El miedo empieza a cundir por tanta inseguridad

Lunes, 7 de Septiembre de 2020
En Cúcuta, se contabilizaban 163 homicidios hasta el 15 de agosto.

Cúcuta ha sido escenario los últimos días de cinematográficos asaltos a mano armada donde las víctimas son desprevenidos ciudadanos o comerciantes, cometidos por bandas que muestran niveles de organización al actuar de manera coordinada y con sorprendente sangre fría, logrando apoderarse en pocos segundos de jugosos botines para escapar sin mayor esfuerzo en potentes motocicletas.

Eso ocurre en lugares céntricos de la ciudad, a plena luz del día, donde la gente creería que es menos vulnerable a la acción de la delincuencia, pero también está afectando a diferentes sectores de la capital de Norte de Santander, cuyas comunidades ya no se sienten seguras.

El caso más sonado ocurrió el sábado 5 de septiembre cuando al menos cuatro delincuentes despojaron a un comerciante de divisas de 45 millones de pesos, quien en los 40 segundos que duró la acción se enfrentó a la muerte porque estuvo todo el tiempo en la mira de sus victimarios que no dejaron de apuntarle con las pistolas que esgrimieron para que no opusiera resistencia.

Lea aquí:

Plan para contener la pandemia con la economía abierta

Esa sensación de impotencia es generalizada y la gente tiene miedo de ser víctima de los asaltantes en moto, que al parecer son los mismos que han quedado registrados en varias cámaras de seguridad, actuando con el mismo desparpajo  y a sus anchas, mientras la gente se pregunta qué pasa con la fuerza pública.

Presencia institucional

 Si no está autorizado por las autoridades, ningún carro podrá tener vidrios polarizados.

Y mientras la percepción de inseguridad está fuera de límite, la secretaría de Seguridad Ciudadana anunció que viene haciendo presencia en diferentes sectores de alta complejidad, como parte de las estrategias para atacar el flagelo de la inseguridad en Cúcuta.

Así lo dio a conocer el nuevo secretario de ese despacho, José Alejandro Martínez, como respuesta de la administración municipal al clamor de la ciudadanía, que agobiada por la pandemia del coronavirus enfrenta de manera adicional el desbordamiento de la delincuencia. 

Martínez dijo que junto a la presencia institucional se están incrementando los puestos de control y los diferentes operativos por parte de la Policía, con el acompañamiento del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía en algunos casos.

Así  mismo, se han llevado a cabo diferentes reuniones con ediles de las comunas y presidentes de las Juntas de Acción Comunal, para escucharlos y conocer de primera mano la problemática de cada sector, a fin de asumir de manera integral, no solo desde la oficina de Seguridad Ciudadana, sino llevar a cabo intervenciones con las diferentes secretarías para resolver los problemas expuestos por las comunidades.

Hay situaciones que no son propiamente del resorte de esta secretaría, pero que al final terminan afectando la seguridad o generando la percepción de inseguridad en los sectores, y es ahí donde estamos haciendo la interlocución con otras entidades para ayudar a resolver esas problemáticas”, según el funcionario.

Agregó, que están trabajando en las llamadas zonas de miedo con la oferta social, no solamente de la Policía, sino también del Ejército, generando confianza entre la ciudadanía para retomar las redes de apoyo ciudadano que en muchos momentos dieron buenos resultados gracias a la oportuna información entregada a las autoridades.

Le puede interesar:

Cúcuta será parte de estudio pandémico

El secretario dijo que se está trabajando con las autoridades judiciales en el caso de la banda de atracadores que cometieron el asaltó en el estacionamiento del centro comercial en el centro de la ciudad, informando que sobre el particular los investigadores tienen en su poder videos y testimonios que hacen parte del material probatorio a cargo de la Fiscalía, cumpliendo los diferentes procesos para individualizar y judicializar a esos delincuentes.

Sobre el particular pidió a los ciudadanos, que cuando deban movilizar gruesas sumas de dinero, hagan la solicitud a la Policía para el acompañamiento, para evitar ser víctimas de los delincuentes.

El coronel José Luis Palomino, comandante de la Policía Metropolitana de Cúcuta, dijo que fue creado junto con la Fiscalía un equipo de tareas especiales para priorizar las investigaciones de este caso, en el que intervienen expertos de la Sijín y el CTI, con lo que se espera resultados en el menor tiempo posible.

Las medidas

 El alcalde de Cúcuta, Jairo Yáñez, anunció por su parte las nuevas medidas para fortalecer la seguridad de los cucuteños, entre ellas, que dará un plazo de 15 días para que se marque la placa en el casco y chaleco de las motocicletas, siendo su uso  obligatorio a cualquier hora del día.

Así mismo, se prohíbe el tránsito de parrillero en motocicleta y se le solicitará a las autoridades que se retire de los vehículos el papel ahumado que impide ver quién viaja al interior de los mismos.

Mediante decreto se darán a conocer las medidas de manera oficial, que incluirán la militarización de algunos sectores de la ciudad donde se ha registrado la ocurrencia de  delitos como asesinatos, hurtos, entre otros.

Aún sin salir el decreto, los  ciudadanos que conocieron de las medidas denunciaron que no son la solución al problema tan grave de inseguridad que existe en la ciudad.

Las zonas de miedo

El secretario de Seguridad Ciudadana, José Alejandro Martínez, dijo que en Cúcuta hay identificados 17 Territorios de alta complejidad (TAC), cada uno integrado por diferentes barrios y sectores, donde existen las llamadas zonas de miedo, que son por tradición reconocidas como peligrosas, frecuentadas por todo tipo de delincuente y habitantes de la calle, para el consumo y comercialización de estupefacientes, lo que desencadena o conexa la comisión de otros delitos

Ente los Territorios de alta complejidad figuran el barrio Latino, particularmente el parque Lineal y otros lugares de la zona céntrica de la ciudad, así como los barrios El Contento, El Callejón, San Luis, Prados del Este, Carlos Pizarro, Trigal del Norte, Ospina Pérez, Comuneros, Antonia Santos, La Victoria, Niña Ceci, Nuevo Horizonte, Belén, Loma de Bolívar, Alfonso López, Caobos con el sector de El Malecón con la alta presencia de habitantes de calle.