Escuchar este artículo

Ya suman 56 los desertores del programa Universidad al Barrio

Miércoles, 5 de Abril de 2017
Exigen más posibilidad en la utilización de herramientas tecnologías para el desarrollo de las clases.

Desde el año pasado, 357 estudiantes, asistían a la universidad sin tener que salir del barrio. El programa liderado por la Alcaldía de Cúcuta en convenio con la universidad de Pamplona lo permitía. 

Sin embargo, 56 de esos estudiantes (16 por ciento del total) no continuaron. Modificación en los horarios de clases y no mantener el promedio exigido (3.5), habrían sido los motivos para su deserción.

Yesid Ramírez Leal de 18 años, estudiante de Lengua Castellana y Comunicación, dice que la llegada de este programa le significó la posibilidad de estudiar una carrera universitaria. 

“Ya había salido del colegio hace un año, no tenía recursos para asistir a una universidad, había resuelto no estudiar...”, dice con emoción Ramírez. “De pronto, en un visita del alcalde escuche del programa y me inscribí”.

Sin embargo, quedar seleccionado no fue tan fácil, pero finalmente pudo comenzar hacer su sueño realidad.

Vivía en el corregimiento de Banco de Arena, en donde se graduó como bachiller, pero ahora, por sus clases nocturnas ha tendido que trasladarse a la ciudad. Ahora, vive en Atalaya y ha vuelto al colegio, pero esta vez para graduarse como profesional. 

A Ramírez le preocupa la cantidad de estudiantes que han desertado y dice que espera que la cifra no aumente, pues quiere que esta oportunidad se mantenga para que muchos se beneficien. Él solo tuvo que pagar por semestre unos 90 mil pesos, lo que equivale al 10 por ciento de valor de la matrícula.

A pesar de las ventajas que representa no tener que salir del barrio para asistir a la universidad, aprendices manifiestan que falta un poco más de atención. Exigen más posibilidad en la utilización de herramientas tecnologías para el desarrollo de las clases.

El alcalde de Cúcuta, César Rojas, dijo que para garantizar la sostenibilidad y duración del programa hay un convenio aprobado por el Concejo de Cúcuta por cinco años.

El convenio le permite a la Alcaldía cruzar el valor de los subsidios que se les otorgan a los estudiantes con el valor del impuesto predial que paga la universidad.

Además, recordó que el municipio aporta el 70 por ciento del valor de la matrícula, la Unipamplona el 20 por ciento, y el estudiante el 10 por ciento restante.

Rojas también aseguró que trabajan en la posibilidad no solo de tener más cupos, sino de establecer convenios con otras universidades, para ampliar la oferta académica. Así como llegar a otras comunas. 

Actualmente, los estudiantes en las modalidades nocturna y a distancia asisten a clases en los colegios Pablo Correa León, de La Libertad, e Integrado Juan Atalaya.  

El programa Universidad la barrio se creó para que gran parte de la juventud de los estratos más bajos de Cúcuta puedan acceder  a la educación superior, aseguró el alcalde, y dijo que la filosofía se mantendrá. 

El mandatario explicó que además se tienen otros dos convenios de subsidios para quienes estudian directamente en las instalaciones de las universidades. 

El primero beneficia a 500 estudiantes de la universidad de Pamplona y el segundo a 890 de la universidad Francisco de Paula Santander.

Image
La opinión
La Opinión