Taxistas se tomaron las calles de Cúcuta en contra de la piratería

Martes, 4 de Mayo de 2021
En Cúcuta, el gremio de taxistas le madrugó a la protesta pacífica, para exigirle a la administración municipal que combata la piratería, la inseguridad y le ponga la lupa a las plataformas digitales que siguen perjudicando su trabajo.

Ayer, desde las 4:00 de la mañana de ayer, cientos de taxistas de  Cúcuta y su área metropolitana llevaron a cabo una manifestación pacífica en el marco del Paro Nacional que se había convocado por parte de la  llamada mancha amarillo.

Sin embargo, el domingo en la tarde, luego de que el Gobierno Nacional anunciara el retiro de la reforma tributaria y de que la Comisión Sexta de la Cámara archivara el proyecto de ley que pretendía regular el servicio de transporte por intermerdio de plataformas en el país, líderes de taxistas de varias ciudades anunciaron que suspendían las manifestaciones.

Pero en Cúcuta se mantuvieron firmes. Los taxistas salieron a las calles a protestar en contra de la piratería, las plataformas digitales, la inseguridad y el alza en las tarifas.

Las redomas de Pinar del Río, San Rafael, Club Tenis, El Escobal, Cárcel Modelo, Berlinas, Palustre, la entrada al Aeropuerto Camilo Daza, el Anillo Vial (Zulia), el puente de la Terminal de Transportes y la redoma del Kilómetro 8 (Los Patios), fueron algunos de los lugares donde se concentró la protesta.

“En primer lugar, la protesta estaba programada por el Proyecto de Ley 003, pero como se logró archivar el proyecto, entonces tenemos muchos inconvenientes porque no han tenido control de la piratería, a los InDriver no los han atacado y eso nos ha perjudicado enormemente, porque no se está haciendo ni para comer”, dijo José Chía, uno de los taxistas que se unió a la manifestación pacífica. 

Juan Carlos Bastos, presidente del Sindicato de Taxistas de Norte de Santander, manifestó que lo que le piden a la Alcaldía de Cúcuta es que “combata la piratería, porque día a día nos están quitando el sustento para nuestras familias”. 


 

Image
En la redoma del Pinar del Río, la manifestación se inició a eso de las 6:00 a.m. / Juan Pablo Cohen

 

Los taxistas señalaron que, aunque hace unas semanas habían adquirido algunos compromisos con la administración municipal y la Secretaría de Tránsito y Transporte, desafortunadamente todo quedó solo en palabras. 

Julio Quintero, otro de los conductores de ese servicio público, presentes en la manifestación, señaló que desde hace más de un mes pasaron peticiones al alcalde Jairo Yáñez y no les ha dado respuesta. Manifestó que son víctimas de la inseguridad, “pues a los delincuentes no les basta con solo robarnos, sino que también nos apuñalan, dejándonos gravemente heridos o provocándonos la muerte”. 

Y agregó que a lo anterior se suma que “la gasolina subsidiada no da abasto para la ciudad, dura solo 12 días. También exigimos el botón de pánico con GPS y que el costo tan alto de la tarjeta de operación, disminuya”, reclamó. 

Teniendo en cuenta que las principales calles y avenidas de la ciudad se encontraban obstaculizadas, los conductores pidieron disculpas a la ciudadanía que se vio afectada y que debió bajarse de las busetas, de los taxis y/o caminar desde sus casas para llegar a sus lugares de trabajo, afirmando que “esta es la única manera que tenemos el gremio de taxistas para que nos escuchen”. 
 

Image
Debido al cierre que adelantaron los taxistas en la entrada del Aeropuerto Internacional Camilo Daza, los viajeros debieron seguir a pie hasta llegar al aeródromo. / Juan Pablo Cohen/ La Opinión

 

Álvaro Martínez, vendedor informal de la Diagonal Santander señaló que la situación estuvo muy complicada para dirigirse a su puesto de trabajo, porque “me tocó caminar casi media hora, ya que la buseta no pasó por el cierre de las redomas y su ruta alterna me dejaba más lejos de mi parada. Además, es poca la gente que decidió salir hoy por el clima o el paro, y esto afectó mi venta diaria”. 

Por su parte, un vecino del sector de la Terminal de Transportes, quien prefirió no ser identificado, resaltó que, aunque apoyó el paro de los taxistas, “no se justifican algunos comportamientos groseros por parte de los conductores manifestantes hacia los motociclistas que intentaban pasar por ahí. Además, pude observar las aglomeraciones de los taxistas y el uso inadecuado del tapabocas”.

Durante la jornada hubo inconformidad con algunos conductores que decidieron salir a trabajar y dieron la espalda a la manifestación, por lo que aquellos que eran sorprendidos con pasajeros o en medio de las vías, fueron obligados a bajar a los pasajeros y a unirse a la protesta pacífica.

La Secretaría de Salud Municipal informó que la jornada de vacunación contra la COVID-19 se ejecutó con normalidad y sin ninguna alteración reportada por las IPS vacunadoras.

 

Image
Taxistas que no apoyaban la movilización. / Juan Pablo Cohen/ La Opinión

 

Administración municipal se pronuncia 

La Alcaldía de Cúcuta y la Policía Metropolitana mantuvieron el Puesto de Mando Unificado (PMU) activo durante toda la jornada de manifestación, con el fin de garantizar el orden público en dicha jornada.

Las autoridades destacaron el buen comportamiento de la ciudadanía, que, en términos generales, fue positivo. 

“Las mesas de trabajo siempre han estado abiertas, es nuestro deber, y coordinaremos lo pertinente para tener una solución pacífica y equilibrada para todos. La Alcaldía de Cúcuta siempre tendrá los espacios para ello, sin tener que llegar a las vías de hecho. Trabajamos para garantizar la libre circulación y seguridad de todos los cucuteños. Defendemos la legalidad y enfrentamos la ilegalidad”, mencionó el alcalde de Cúcuta, Jairo Yáñez. 

El paro se levantó a las 3:00 de la tarde, porque los representantes del gremio de taxistas lograron establecer una mesa de trabajo con la administración municipal y el Área Metropolitana de Cúcuta (AMC), con el objetivo de determinar la manera en que sus solicitudes sean atendidas y solucionadas. 

 

Image
En el puente Francisco de Paula Andrade Troconis, los taxistas recibieron apoyo de los motociclistas. / Juan Pablo Cohen/ La Opinión
Image
La opinión
La Opinión