios de comunicación para ganar adeptos. Es una escuela que recorre el país para mostrar que la grosería es de buen recibo. Entre más se digan más risas se producen y más elogios se dan. Era lo que hacía en el estadio un colombiano que casi forzaba a la mujer japonesa para que aprendiera lo que en Colombia es de recibo diario. 

Hay que asistir a un estadio de futbol en Colombia para ver como las  barras bravas y los desadaptados, que se hacen pasar por hinchas, tratan al ingenuo asistente. En Cúcuta era normal, no se sabe si desapareció porque ya no se asiste, ver como se lanzaban bolsas llenas de orines  a los desprevenidos que eran tratados de HP. En un coro de miseria y pobreza moral. Esos personajes eran los buenos y  se estimulaba su asistencia.

Que esto no vuelva a suceder es lo que se pide. No se quiere decir que algunos extravíos pueden suceder en un acto demás, pero otra cosa es que se haga racismo de veinte pesos, se aproveche de la barrera idiomática, se le insista en la obscenidad.   

Publicidad

Comentarios

Publicidad

Publicidad
Política
Artículo

Se necesita celeridad en el PNIS: alcalde de Tibú

El mandatario le hizo una petición especial al presidente Iván Duque.

Mario Franco
Pamplona
Artículo

Empopamplona no está en venta

La Alcaldía y el concejo frenaron la polémica.

Roberto Ospino
Publicidad
Economía
Artículo

Arroceros de la región no planean reducir cosechas

El gremio espera definir área a sembrar.

Archivo La Opinión
Judicial
Artículo

Un muerto y un herido en accidente de tránsito en Tibú

En el lugar quedó averiada la motocicleta.

Cortesía
Publicidad
Región
Artículo

Asamblea, a sesiones extras

Se espera que esta semana se definan los días de realización de las plenarias.

Archivo La Opinión
Economía
Artículo

Colombiatex reúne a 22 países y 600 marcas

200 personas del clúster de la moda estarán en el evento que se desarrolla desde hoy hasta el 24 de enero.

Archivo
Publicidad
suscripciones
Publicidad
Judicial
Artículo
Región
Artículo

Estiman $20.7 billones para inversión regional

Se prevé que con estos recursos se prioricen las inversiones para proyectos de impacto territorial.

Archivo La Opinión
Publicidad
Región
Artículo

Lanzan alerta en Toledo por incendios

Activaron los planes de contingencia para hacerle frente a las emergencia.

La Opinión
Judicial
Artículo

Hablan familias de la tripulación secuestrada

‘Queremos que el papa Francisco nos ayude’.

Archivo
Publicidad


Es el primer portal gastronómico de Norte de Santander, donde se resalta lo mejor de los sabores regionales, nacionales y mundiales.
Nuestros suscriptores cuentan con su propio espacio con privilegios y beneficios. Aqui puedes hacer parte de este selecto club.
Un espacio dedicado a las variedades y lo más impactante del mundo del entretenimiento. Encuentre aquí los personajes e historias.
La labor investigativa de nuestro equipo periodistico se congrega en esta sección dedicada a mostrar a profundidad y con más detalles de los hechos.
En este espacio nuestros clientes podrán promocionar su negocio o encontrar una propuesta que se adapte a sus necesidades.