Escuchar este artículo

Homenaje a Cervantes en Cúcuta

Viernes, 17 de Noviembre de 2017
La exposición estará hasta diciembre en el área cultural del Banco de la República.

Miguel de Cervantes tuvo una vida tan apasionante como poco conocida. Fue espía de Felipe II, trabajó para la iglesia (aunque se cree que tenía sangre judía), vivió un asalto pirata en alta mar, estuvo preso, fue recaudador de impuestos, marido intermitente, viajero incansable.

Con este párrafo se da la bienvenida a la exposición en homenaje a Miguel de Cervantes, que podrá ser apreciada hasta diciembre en el área cultural Jorge Gaitán Durán en el Banco de la República.

La muestra interactiva fue producida por la Agencia de Cooperación Española y la embajada de España, para rendir homenaje a Cervantes y verlo más allá de sus personajes.

De acuerdo con Carmen Adriana Ferreira Esparza, coordinadora del área cultural, A Cervantes siempre se le identifica con El Quijote y los amantes de su obra se pierden de la vida tan interesante que tuvo.

“Tuvo una existencia tan sorprendente que pudo ser el mejor personaje de sus novelas. Sin embargo, su gran éxito, El Quijote, eclipsó su figura y un halo de misterio rodeó siempre su vida”, reseña una de las láminas de la exposición.

De acuerdo con Ferreira, una de las cosas interesantes de Cervantes es que siempre quiso viajar a América y no pudo. Otro de sus sueños era ser gobernante de un territorio que era rico en cultivo de cacao, lo cual es muy interesante por la relación que se podría hacer con Cúcuta, ciudad que tuvo sus orígenes ligados al cultivo de cacao.

 La segunda parte de la exposición, denominada Miguel en Cervantes, es un comic, una adaptación de una de sus obras de teatro que no vio representada en vida: El retablo de las maravillas.

“Este entremés, que mezcla ficción y realidad, se convierte en el viaje perfecto para mostrar las conexiones que existen entre dicha obra y su biografía”, reseña la exposición.

Así, la invitación es para que los cucuteños amantes de la obra de Cervantes, acudan al Banco de la República, entre 9 de la mañana y 5 de la tarde, a apreciar la exposición.

Image
La opinión
La Opinión