Escuchar este artículo

Galeón San José, no todo lo hundido es patrimonio

Domingo, 3 de Junio de 2018
El Consejo Nacional De Patrimonio decidirá qué es o no Patrimonio Cultural, una vez se haga la extracción de los objetos a bordo. 

Desde que se conoció la noticia del hundimiento del Galeón San José, cerca de las costas de Cartagena de Indias en junio de 1708, casi de inmediato empezaron las expediciones para intentar el rescate del gran tesoro del Caribe que era conducido desde las nuevas tierras de la corona hasta España, pero que terminó a 600 metros bajo el mar por una batalla naval durante la guerra de la sucesión librada entre España e Inglaterra.

Durante 310 años la búsqueda ha continuado en distintos niveles. Desde los años ochenta se empezaron a hacer gestiones por parte de Colombia para su recuperación, lo cual terminó en un litigio que el Estado sostiene con la firma estadounidense Sea Search, hace más de 26 años, y al parecer continuará, pues dicha firma asegura que no solo el Gobierno colombiano incumplió el acuerdo con Sea Search de extraer los restos del galeón y dividirlos por partes iguales. Además, aseguran que fue un exempleado de ellos quien suministró el lugar donde se encuentra hundido el galeón.

Le puede interesar Patrimonio sumergido que se encuentre en el Galeón San José es de la nación

Nunca, en la historia de la arqueología, se ha hecho una excavación como la que se propone hacer en el sitio donde se encuentran los restos del Galeón San José. 

La Ministra de Cultura, Mariana Garcés, habló sobre el trabajo hecho en pro de recuperar dicho patrimonio.

En todo este proceso es ¿clave la Ley de Patrimonio Sumergido?

A nosotros nos tocó el trámite de la Ley de Protección de Patrimonio Sumergido (Ley 1675 de 2013). Muchas universidades se organizaron para estar presentes en el debate de la Ley, unas apoyándola, otras atacándola, siendo la primera vez que Colombia cuenta con una ley que aborda este tema, porque antes se habían intentado presentar tres proyectos de ley que se habían hundido.

¿Qué tuvieron en cuenta?

Tomamos todos los fallos de las Altas Cortes donde habían posiciones sobre el Patrimonio Cultural Sumergido, donde se dice que no todo lo hundido es patrimonio cultural y es ahí donde se enfoca el debate, sobre si se deben disponer de bienes que se encuentren en cualquier hundimiento para remunerar unas posibles acciones del originador, quien sería el encargado de la extracción.

¿Cuáles serán los costos de toda la operación?

El presupuesto del Ministerio de Cultura para el 2019, según el Ministerio de Hacienda, podría ser de 65.000 millones de pesos, que es menos de lo que recibimos cuando llegué en 2010. En este proyecto científico, con toda la conciencia de protección arqueológica, estamos hablando de 197.000 millones de pesos.

¿Quién decide qué es o no patrimonio?

De todo lo que se recupere de ese hallazgo, el único que tiene la facultad para decir qué es Patrimonio Cultural y qué no es el Consejo Nacional de Patrimonio. En el caso de los posibles lingotes de oro, se dejará una muestra representativa para el museo y el originador tiene derecho a que se le remunere, pero en ningún caso, según la Ley, puede ser superior al 50 por ciento.

Datos claves

Ernesto Montenegro, director del Instituto Colombiano de Historia y Antropología (Icanh), también hace parte de este proceso en búsqueda del Galeón San José.¿Cómo ha sido el trabajo marítimo?

Colombia tiene dos millones de kilómetros cuadrados de territorio. Un millón cien mil kilómetros cuadrados de territorio terrestre y 900 mil adicionales, de los cuales 600 mil están en el Caribe y 300 mil en el Pacífico, por lo que tenemos la responsabilidad sobre los bienes que están allí.

¿Qué tiempo podría tomar la extracción?

Se puede hacer en cerca de seis meses, con un costo de operación de 200 mil dólares diarios, por lo cual se trabajará 24 horas al día con tres equipos. Se estima que la operación, total, hasta la entrega del laboratorio y del museo, será de tres años.

¿Qué se dejará en el fondo del mar?

La estructura de la nave será imposible de recuperar, seguramente algunas partes para que hagan parte del nuevo museo.

Image
Colprensa
Colprensa