Escuchar este artículo

Los estudios y diseños del Teatro Atalaya no son viables

Jueves, 23 de Enero de 2020
En junio de 2019, la Alcaldía de Cúcuta adjudicó un contrato por $220 millones para desarrollar estos planos.

Al olvido parece estar condenado el Teatro Atalaya, pues pese a que hace seis años la Alcaldía de Cúcuta destinó $80 millones para recuperar este espacio, nunca fue habilitado.

El auditorio principal donde hace por lo menos unos 30 años se proyectaban películas de Cantinflas y Vicente Fernández se convirtió en guarida de indigentes y gatos, y pese a las múltiples promesas de los alcaldes de turno, el emblemático escenario tiene más de 15 años con el telón caído.

Aunque en repetidas oportunidades algunas organizaciones culturales y juveniles de la ciudadela Juan Atalaya han pedido en comodato el teatro, e incluso se llegó a plantear estas instalaciones como sede provisional del Esmad, ninguna de las iniciativas prosperó.

Ahora, bajo la administración del alcalde Jairo Yáñez,  volvió a revivir la posibilidad de habilitarlo. Inicialmente la Secretaría de Cultura planea realizar una jornada de limpieza en compañía de la Policía, similar a la que se realizó el los parques Santander y Lineal.

Posteriormente se evaluarán las opciones para recuperarlo, indicó Olga Omaña Herrán, secretaria de Cultura del municipio.

Unos estudios poco viables

El año pasado el Juzgado Noveno administrativo de Cúcuta falló en favor de una acción popular de los habitantes de la comuna 8, y ordenó a la Alcaldía arreglar, mantener y poner en funcionamiento el teatro. 

Por lo que en junio de 2019, la Alcaldía le adjudicó un contrato por $220 millones a la Fundación de  Proyectos Comunitarios del Norte de Santander Surgir para realizar los estudios y diseños de un nuevo teatro, en aras de darle cumplimiento al fallo.

Aunque los estudios fueron entregados a la Alcaldía en noviembre pasado estos insumos no son los más viables, detalló Omaña.

El documento plantea la construcción de un mega centro cultural de cerca de 1.300 metros cuadrados por $6.000 millones, un valor poco viable para la Secretaría debido al bajo presupuesto que maneja esta dependencia.

“Tenemos un compromiso fuerte con la ciudadela Juan Atalaya de habilitar este espacio pero estos estudios no tuvieron en cuenta la sostenibilidad del proyecto. No tendríamos cómo mantener una estructura de estas características”, explicó Omaña.

El próximo martes, 28 de enero, la secretaria de Cultura se reunirá con Planeación Municipal y los presidentes de Asojuntas de las comunas 7 y 8 para socializarles los estudios y diseños entregados por la Fundación Surgir.

Posteriormente, la Alcaldía realizará un cerramiento  total de la infraestructura del Teatro Atalaya para evitar el vandalismo en esta zona.

Image
La opinión
La Opinión