Escuchar este artículo

Cúcuta fue elegida para el lanzamiento de Conexión Futuro

Miércoles, 8 de Diciembre de 2021
Egresados del Sistema de Responsabilidad Penal para Adolescentes tendrán una nueva oportunidad

La Biblioteca Pública Julio Pérez Ferrero fue el escenario del lanzamiento de Conexión Futuro: Jóvenes echados pa´lante, un proyecto del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) y el Instituto Cultural Público del Reino Unido, British Council. 


Le puede interesar: Lo mató el hombre con el que estaba tomando cerveza

Su objetivo es apoyar a 120 jóvenes egresados del Sistema de Responsabilidad Penal para Adolescentes (SRPA) en Cúcuta, Medellín y Cartagena, para que su proceso de inclusión social se dé integralmente, evitar la reincidencia y fortalecer sus habilidades ocupacionales para que puedan obtener ingresos en el marco de la legalidad.

El proyecto contempla 4 fases con una duración de 12 meses: la primera, relacionada con la formación grupal, donde construyen un plan de formación de educación no formal para desarrollar saberes y talentos que les permita a los jóvenes descubrir y fortalecer sus habilidades comunicativas y emocionales y así enfrentar retos o conflictos de manera pacífica a través de un enfoque restaurativo con herramientas de terapia cognitivo conductual. 


Apoya a La Opinión haciendo clic aquí: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

La segunda, enfocada en jornadas restaurativas donde buscan transformar la realidad de los jóvenes desde la reconciliación con su entorno por medio de acciones que generen cambio, reconociendo a los jóvenes como dueños de su realidad y protagonistas en el camino de reescribir su historia. 

La tercera, relacionada con la atención individual, ya que quieren darles herramientas a los jóvenes para materializar sus planes de vida con asistencia psicosocial a través de sesiones individuales donde puedan aclarar sus dudas, explorar sus miedos y buscar soluciones. 

Y la última, que tiene que ver con la orientación ocupacional,  para hacer realidad los planes productivos de los jóvenes por medio de la generación de ingresos en la legalidad, alianzas y vinculaciones ocupacionales. 
 

 

El proyecto surgió de un piloto liderado por el British Council en la ciudad de Cali entre el 2019 y 2020 llamado “Vacílate con Buena Actitud”, que consistió en el pilotaje de una ruta de apoyo para cincuenta jóvenes egresados del SRPA en el marco de la estrategia de “Gestores de Paz y Cultura Ciudadana” de la alcaldía. 


Lea aquí: Chitagá, municipio verde de Norte de Santander

Gracias a los resultados alentadores del piloto se generó la alianza con el ICBF y surgió Conexión Futuro para llevar la ruta a Cúcuta, Medellín y Cartagena y aumentar el número de beneficiarios. 

Durante el lanzamiento estuvo presente la directora general del ICBF, Lina María Arbeláez; Tom Birtwistle, director en Colombia de British Council; el gobernador de Norte de Santander, Silvano Serrano; el alcalde de Cúcuta, Jairo Yáñez, Jessika Danitza Flórez Torres, directora regional del ICBF en Norte de Santander, entre otros representantes del nivel regional y nacional. 


Apoya a La Opinión haciendo clic aquí: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

 

Image
120 jóvenes se benefician del proyecto./ Foto: Jorge Gutiérrez

Una oportunidad para el presente

Lina María Arbeláez, directora general del ICBF indicó que el proyecto tiene una inversión superior a los 4.700 millones de pesos. 

“Le estamos apostando a la juventud con toda la fuerza, sabiendo que ellos son la innovación, la creatividad, son la posibilidad de transformar y que necesitan nuevas oportunidades”, mencionó Arbeláez. 

La funcionaria manifestó que el 70% de los jóvenes que pasan por la SRPA ha sido víctima de algún tipo de violencia, es decir que sus derechos se han visto vulnerados durante su etapa de crecimiento. 


Entérese: Hospital de Pamplona le apunta a la detección de cáncer de piel

La directora explicó que el programa se desarrollará durante 12 meses, donde se trabaja sobre el individuo, sobre su esquema familiar, sus entornos protectores, la construcción de sus proyectos de vida y se les asigna un incentivo económico para que puedan continuar con su proceso. 

“Se están abriendo todos los espacios y oportunidades para que los jóvenes participen y puedan transformar e incidir en las políticas públicas y que sean veedores por ejemplo en los presupuestos asignados por la juventud”, precisó Arbeláez. 

La directora general del ICBF señaló que 34 de cada 10 mil adolescentes del país entra al SRPA, en muchas ocasiones por circunstancias ajenas a su voluntad, destacando que desafortunadamente, en Colombia la violencia contra los niños, niñas y adolescentes se ha naturalizado de una manera muy nefasta. 


Apoya a La Opinión haciendo clic aquí: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

“Cambiar es de valientes, yo creo que los jóvenes de responsabilidad penal deben hablar de nuevas oportunidades. Muchas veces construir proyectos de vida se condiciona por el lugar donde nacemos, la familia, el género o el color de la piel, y eso es absolutamente incoherente. Los proyectos de vida se deben construir a partir de todas los potenciales y talentos que ustedes como jóvenes, como seres humanos tienen”, agregó la directora general del ICBF. 

El ICBF explicó que durante los 12 meses que dura el proceso, los jóvenes participantes en Conexión Futuro recibirán un apoyo económico mensual que estará condicionado al cumplimiento de las reglas preestablecidas tales como asistencia mínima al 80% de las actividades de formación, mantenerse alejados del delito y cumplir con acuerdos de convivencia.

Por su parte, Tom Birtwistle, director del British Council en Colombia, mencionó que para ellos es  “muy importante invertir en programas como Conexión Futuro que se enfocan en brindar nuevas oportunidades. Confiamos en este modelo que venimos desarrollando y confiamos en las habilidades y fuerza de todos los jóvenes que hacen parte de este programa. Tenemos los mejores aliados y el mejor equipo para que este esfuerzo se mantenga, crezca y siga siendo exitoso”. 

Image
El programa durará 12 meses. / Foto: Cortesía / La Opinión

 

Beneficiarios

Una de las jóvenes beneficiadas indicó que gracias a Conexión a Futuro se le han abierto muchas puertas, pues a través del programa ha recibido ofertas de empleo y, asimismo, oportunidades para estudiar y salir adelante. 


Conozca más detalles: Apuñalado por defender a su mamá

"En estos momentos me encuentro estudiando una técnica de peluquería integral. En las mañanas estudio y en las tardes asisto al proyecto. También me veo a largo plazo con mi propio negocio, generando empleos y ser una gran persona. Conexión Futuro es un proyecto que de verdad le ha servido a todos los jóvenes que estamos aquí”, dijo la joven. 

Otro de los jóvenes que forma parte del proyecto, envió un mensaje a los ciudadanos para que no los continúen estigmatizando por su pasado. 

“Que la comunidad no nos miren como antes, que no nos señalen de todo el error que uno cometió, porque somos personas y también tenemos sentido de pertenencia. Que en Cúcuta haya más empleos para los jóvenes que queremos aprender y mostrar nuestra experiencia”, dijo otro de los jóvenes. 


Lea aquí: Vía de Aniversario II lleva más de 20 años destruida

Otro de los jóvenes comentó que ha visto cambios reales en su vida, pues se siente mucho mejor y a pesar de las adversidades ha aprendido a ser resiliente, y a identificar cada obstáculo para poder resolverlo de la mejor manera. Afirmó que su sueño es ser veterinario.
 

Image
El programa tendrá 4 fases. / Foto: Jorge Gutiérrez / La Opinión

 

SRPA

El Código de la Infancia y la Adolescencia establece que “el Sistema de Responsabilidad Penal para Adolescentes es un conjunto de principios, normas, procedimientos, autoridades judiciales especializadas y entes administrativos que rigen o intervienen en la investigación y el juzgamiento de delitos cometidos por adolescentes entre 14 y 18 años al momento de cometer un hecho punible”. 

Tiene una finalidad pedagógica, específica y diferenciada respecto del sistema de justicia de adultos. 


Apoya a La Opinión haciendo clic aquí: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

La dimensión pedagógica del SRPA pasa por el sistema educativo pero lo trasciende, al considerar que el adolescente se encuentra en proceso de formación. Por tanto, los procedimientos y medidas del Sistema deben propiciar la configuración de ese sujeto, asegurando su pleno y armonioso desarrollo, garantizando la protección integral de sus derechos y propiciando las condiciones necesarias para el goce efectivo de los mismos sin afectar el ejercicio de los derechos de los demás.

Durante el 2021 se han atendido en el SRPA 13.557 usuarios de los cuales han egresado 4.850. Mientras que en los últimos 5 años (2016-2020), la reincidencia ha sido del 19,8%.

De los adolescentes que ingresan al SRPA, actualmente el 90% son hombres y el 10% mujeres.

No a la pólvora 

La directora del ICBF aprovechó el espacio para hablar sobre la campaña de concientización que lideran “La fiesta eres tú, no la pólvora”, con el objetivo de evitar que las niñas, niños y adolescentes resulten lesionados con pólvora, aunque desafortunadamente, a corte del 07 de diciembre ya hay 16 niños entre los 11 y 17 años con quemaduras. 

“Todos los adultos, no sólo las autoridades, estamos llamados a garantizar una celebración responsable para las niñas, niños y adolescentes”, dijo la funcionaria,  al reiterar que,  “los papás y mamás son los primeros responsables de la vida y del bienestar de sus hijos y por eso es inadmisible que, aun conociendo todos los riesgos de la pólvora, permitan que la utilicen”.

La funcionaria pide a los colombianos que no manchen estas festividades con tristezas por vulneración de los derechos de la niñez, a raíz de las lesiones con pólvora. “La fiesta son los niños, no la pólvora”. 


Lea además: Pólvora, mortal para mascotas y aves de Cúcuta

El año pasado se logró una reducción de 10,4% de niñas, niños y adolescentes lesionados con pólvora frente a 2019, al pasar de 278 a 249 casos. 

Presencialidad

De igual forma, la funcionaria habló sobre el avance de la presencialidad en el ICBF, destacando que en Norte de Santander ya hay más de 21.532 unidades de servicios abiertas. 

“En Colombia cerramos un año con más de un millón ciento veinte mil niños en  presencialidad, elemento que se vuelve fundamental para el desarrollo motor, cognitivo y socioemocional de los niños”, dijo Arbeláez. 

La directora mencionó que los niños necesitan relacionarse con otras personas y con otros niños, por lo que esperan que para el otro año se dé la presencialidad total. 

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
Deicy Sifontes
Deicy Sifontes

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas

Contenido Patrocinado