Escuchar este artículo

Volvieron a protestar en Agua Clara por el puente Mariano Ospina

Jueves, 8 de Abril de 2021
Los habitantes de los corregimientos de Agua Clara y Guaramito, en Cúcuta, manifestaron su inconformidad frente a los retrasos que presenta la obra del puente, pues a la fecha, según indicó la comunidad, solo hay un avance del 20%.

Desde el 2018, más de mil campesinos de los corregimientos de Agua Clara y Guaramito se encuentran casi que incomunicados y con dificultades para transportar los productos que venden como el arroz, cítricos, frutas, verduras, ganado, entre otros, porque el puente Mariano Ospina ha estado al borde del colapso debido a una gran falla estructural.

Razón por la que ayer, los habitantes de esta zona rural de Cúcuta decidieron salir nuevamente a protestar en la vía que conduce a Puerto Santander, para manifestar su inconformidad frente a los retrasos que se vienen presentando en la reconstrucción del paso elevado.

La comunidad señala que, en enero de 2021, cuando se pactó que iniciarían las obras, la fecha límite que se determinó para entregar el puente fue el 04 de junio del presente año.

Sin embargo, aseguran que, hasta el momento, solo hay un avance del 20%, por lo que creen que es muy poco probable que la obra sea entregada a tiempo, lo que seguiría perjudicándolos.

“Ya vamos para 3 meses de haber hecho el bloqueo y la obra solamente ha avanzado un 20%. No tenemos vías por donde sacar los cultivos y aquí nos arriesgamos a pasar todos los días. La obra adelanta un paso y atrasa dos”, dijo Sandy Parada, lideresa de Agua Clara.

Parada informó que hace unos días llegaron a hacer veeduría a las obras, pero se encontraron con una situación bastante incómoda, porque “eran las 10 de la mañana y no tenían gasolina para prender las plantas para el estribo”.

Incumplimiento del contratista

La Opinión conoció por parte de Guzmán Eduardo Pérez, subsecretario de Infraestructura de Cúcuta, que aunque ya está casi demolido parte del estribo, efectivamente hay un atraso considerable en el cronograma de la ejecución del proyecto, destacando que al contratista del Consorcio IP-01 se le dio una prórroga hasta el 4 de junio, una vez que fueron aprobados los diseños definitivos de la obra.

No obstante, “con los diseños aprobados se detectó que se requería un adicional al puente de 500 millones de pesos, los cuales estamos gestionando con el Invías (Instituto Nacional de Vías) para garantizar la terminación de la obra”, explicó el subsecretario.

El funcionario manifestó que, Invías, que está a cargo de la interventoría de la obra, envió hace unos días un oficio a la Alcaldía de Cúcuta en el que informó sobre el atraso en la programación de la obra, la cual ya fue analizada, para comenzar un proceso administrativo de incumplimiento contra el contratista.

Lea también: Fijan nueva entrega de Intersección Vial Cuatro Vientos para el 31 de mayo

“El contratista está trabajando, tiene personal en obra, pero para nosotros no es suficiente, porque deben redoblar esfuerzos, personal y maquinaria para ponerse al día”, agregó el funcionario.

La Opinión logró ponerse en contacto con un integrante del Consorcio IP-01, quien prefirió no ser identificado, pero señaló que algunos retrasos se han generado por la naturaleza de la obra, porque “se están adelantando labores de demolición, pero se tienen que hacer con toda la precaución, porque la estructura del puente está construida y queremos evitar daños mayores”. 

Aseguró que entienden la inconformidad de la comunidad, pero mantienen su compromiso en entregar la obra en el tiempo previsto dentro del contrato “y hacerlo de manera responsable”. 

Acuerdos de la administración municipal 

Delegados de la Secretaría de Infraestructura hicieron presencia en el sector de la protesta, en donde se acordaron varios compromisos.

Uno de ellos, iniciar un proceso sancionatorio dirigido al contratista por incumplimiento en la ejecución de la obra, con el fin de ceder el contrato, determinar la caducidad de este o efectuar el cumplimiento en la ejecución de acuerdo con la programación de la obra.

Le puede interesar: La tragedia que enlutó a los habitantes de Santiago hace 68 años

Se comprometieron a mejorar el paso provisional sobre el puente, para optimizar el tránsito entre los corregimientos de Agua Clara, San Faustino y Alto Guaramito.

Acordaron hacer mantenimiento a la vía alterna que tienen los campesinos, con el objetivo de solucionar las afectaciones en el transporte y el comercio durante el tiempo de ejecución, terminación y entrega de la obra. 

Image
Hechos que se han presentado en el puente Mariano Ospina. / Karina Rodríguez/ La Opinión
Image
La opinión
La Opinión