Escuchar este artículo

Ausentismo en el control político a Aguas Kpital

Jueves, 11 de Julio de 2019
Los pocos munícipes presentes fueron críticos del manejo irregular que, según ellos, se le ha dado al contrato 030 de operación del acueducto.

A pesar de que el control político que adelantó el jueves el Concejo a las empresas Aguas Kpital y EIS Cúcuta era esperado con insistencia desde hacía  cuatro meses. A la hora de la verdad, solo 11 concejales estuvieron en el inicio y tan solo seis al final.

El ausentismo dejó al descubierto que no había tanto afán en discutir las presuntas fallas que le endilgó a la empresa Aguas Kpital Cúcuta el gerente de la EIS Cúcuta, Francisco Cortés, en el desarrollo del contrato de operación del acueducto 030.

Los pocos munícipes que terminaron en la sala de plenarias atendiendo el control político –Carlos Camero, Bachir Mirep, Oscar Sanabria, Alexander Salazar, karime Rodríguez y Carlos Abreo–, fueron críticos del manejo irregular que, según ellos, se le ha dado al citado contrato.

No obstante, concejales como Oliverio Castellanos y Guillermo León, quienes estuvieron al inicio del control político, llamaron la atención a sus demás compañeros en tener cuidado de no juzgar por juzgar (la gestión de Aguas Kpital) si no se cuenta con pruebas contundentes.

Cortés, en su intervención en la plenaria, afirmó que en octubre del año pasado, cuando arribó al cargo, se encontró con una EIS Cúcuta “atada de manos” frente al control que debiera ejercer como contratante del acueducto.

Cuestionó que en los cuatro otrosí y tres arreglos directos que pactaron con la empresa Aguas Kpital los gerentes que lo antecedieron en el cargo, produjeron cambios drásticos en el contrato, en cuanto al plazo del mismo, los indicadores, la inversión y el cumplimiento.

Dijo que el cuarto otrosí dio prelación para la prórroga del contrato, no al plan de inversión y al cumplimiento del mismo, sino al indicador de continuidad en el servicio.

Aseguró, además, que este último otrosí no fue aprobado por la junta directiva, algo que el gerente de Aguas Kpital Cúcuta, Hugo Vergel, refutó al señalar que sí se había contado con el visto bueno de la junta.

Vergel dijo estar tranquilo por el manejo que hasta ahora se ha hecho del contrato de operación 030.

Dijo que no ha habido ningún cambio del mismo que no haya sido aprobado y avalado por la empresa y la junta contratante del acueducto, EIS Cúcuta.

En lo expuesto por Cortés también se denunció que existen unas 40.000 familias sin alcantarillado en Cúcuta y por ello hubo necesidad de que se hicieran ajustes en los recursos de transferencia del Sistema General de Participación que se destina para los subsidios.

Vergel dijo que no son 40.000 sino 5.000 las familias que hoy no cuentan con alcantarillado, y ello ocurre en los barrios de invasión.

En esto último, Vergel respondió a los cuestionamientos de los usuarios de estratos populares que señalan a la empresa de ser la responsable del recorte de los subsidios.

El empresario aclaró que fue el Concejo el que aprobó el desmonte.

Sobre este recorte, el concejal Juan Capacho le preguntó a Cortés en qué se han gastado la plata que le recortaron a los subsidios, y este le respondió que en obras de alcantarillado en barrios que no contaban con este servicio.

Vergel aprovechó para enviar un mensaje a los concejales, en el sentido de que sea por las instancias legales que se resuelvan las diferencias. Invitó a construir ciudad y en ello se viene trabajando con proyectos que se presentaron al Gobierno Nacional para jalonar recursos para las pilas públicas.

En torno al cambio de medidores que criticaron los concejales y usuarios, Vergel dijo que el contrato de operación se lo exige, “no es por capricho de la empresa que se está haciendo”.

Le puede interesar Aguas Kpital gana Gran Premio de Sostenibilidad

Así lucía el concejo a las dos de la tarde cuando intervino el gerente de Aguas Kpital, Hugo Vergel.

 

Image
La opinión
La Opinión

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas