Escuchar este artículo

El colegio Sagrado Corazón seguirá en su edificio

Martes, 24 de Octubre de 2017
Por su parte, el colegio Inem se fusionará, indicó la Secretaria de Educación Municipal.

El colegio Sagrado Corazón de Jesús seguirá en su sede, mientras que el Inem se fusionará. Este es, hasta el momento, el resultado, según la secretaria de Educación Doris Angarita, de lo que han denominado reorganización de la educación en Cúcuta para optimizar recursos.

Durante el control político al que fue llamada la secretaria de Educación para rendir su informe de gestión, el tema central fue la fusión de los colegios.

A la entrada de la alcaldía, pancartas de los dos colegios y los gritos de los estudiantes animaban demostraban la inconformidad.

Tras la presentación del informe, el cuestionamiento llegó para saber qué es lo que está pesando hacer la Alcaldía con estos colegios.

Angarita aclaró que se han venido haciendo mesas de diálogos con los colegios implicados, para establecer qué hacer en beneficio de los estudiantes.

La resolución que obliga a que los colegios operados por comunidades religiosas adopten la jornada única desde 2018, llevó a que la Alcaldía propusiera, que por comodidad de infraestructura, el colegio Sagrado Corazón se traslada a la sede del colegio Inem, y este se reubicara en otra sede.

Debido al traumatismo que causo la propuesta, según Angarita, ambas instituciones presentaron propuestas para seguir en sus sedes.

El Sagrado Corazón de Jesús propuso que en conjunto con exalumnos, papás y estudiantes, harían algunas mejoras en su estructura, para que el próximo año, al menos los grados décimo y once comiencen con jornada única. Los exalumnos trabajan en la consecución de los recursos y los planos de los cambios que hay que hacer.

Por su parte, el Inem propuso fusionarse para tampoco salir de su sede. Ambas propuestas, según Angarita, fueron recibidas por la secretaría y están siendo analizadas, aunque dijo que por ahora el Sagrado Corazón sigue en su sede.

La secretaría tiene pensado que la fusión del Inem sea con el colegio Nacional de Comercio. Sin embargo en el primero dicen que aceptan siempre  y cuando se mantenga la identidad del Inem.

“Aquí no se quiere acabar con nada, lo que se quiere es fortalecer la educación y que los estudiantes sean los únicos que ganen”, aseguró Angarita.

No hay apuros 

Actualmente el Inem tiene 747 estudiantes en su sede principal, y con mejoras la capacidad podría alcanzar hasta los 3.000.

El  colegio no tiene la cobertura adecuada para las enormes instalaciones que posee.

En el Sagrado Corazón de Jesús estudian 2.700 estudiantes.

Por estas razones, según la secretaria de Educación, Doris Angarita, propuso estos ajustes.

Sin embargo, la funcionaria aseguró que no hay ningún afán en el proceso de fusión, aunque se tenía previsto para finales de octubre, aún no hay ninguna resolución que así lo determine.

Por su parte tanto el Sagrado Corazón como el Inem prefieren esperar a que haya una notificación oficial sobre le futuro, antes de bajar la guardia en las acciones que vienen adelantando para no tener que cambiarse de sede.

Image
La opinión
La Opinión