Escuchar este artículo

Con dos tomos, Presidencia conmemora el Bicentenario

Domingo, 3 de Octubre de 2021
Villegas Editores lanzará una colección especial que desvela nuevos detalles sobre las constituciones de 1821 y 1991.

Presidencia  de la República proyecta lanzar durante los siguientes días del mes, en conmemoración al bicentenario, la colección especial ‘200 años de República: las constituciones de 1821 y 1991’, compuesta por dos tomos elaborados por Villegas Editores.

El primero, ‘La Constitución de 1821: Villa del Rosario de Cúcuta - Bicentenario’, fue escrito por el historiador Fabio Zambrano Pantoja; el segundo, ‘La Constitución de 1991: viviente y transformadora’, por Manuel José Cepeda Espinosa.

Le puede interesar: Abre sus puertas el Tecnoparque-Tecnoacademia.

La Opinión habló con Juan David Giraldo, asistente editorial de Villegas, quien desveló los detalles y exclusividades que contendrá la colección, un encargo especial hecho por la Presidencia el pasado 15 de enero.

Para ello, las mentes detrás de este proyecto se apoyaron como base documental y fotográfica en el Archivo General de la Nación y la Biblioteca Nacional de Colombia, con el acompañamiento de Andrés Mauricio López, quien tomó fotografías tanto de los diferentes museos como de los documentos.

Image
/ La Opinión.

Historia y vida tras bambalinas

El primer tomo conmemora la Constitución de Villa del Rosario de Cúcuta, celebrada en 1821, durante la época de la llamada Gran Colombia. En ella, Zambrano, quien ya había colaborado con Villegas Editores en obras como ‘Bogotá: vuelo al pasado’, plantea una tesis acerca de las relaciones entre los diferentes integrantes del gran país de aquel entonces.

Entérese: En Buena Esperanza piden servicio de gas domiciliario.

“Aunque se disolvió en 1831, la Gran Colombia terminó con la muerte de Bolívar en 1830. La Constitución misma eran tres países, cada uno con una historia particular que los hacía estados separados de la corona española”, relató Giraldo.

Colombia era el Virreinato de la Nueva Granada, Venezuela era la Capitanía General de Venezuela y Ecuador la Real Audiencia de Quito y el Gobierno de Guayaquil, cada una con sus límites coloniales y su historia peculiar.

“El gran sueño de unirnos no se dio porque cada uno tenía una manera distinta de resolver sus problemas. En la Nueva Granada, por ejemplo, se dieron las guerras civiles de la Primera República, que va desde el ‘Grito de la Independencia’ en 1810 hasta 1816”, comentó Giraldo.

Conozca: En Norte de Santander, 2.995 beneficiario no han retirado pagos de Ingreso Solidario de 2020.

En ese período, la creación de un nuevo país estaba en debate, fue así como surgió la expresión de ‘Patria Boba’, un término sarcástico utilizado por Antonio Nariño para referirse a este periodo, que ya venía con problemas enquistados en la época del Virreinato.

Por eso, este libro primero hace un despliegue de los antecedentes que desembocan en el Régimen del Terror (o Reconquista) y las guerras de independencia, hasta entrar en los detalles de la Constitución de 1821, celebrada en Villa del Rosario.

“Pero no se trata de una lánguida narración: documentos inéditos describen los problemas tras bambalinas, las diferentes tendencias y tensiones internas y arroja nuevas luces sobre la disolución de este enorme estado”, comentó Benjamín Villegas en su reseña.

Le sugerimos: Rotarios dan a conocer el páramo de Santurbán por medio de cartilla.

También contiene varias sorpresas y nuevos aportes, acompañado por la belleza gráfica de la época y soportada con mapas, estampillas exclusivas que nunca salieron a circulación, entre otros elementos.

En la investigación, Zambrano encontró documentos que inmortalizaron la vida cotidiana de quienes se rigieron por esta constitución.

“Está el problema del gorgojo; que no le pagan a los porteros, entonces se quejan con Santander; las excusas de los diputados y constituyentes que enviaban documentos médicos para no tener que viajar en mula desde Esmeraldas, Ecuador, hasta llegar a Villa del Rosario, con el visto bueno de Santander, entre otra gran cantidad de cosas de la vida cotidiana que se desconocían”, agregó Giraldo.

Image
/ La Opinión.

Un cambio incluyente

El segundo tomo rinde homenaje a la Constitución de 1991, que rige a Colombia en la actualidad, y fue escrito por Manuel José Cepeda, uno de los artífices de esta carta magna.

“Como él estuvo en el proceso, es una visión más desde su participación. También se destaca la importancia que tuvo Virgilio Barco con la Constitución, que, aunque fue sancionada por Gaviria, fue Barco quien previó que era algo necesario en una época de violencia narcoguerrillera y paramilitar”, explicó Giraldo.

Lea también: Reapertura de frontera: solo falta quitar contenedores.

Ante estas jornadas de violencia, se reconoció que el país no podía seguir funcionando con leyes dadas en 1886, por eso, en palabras de Cepeda, se considera como la primera constitución hecha para todos y no contra alguien, pues casi siempre se hacen después de una guerra para reconstruir el país según la visión del triunfador.

De ahí que se considere ‘viviente y transformadora’, al ser una carta amplia e incluyente que tuvo en cuenta temas que influyen en la vida cotidiana de los colombianos, como el derecho a tutela y la libre manifestación sexual, entre otros derechos consignados.

Al no tratarse de documentos antiguos, sino de situaciones recientes representadas en fotografías de la actualidad y el efecto que ha causado la Constitución de 1991 en la vida de las personas, el manejo gráfico dado a la obra es distinto.

Conozca: Las mexicanas piden despenalizar el aborto.

Otro agregado son registros gráficos de campañas como la Séptima Papeleta, el llamado a la Asamblea Nacional Constituyente del 91, las votaciones, el tarjetón, entre otras “visiones modernas de un evento moderno”, dijo Giraldo.

“A lo largo de estos 30 años, la Constitución ha tenido una incidencia tan profunda que ha llevado a que Colombia sea hoy un país diferente al que existía en 1991. Pero gran parte del libro nos desvela las diferentes facetas de la carta magna, sus verdaderos alcances y fortalezas, los debates que se han generado y, finalmente, su proyección a futuro”, agregó Villegas en su reseña.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
/ La Opinión.
Image
Ronaldo Medina
Ronaldo Medina