Formulario de búsqueda

-
Domingo, 16 Junio 2019 - 5:10am

Nueva Vida forma a niños en La Fortaleza

En el asentamiento humano se unen las vidas de la apasionada maestra y el joven Jesús.

César Obando/La Opinión
Jesús Eduardo Araque y Vivian Velasco, estudiante y maestra, comparten experiencias en La Fortaleza
/ Foto: César Obando/La Opinión

Seis años atrás, Jesús tenía 8 años y su vida transcurría entre risas y juegos; pero sus padres, Germán y Carmen, aceptaron la propuesta del abuelo, vendieron la casa en Cúcuta y se fueron en búsqueda de un mejor futuro para el pequeño en Venezuela.

El destino fue San Cristóbal en el Estado Táchira. El cambio de vida le gustó al niño, quien empezó a reconocer el dialecto venezolano y le parecían curiosas expresiones como: esta broma (este asunto) o la forma de referirse a los alimentos: parchita, cambur y papelón (maracuyá, banano y panela).

En Colombia solo cursó primero de primaria y en su nuevo hogar no ingresó a las aulas. Él y sus padres Germán Araque Rodríguez y Carmen Monguí, recibieron una casa del abuelo y allí empezaron a adaptarse a la nueva cultura, sin ver la necesidad de que Jesús Eduardo Araque estudiara.

A 805 kilómetros de San Cristóbal, en Caracas, la capital de Venezuela, trascurría la vida de Vivian Velasco, docente de educación inicial graduada en la Universidad Pedagógica de Caracas.

La profe disfrutaba sus jornadas enseñando a niños de entre 4 y 6 años y para la época su hija apenas tenía dos años. La vida que llevaba era buena, disfrutando de sus labores como maestra y madre.

Ella, venezolana de nacimiento y Jesús, nacido en Colombia con parientes en el vecino país, no son familia y jamás se habían visto. Sin embargo, el destino los uniría para poner a rodar sueños conjuntos y proyectos de vida.

El paso de los años trajo consigo la agudización de la crisis política, económica y de acceso a medicamentos y alimentos en Venezuela. Ese fue el detonante para que la maestra, de 40 años, y Jesús, ahora de 14, cruzaran la frontera sin ‘tiquete’ de regreso.

En diciembre del año pasado Velasco, junto con su hija de 10 años, llegó a la casa de un pariente de su esposo en el asentamiento humano La Fortaleza, en la Comuna Ocho de Cúcuta. Allí permanecieron cuatro meses hasta que tuvieron que buscar casa en arriendo, que consiguieron en el mismo sector.

Lejos del colegio privado en el que trabajaba en Caracas, añorando su vida y sintiéndose extraña en Colombia, Velasco pasaba los días. Mientras ella vivía ese drama, Jesús y sus papás se enfrentaban al regreso no pensado.

Hace tres meses tomaron la decisión de retornar a Cúcuta, sin casa en la frontera y con un panorama incierto. Fueron recibidos donde la madrina de Jesús en el barrio Doña Nidia.

Días después se mudaron al sector Juan Pablo Segundo y de ahí “un señor nos dejó un ranchito en La Fortaleza. Mi papá es vigilante sin trabajo y mi mamá es ama de casa”.

En el asentamiento humano se unen las vidas de la apasionada maestra y el joven Jesús. Allí, Velasco, junto con un grupo de docentes del vecino país apoyados por el Centro Misionero Nueva Vida, ofrecen educación no formal para que niños venezolanos y colombianos retornados que no han ingresado a los colegios cucuteños ocupen el tiempo libre y no terminen en las calles.

Las líderes de Nueva Vida son Martha Isabel y Gloria Patricia Celis Villamarín, hermanas de sangre y compañeras de congregación religiosa. Ellas tienen un comedor comunitario en el sector, ofreciendo 250 almuerzos diarios con el apoyo del Plan Mundial de Alimentos y 100 más con donaciones que reciben de comerciantes cucuteños.

“En La Fortaleza hay niños venezolanos y colombianos retornados que no han ingresado a las aulas porque no tienen documentos como boletines, se quedaron sin cupos o porque llegaron después de iniciado el calendario escolar. Se identificó la necesidad y las profesoras venezolanas propusieron dictar clases”, contó la hermana Gloria Patricia.

El paso a seguir fue recorrer el asentamiento registrando a los niños y contándoles del proyecto a los padres. Inscribieron a 42 menores, entre ellos a Jesús, quien por su edad no fue recibido en la escuela.

Las mesas y sillas plásticas utilizadas para servir los almuerzos se ocupan también en la mañana y en la tarde para que los niños pongan cuadernos, lapiceros y materiales didácticos.

“No todos los días vienen los 42 niños al Centro Educativo Nueva Vida. Se ofrece educación no formal para complementar el aprendizaje de los niños y dotarlos de herramientas mientras acceden a un cupo en colegios oficiales de Cúcuta”.

En un estante se conservan libros y materiales donados. La hermana Martha Isabel Celis Villamarín disfruta compartir sus conocimientos con los niños.

En los recorridos de las hermanas con las profesoras Helem Sánchez (de Valencia), Marian Molina (de Miranda) y Daluzca Valero (de Valencia), han conseguido donaciones de útiles escolares y de libros. 

“Ver a los pequeños estudiando, sonrientes y soñando con un mejor mañana, estimula para que la obra social crezca. Necesitamos apoyo con más útiles”, argumentó la hermana Martha Isabel.

Las clases las profesoras las ofrecen por amor a su profesión y la valiente Velasco aprendió a hacer empanadas vallunas para el sostenimiento del hogar. A las 3 de la mañana se levanta a prepararlas junto con su esposo, quien con la luz del día sale a vender en La Parada (Villa del Rosario). Por las noches venden perros con limonada en La Fortaleza.

Ella sueña con validar su título y trabajar como profesora en Colombia, inculcándoles valores a jóvenes como Jesús, quien se interesó por el estudio y sueña con graduarse de bachiller e ingresar al Ejército.

Entre semana Jesús perfecciona la lectura, la escritura, matemáticas e inglés en La Fortaleza y los domingos cursa 4 y 5 de primaria en una escuela para adultos en la sede Juan Pablo Primero del colegio Paz y Futuro. 

En la misma institución, con apoyo de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y Unicef, se consiguió que la Secretaría de Educación habilitara un salón para 20 niños y formarlos allí después de las vacaciones de mitad de año. Los demás, seguirán estudiando en La Fortaleza, pues todos, colombianos o venezolanos, tienen derecho a hacerlo y a soñar con una vida próspera.

Eduardo Rozo

@eduardorozo5

Apasionado por el periodismo ambiental y cultural

Suscríbete y recibe las últimas noticias de La Opinión
Publicidad

Comentarios

Publicidad
Publicidad

Publicidad
Mundo
Artículo

Número de muertes asociadas al sida baja un tercio desde 2010

El año pasado hubo 770.000 fallecimientos, muy por debajo de la hecatombe de 2004 (1,7 millones).

AFP
Vida y salud
Artículo

Una dieta rica en fibra reduce el riesgo de preeclampsia

La presión arterial alta durante el embarazo afecta hasta el 10% de las mujeres.

Colprensa
Publicidad
Colombia
Artículo

La doble instancia para aforados debe imperar: Duque

Este principio de la justicia está contemplado en muchísimos tratados, resaltó el presidente.

Colprensa
Mundo
Artículo

EEUU no presentará cargos contra policía acusado de asfixiar a un afrodescendiente

Eric Garner se resistía a ser detenido, y murió unos minutos tras su arresto.

AFP
Publicidad
Entretenimiento
Artículo

“Juego de Tronos” se despide con récord de nominaciones al Emmy

La popular serie de HBO se llevó este año 32 nominaciones.

AFP
Mundo
Artículo

Capturan a expresidente peruano Toledo en EEUU por caso Odebrecht

El exmandatario está pedido de extradición por presunta corrupción.

AFP
Publicidad
suscripciones
Publicidad
Mundo
Artículo

A 50 años de su lanzamiento a la Luna, astronautas de Apolo 11 se reúnen

Los navegantes espaciales se reencuentran en la misma plataforma del lanzamiento del cohete.

Archivo
Cúcuta
Galería de imagenes

En Cúcuta, conductores celebraron día de la Virgen del Carmen

Caravanas en diferentes puntos de la capital nortesantandereana.

Mario Franco
Publicidad
Colombia
Artículo

Santofimio fue hospitalizado de urgencia

El exministro y exsenador paga una condena bajo arresto domiciliario por el caso del magnicidio de Luis Carlos Galán.

Colprensa
Colombia
Artículo

12 disidentes de las Farc se entregan en Arauquita

Entre los desmovilizados, quienes fueron reclutados, hay indígenas, un venezolano, mujeres y cuatro menores.

Colprensa
Publicidad


Es el primer portal gastronómico de Norte de Santander, donde se resalta lo mejor de los sabores regionales, nacionales y mundiales.
Nuestros suscriptores cuentan con su propio espacio con privilegios y beneficios. Aqui puedes hacer parte de este selecto club.
Un espacio dedicado a las variedades y lo más impactante del mundo del entretenimiento. Encuentre aquí los personajes e historias.
La labor investigativa de nuestro equipo periodistico se congrega en esta sección dedicada a mostrar a profundidad y con más detalles de los hechos.
En este espacio nuestros clientes podrán promocionar su negocio o encontrar una propuesta que se adapte a sus necesidades.