Escuchar este artículo

La intersección vial de Cuatro Vientos, con un final incierto 

Sábado, 20 de Marzo de 2021
Ahora, en esta megaobra de Cúcuta, hay inconvenientes con las empresas de servicios públicos por la reubicación de postes, redes telemáticas y tuberías.

La intersección vial de Cuatro Vientos sigue dando de qué hablar. Tras 26 meses de haberse dado inicio a los trabajos, tiempo en el que se tuvo que cambiar de contratista, soportar dos parálisis y dos prórrogas, las obras no culminarán este mes, tal y como había sido pactado.

La Secretaría de  Infraestructura indicó que la última prórroga fue solicitada a finales de diciembre del año anterior y se aprobó a partir del 1 de febrero, por falta de recursos para dar cumplimiento a la meta física. 

En esa oportunidad se inyectaron $2.072 millones y se adicionaron $213 millones a la interventoría, con el fin de garantizar la terminación de la obra  en el plazo máximo que vence el próximo 17 de abril.

Sin embargo, ahora surgieron inconvenientes con las empresas de servicios públicos, entre ellas Centrales Eléctricas de Norte de Santander, CENS, Aguas Kapital y la de telefonía, en lo que respecta a la reubicación de postes, redes telemáticas y tuberías.

Una de las mayores dificultades está con la empresa de acueducto y alcantarillado, porque esta debe reemplazar unas tuberías que se encuentran en la zona verde del proyecto.

El problema es que necesitan algunos materiales que deben ser importados y que por la pandemia se pueden retrasar, prolongando aún más el tiempo de la obra.

Ante este escenario, la secretaria de infraestructura, Eliana Medina, se reunió con Aguas Kapital y  la EIS Cúcuta en una mesa de conversación, para encontrar una solución rápida, efectiva y viable.

    “Estamos adelantando todas las acciones necesarias para que las empresas de servicios públicos den solución inmediata a los inconvenientes que interfieren con la continuidad del proyecto. Superando estos percances, esperamos tener la obra en su fase de terminación y entrega en el mes de abril de este año” comentó la funcionaria. 

    La Opinión conoció que otro factor que podría poner en apuros la entrega de la megaobra, es una nueva parálisis de labores que se estaría organizando para los próximos días por parte de los trabajadores, debido a que les adeudan salarios.

    Esta situación exacerbó aún más los ánimos de los líderes de las Comunas 3 y 4, puesto que una obra pactada para 14 meses ya va en 26 “y todo apunta a que tampoco se terminará en el último plazo concedido al contratista”, dijo Juan Carlos Díaz, un líder cívico del barrio San Luis.

    Debido a las demoras en la construcción de esta sonada obra de infraestructura, varios comerciantes que tienen sus locales a los alrededores del lugar  denunciaron que han bajado sus ventas, toda vez que la gente no pasa por sus establecimientos y se encuentran encerrados por vallas verdes. 

    La otra queja tiene que ver con el deterioro de las calles alternas que fueron habilitadas como desvíos, pues el tránsito del servicio de transporte público y privado aumentó. “Todo el transporte público que viene de la parte superior de La Libertad tiene que pasar por calles que fueron pavimentadas hace mucho tiempo y ahora se encuentran en mal estado”, expresó Sebastián Domínguez, edil de la Comuna 4.

    Los habitantes de las Comuna 3 y 4 quieren que la obra se terminé lo más rápido posible y sin ningún tipo de contratiempos, y advirtieron que, si es necesario, harán un plantón y saldrán a las vías para protestar en contra de la administración.

    “Si se llega a paralizar la obra tendremos que salir a las vías. Van de prórroga en prórroga, pero nosotros no vemos avances”, comentó Domínguez.

    Esta es la evolución de la obra 

    • En enero de 2019 la obra intersección vial Cuatro Vientos comenzó su construcción con una inversión de $31.900 millones y la ejecución se proyectó para 14 meses. 
    • En marzo de 2020, por la llegada de la pandemia, tuvo que retrasarse unos meses. 
    • En junio de 2020 fue bloqueada por los trabajadores de la obra, quienes protestaron por contrataciones de personal de otras regiones.
    • En septiembre y octubre de 2020 sufrió otro retraso, porque unos predios no habían sido comprados en su totalidad.
    • En noviembre de 2020 se volvió a frenar por el traslado de unas redes de luz y el empalme de tuberías. 
    • En diciembre de 2020 fue retrasada nuevamente por el contratista, quien pidió una prórroga y una inyección de $2.072 millones más para su finalización.
    • En marzo de 2021 aparece un nuevo problema y es la importación de un material necesario para trasladar unas tuberías en las zonas verdes.
    • El contratista, Unión Temporal Construnorte, espera tener lista la obra para el 17 de abril próximo.
    Image
    La opinión
    La Opinión