Escuchar este artículo

El ‘Niño’ Quiñones dejó huella en el Cúcuta Deportivo

Jueves, 28 de Enero de 2021
El jugador vallecaucano falleció ayer a los 66 años en La Unión, Nariño.

El martes el fútbol colombiano amaneció de luto, tras el fallecimiento de manera trágica el exfutbolista Wilson Américo ‘El Niño’ Quiñones a los 66 años.

Quiñones residía en La Unión, Nariño.

Había nacido en Tumaco y en su carrera deportiva, militó en el Cúcuta Deportivo, Deportes Atlético Quindío, Deportes Tolima, Atlético Bucaramanga, América de Cali, e Independiente Santa Fe.
Disputó 478 partidos y anotó 7 goles.

También integró la selección Colombia para el Preolímpico de 1976, Eliminatorias de 1985 camino al Mundial de México 86.

Fue un volante de marca, fuerte, con mucha regularidad y su desempeño el valió para ser convocado a la selección Colombia con la que fue sobresaliente.

Su paso por el Cúcuta Deportivo se dio en los años 1986 y 1987, a la edad de 32 años, y con la tribu rojinegra según estadísticas suministradas por el periodista deportivo Jorge Enrique Rico Orduz, ‘El Niño’ Quiñones jugó 54 partidos de titular en esa temporada y había llegado procedente del América, donde había salido campeón siendo  uno de los futbolistas importantes del técnico Gabriel Ochoa Uribe para ese momento.

Rico Orduz reseñó a La Opinión que “Wilson Américo Quiñones llegó al Cúcuta para el segundo semestre de 1986 (Torneo Finalización), y futbolísticamente era un volante marca de los que antaño llamábamos ‘picapiedreros’ fuerte, duro, recio, pero sin mala intención que dominaba bien la pelota y la entregaba bien”.

Rico sostuvo que para esa época el once fronterizo se había quedado sin jugadores y los dueños del equipo  los Hermanos Vélez Trillos, Álvaro y Julio, contactaron al Hernando Piñeros que se trajo 18 jugadores del desaparecido Cóndor se juntaron con otros que seguían como Oscar Duque, Alberto ‘Chamizo’ Cañas, y entre esa camada llegó de Cali Américo Quiñones.

Jorge Enrique dijo que Quiñones no le gustaba hablar con los medios de comunicación, no porque no quisiera, sino porque tenía un problema de dislexia.

Por su parte, Germán ‘Burrito’ González  quien también compartió con Américo Quiñones, jugando con los Diablos rojos en 1978, recordó: “fue el único año que jugué en el América y con ‘El Niño’ Quiñones 

De Quiñones precisó que “Américo fue un excelente jugador, un volante rendidor, fue capitán del equipo, fuimos excelentes amigos sobre todo buen compañero y persona agradable, nunca fue jugador mal intencionado”, concluyó ‘El Burrito’.

Image
Omar Romero - Periodista de Deportes
Omar Romero Güiza