Escuchar este artículo

Sabana Verde ruega por más atención para frenar la inseguridad

Lunes, 19 de Julio de 2021
En los últimos meses, los robos se han incrementado en esta zona de la Comuna 8 de Cúcuta.

Unas pequeñas montañas de tierra les dan la bienvenida a las personas que residen y visitan el asentamiento humano Sabana Verde.

La entrada principal a este sector de la Comuna 8 de Cúcuta se encuentra contigua al Anillo Vial Occidental.

Algunas casas aún son de tabla, con puertas llamativas y techos de zinc, otras tantas ya han pasado al cemento y el ladrillo y unas pocas ya tienen dos pisos y lucen mucho más modernas.

Lea: Un error de digitación puso en riesgo los subsidios estatales para La Florida

Luis Eustorgio Flórez, presidente de la Junta de Acción Comunal (JAC), cuenta que fue uno de los primeros pobladores del barrio, cuando era solo un extenso terreno color verde.

“Esto parecía una sabana, las plantas eran verdes y, por debajo, color café. Aquí fue donde encontramos el espacio propicio para construir nuestras viviendas”, expresó Flórez.

Sin embargo, ese manto de plantas fue desapareciendo y, en su lugar, se cimentaron poco a poco las viviendas de las más de 700 familias que residen allí.

Image
/ La Opinión.

¿A quién le pagamos?

La pesadilla de los habitantes de este lugar comenzó cuando decidieron formalizar el barrio y adelantar las gestiones para ser los propietarios del terreno que habían adecuado para vivir.

Según el presidente de la JAC, años después de que invadieron, apareció el dueño de los terrenos, con quien dialogaron y llegaron a un acuerdo.

También: La Colina, un pequeño barrio invisibilizado

“Quedamos en que le íbamos a pagar 700.000 pesos por los lotes, eso más o menos en el 2000”, señaló el líder comunal. Con esfuerzo, los habitantes buscaron el dinero y pagaron para ser los propietarios de la pequeña porción de tierra, sin embargo, sostuvieron que nunca recibieron las escrituras.

Aunque tienen una nueva esperanza, manifestó Flórez, “porque el dueño del terreno tiene problemas con el pago de los impuestos, por lo que pueden llegar a un acuerdo con la Alcaldía de Cúcuta para que el terreno pase a ser del municipio”.

Image
/ La Opinión.

El salón comunal, ‘invisible’

Con un chiste, que solo entienden los habitantes de este lugar, señalan que cada vez que les preguntan por el salón comunal, muestran un espacio vacío y luego se ríen, porque la construcción de uno real parece una utopía.

Cada vez que tienen que hacer una reunión o capacitación, deben hacerlo en un pequeño espacio al aire libre y, en caso de que llueva o haga mal clima, se ven obligados a cancelar la actividad.

Además: Tucunaré Parte Alta, una comunidad organizada y efectiva

“Tenemos un espacio y los planos para construirlo, pero no tenemos recursos, queremos que sea algo estable, porque si ponemos una casa de madera, se pueden robar lo que se guarda allí”, señaló el líder comunal.

La cancha está abandonada

Desde que inició el barrio, fue adecuada una cancha para el esparcimiento de las personas que viven allí. 

Los líderes comunales han adelantado gestiones con la Gobernación para poder encerrar el sitio de recreación y mejorarlo, pero no han obtenido una respuesta certera. Mientras tanto, los arcos con los que cuenta están cubiertos por óxido y el polvillo se levanta cada vez que hace viento.

Image
/ La Opinión.

‘Todo se lo roban’

Los residentes también aseguran que el aumento de la delincuencia los ha afectado en gran medida.

“Ya no se puede salir a la calle con aparatos electrónicos, porque se los rapan o, en el peor de los casos, atracan a la persona”, afirmó un vecino del sector.

Además, señalaron que están hurtando elementos de las viviendas, como los cables que les da conexión a internet o televisión.

“Nos quedamos sin el servicio porque en la noche los cortan y se los llevan, eso sumado a que aquí el consumo y venta de drogas también se ven mucho, y una cosa lleva a la otra”, agregó el denunciante.

Por esta razón,esperan más atención por parte de las autoridades y que atiendan sus peticiones, todo con el fin de que puedan volver a la tranquilidad por la que se caracterizaban años atrás.

Redacción | Camila Flórez.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
La opinión
La Opinión