Escuchar este artículo

La comuna 4 estuvo juiciosa durante el cerco a la COVID-19

Jueves, 20 de Agosto de 2020
Se aplicaron 11 comparendos durante la jornada del jueves.

La Alcaldía de Cúcuta, en conjunto con las secretarías de Salud, Gobierno y Desarrollo Económico adelantó el cierre estratégico y sectorizado en los barrios Prados del Este y San Luis, pertenecientes a la Comuna 4 de la ciudad, donde se han registrado altos niveles de contagio de COVID-19.

Los barrios amanecieron cerrados desde las 00:00 horas del jueves y permanecerán así hasta las 00:00 horas del sábado 22 de agosto. La administración municipal tomó esta decisión a través del decreto 0219, en donde se determinó limitar la libre circulación de personas y vehículos durante 48 horas para estos sectores.

El objetivo principal de estas acciones es mitigar la propagación del coronavirus realizando cercos epidemiológicos, así como también, sensibilizar a los ciudadanos sobre las medidas sanitarias que deben cumplir con obligatoriedad.

David Fajardo, secretario (e) de Salud de Cúcuta, señaló que las actividades iniciaron desde las 8:00 a.m. hasta las 2:00 p.m., resaltando que, de igual forma, la jornada se replicará nuevamente hoy en los mismos barrios.

“En el barrio Prados del Este se hizo búsqueda activa comunitaria en 324 casas, se tamizaron a 627 personas, se activó la ruta a 5 personas que presentaron síntomas o que tuvieran nexos epidemiológicos y se visitaron 22 locales, en los que también se hizo búsqueda activa”, dijo Fajardo.

En el barrio San Luis realizaron pruebas de tamizaje a 534 personas, de las cuales se les activó ruta para toma de muestra a 2 ciudadanos. Visitaron 209 casas y 27 locales comerciales.

El funcionario explicó que las pruebas de tamizaje se relacionan con una valoración y una encuesta que se hace a las personas, en donde se evidencian dos situaciones, “una parte clínica, en la que se evalúan síntomas y una evaluación de nexo epidemiológico, en la que se pregunta si ha tenido contacto con algún positivo o posible positivo y con estas dos variables, se evalúa si es necesario activar la ruta”.

Fajardo señaló que en estos momentos se encuentran trabajando con la Ese Imsalud, para realizar un convenio y elaborar la prueba de tipo antígeno (prueba rápida), con el fin de aplicarla en los cercos epidemiológicos que vienen realizando y que de esta manera los procedimientos sean más rápidos y efectivos.

“Por ahora lo que se hace es activar la ruta de manera interna con la EPS a la que la persona está afiliada, para poder hacer el hisopado nasofaríngeo y en caso de que la persona no tenga seguro, se le activa la ruta con un contrato que tenemos con la IPS CIADE y la alcaldía asume ese costo”, añadió el secretario.

 En el barrio Prados del Este,  las vallas de la Policía Nacional y el cierre con cintas amarillas se empezó a realizar desde horas de la noche del día anterior.  Durante todo el jueves, las autoridades prohibieron la salida y el ingreso de habitantes del sector. 

voces de la comunidad

José Luis Parada, presidente de Junta de Acción Comunal (JAC) del barrio San Luis, sostuvo que la mayoría de las personas atacaron la norma y permanecieron en casa. Recalcó que los establecimientos que estuvieron abiertos estaban dentro de las excepciones.

“Estuve con las secretarías de Desarrollo y la de Salud, y ellos estuvieron más que todo por los negocios, verificando que cumplan con los protocolos de bioseguridad. Hasta el momento podemos dar un balance positivo, la gente ha acatado las normas y esperamos que así sea durante todo el fin de semana y de aquí en adelante”, dijo Parada.

Juan Carlos Obregón, presidente de JAC de Prados del Este, indicó que en lo que pudo observar, la administración municipal y la Secretaría de Salud, sí cumplieron con las acciones.

“Ellos van pasando por todas las cuadras, y van mirando qué personas presentan sintomatología del COVID-19. Les van haciendo la charla y el médico los examina, y ellos hacen el procedimiento que se requiere”, afirmó Obregón.

Pico de la pandemia en Cúcuta se daría en octubre

En Táchira, médicos piden apoyo para colegas ante COVID-19

 

 

No obstante, el líder barrial señaló que uno de los problemas más difíciles y que no han podido controlar, es la cantidad de vendedores ambulantes, especialmente venezolanos, que a diario recorren el barrio.

“Como somos zona limítrofe con Venezuela, pasa mucho venezolano. A la gente le hace falta mucha cultura, pero también le hago el llamado a la Policía Nacional para que aumente el pie de fuerza de aquí del barrio”, añadió Obregón.

Por último, el líder comunal mencionó que, aunque los controles se realizaron por el barrio, hubo muchos conjuntos y condominios en donde no aplicaron los cercos epidemiológicos.

Ante este llamado, el secretario de Salud explicó el problema con estos conjuntos cerrados, pues al ser privados, “no nos dejan ingresar y es un problema que hemos tenido por la preocupación del riesgo del contagio del equipo”.  Las jornadas de inmersión comunitaria continúan  hoy viernes, por lo que se espera el mismo comportamiento de ayer.

 En el barrio san luis muchas personas estaban a la espera de poder pasar, sin embargo, las autoridades no lo permitieron. 

Image
La opinión
La Opinión

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas