Escuchar este artículo

Niños que vienen de Venezuela serán acogidos en guardería gratuita en Cúcuta

Miércoles, 6 de Marzo de 2019
La Diócesis lanzó una campaña para recaudar fondos y acoger a los menores en La Niña María.

Este miércoles inicia la cuaresma y, asimismo, la ‘Campaña de comunicación cristiana de bienes 2019’ para beneficiar a los niños que sean hijos de colombianos retornados y de venezolanos que vivan en la ciudad.

Es un trabajo liderado y coordinado por la Diócesis Católica de Cúcuta. Además, cuenta con el apoyo de otras parroquias y entidades de la ciudad.

Esta iniciativa le dará prioridad a las familias con mayores dificultades económicas que no tengan con quién dejar a los menores a lo largo del día, mientras cumplen sus obligaciones laborales, dijo el obispo de Cúcuta, monseñor Víctor Manuel Ochoa Cadavid.

Le puede interesar Niños dibujan crisis de la frontera

Bajo el lema: “el amor de los niños no tiene fronteras”,  la iglesia católica quiere recoger fondos para mejorar la infraestructura donde serán atendidos estos menores.

Al iniciar, serán beneficiados 250 menores entre los dos y los diez años, quienes se seleccionarán a través de unas dinámicas profesionales que se cumplirán el fin de semana en la Fundación Pía Autónoma Asilo Andressen.

Las actividades, que estarán a cargo de un equipo de psicólogos y trabajadores sociales, permitirán caracterizar a los niños, conocer a sus padres, indagar sobre sus historias de vida y ver las condiciones en las que se encuentran en Cúcuta.

Atención especializada

Los niños seleccionados permanecerán en la guardería La Niña María, ubicada en la calle 17 entre avenidas 4 y 5 barrio, del barrio La Playa: de 10:00 a.m. a 4:00 p.m.

“Al ingresar, los menores serán valorados por un grupo de profesionales que evaluarán a diario su salud y su estado físico”, recalcó el obispo de Cúcuta.

Añadió que durante la jornada todos recibirán las cuatro raciones de comida establecidas: desayuno, media mañana, almuerzo y onces.

Los pequeños cumplirán con una serie de actividades dentro de la casa: comer bien, dormir sus siestas, clases, actividades lúdicas y asesoría de tareas, entre otras.

Lea además Estudiantes de La Divina Pastora protestan por falta de maestros

Los objetivos

Según el obispo de Cúcuta, el reto de todas las actividades conjuntas que desarrolla la Iglesia se hacen en pro a mejorar las condiciones de vida de estas familias que son afectadas por el cierre de fontera.

Escolarizar, educar, apoyar y acompañar a los niños, son los el retos que tienela Diócesis, y por eso se espera el apoyo de la comunidad cucuteña.

¿Cómo ayudar?

La Diócesis Católica de Cúcuta dispondrá de 6.000 alcancías en colegios, parroquias y empresas de la ciudad para recibir aportes económicos voluntarios.

También, tiene abierta un cuenta corriente en Bancolombia, N° 83488404665. 

Campaña 2018

Estos proyectos de la Diócesis se desarrollan cada año, y siempre buscan un nuevo enfoque de acuerdo a las necesidades de la comunidad.

En 2018, durante la campaña ‘En la escuela de Jesús cuidamos a nuestros niños’, se recaudaron 139 millones de pesos, dineros que fueron usados para subsanar los daños físicos de la Fundación Asilo Andressen y también se logró la construcción de dos salas para el desarrollo de actividades de los niños.

“Estas cosas se pudieron hacer gracias a la generosidad y a los aportes voluntarios que hicieron los cucuteños en la Iglesia”, resaltó el obispo.

Image
Astrid Genes