Escuchar este artículo

La caridad de los cucuteños dará una casa para los indigentes

Martes, 28 de Febrero de 2017
La campaña de la Diócesis tiene como meta este año reunir $150 millones.

Este año la diócesis católica de Cúcuta acudirá nuevamente a la caridad de los cucuteños para su una nueva versión de la tradicional  Campaña de Comunicación Cristiana de Bienes.

Bajo el eslogan 'Una historia de fe en obra de caridad', la diócesis invitó a sus feligreses a donar recursos para apadrinar a los habitantes de la calle. En años anteriores, bajo esta misma campaña la iglesia católica le tendieron la mano a presos y a familias pobres.

La idea de invertir los recursos recolectados durante en 2017 en la construcción de una casa para los indigentes fue avalada por monseñor Víctor Manuel Ochoa Cadavid, obispo de la Diócesis católica de Cúcuta, luego de conocer el trabajo que venía desarrollando la parroquia San Antonia de Padua con esta población.

César Prato Parra, párroco de San Antonio de Padua, la iglesia que queda frente al parque Mercedes Ábrego, venía trabajando desde 2015 en un proyecto para construir un comedor para los indigentes.

Empezó dándoles un plato de comida  a los habitantes de la calle durante la novena de San Antonio de Padua y al año siguiente les ofrecía almuerzo o comida dos veces a la semana. Gracias a la caridad de sus fieles entregaba hasta 300 platos de comida.

Debido a esto, este año los recursos recolectados en las parroquias, las alcancías en los colegios y locales comerciales, y los dineros que sean consignados en la cuenta destinada para esta campaña, serán destinados para construir una casa que sirva de comedor y lugar de paso de los habitantes de la calle.

“Con esta obra estaremos siguiendo los lineamientos del papa Francisco porque estamos ayudando a las periferias”, agregó Prato.

Además de presentar la nueva versión de la Campaña de Comunicación Cristiana, la diócesis dio un informe de los recursos recaudados en 2016 y de cómo se invirtieron.

Recibieron 90 millones 173 mil 700 pesos, de los cuales la Pastoral Social Nacional recibe el 20 por ciento para sus obras. Estos recursos se invirtieron en la construcción de tres capillas en la cárcel de Cúcuta.

Image
La opinión
La Opinión