Escuchar este artículo

Nairo Quintana se exhibe en la última etapa de la París-Niza

Sábado, 14 de Marzo de 2020
La última etapa con final en alto de 166 kilómetros fue para Nairo Quintana que en la general fue sexto. Sergio Higuita fue el mejor colombiano al subirse al podio con el tercer puesto.

El campeón de Alemania Maximilian Schachmann (Bora) conquistó ayer la París-Niza, la última carrera ciclista para el pelotón internacional antes de una pausa de una duración desconocida debido a la pandemia de coronavirus, en una última etapa en alto en la que ganó el colombiano Nairo Quintana (Arkea-Samsic).

La carrera finalizó ayer en lugar de hoy, como estaba previsto, debido a que el último día se esperaba la presencia de mucha gente en la meta, lo que podía facilitar el contagio del coronavirus.

La confirmación de Higuita

En la clasificación final Schachmann batió al belga Tiejs Benoot por 18 segundos, mientras que el colombiano Sergio Higuita fue tercero a 59. 

El joven valor del Education First (22 años) mostró grandes condiciones, antes de no poder pasar al ataque ayer en las pendientes moderadas de la ascensión final a La Colmiane, pero concluyó en el podio, un gran augurio para el resto de su carrera.

La leyenda italiana Vincenzo Nibali fue cuarto, por delante de la estrella francesa Thibaut Pinot.

Schachmann, de 26 años, se tuvo que batir hasta el final para mantener la diferencia con Benoot, que pasó al ataque en los últimos 1.500 metros.

Tendido en el suelo tras la llegada, el alemán había salvado el maillot amarillo que portaba desde su victoria del domingo en la etapa inaugural. Se convierte en el décimo ciclista en liderar la carrera de principio a fin, logrando el éxito más importante de su carrera, en la que cuenta una etapa del Giro 2018 y tres etapas de la Vuelta al País Vasco 2019.

La última etapa, entre Niza y La Colmiane (166,5 km), estuvo marcada por una larga escapada de seis corredores (De Gendt, Alaphilippe, Edet, Paret-Peintre, Bettiol y Pérez). 

El belga Thomas De Gendt tomó la iniciativa en la última ascensión, a falta de 15 kilómetros para la meta. Llegó a tener un minuto de ventaja pero cedió a falta de 3.000 metros. 

‘Sin su caída habría ganado’ 

Entonces apareció Quintana, que era favorito al triunfo final, para exhibir su excelente momento de forma y lograr una victoria de prestigio.

“Sin su caída del lunes (en la segunda etapa), habría ganado la París-Niza”, señaló el director del equipo Arkea-Samsic, Emmanuel Hubert, tras el rotundo golpe de Quintana a 4 km. de la meta.

Quintana, al que la salida del Movistar, el equipo de su vida, le ha sentado muy bien, encadena su triunfo con las dos carreras por etapas que ganó en febrero en el sur de Francia.

“Me gusta ganar con elegancia y hacer bien las cosas. El equipo ha trabajado bien hoy para remontar la escapada. Enseguida estaba en buena posición para atacar en la última ascensión”, dijo Quintana.

‘Un regalo al equipo’ 

“No pude jugar todas mis opciones en la general, pero es así, sufrí una gran caída y perdí mucho tiempo, por lo que no estaba en contacto con los líderes. Hoy llegué con los favoritos y pude atacar, quería hacer un regalo al equipo”, añadió el ciclista de 30 años.

Schachmann, que sucede en el palmarés al colombiano Egan Bernal, ausente en esta edición debido al duelo por el fallecimiento de su director deportivo Nicolas Portal, es el quinto alemán en el palmarés de la ‘carrera al sol’.

Antes ganaron Rolf Wolfshohl, Andreas Klöden, Jörg Jäksche y Tony Martin, último germano en imponerse, en 2011.

Y ahora el pelotón internacional afronta un parón sin conocer su duración. “Es parecido para todo el mundo” señaló Pinot, tercero en La Colmiane.

“Pero yo he hecho un bloque de trabajo desde mediados de enero con pasajes en altitud y carreras. Para los que no han corrido mucho, es más duro. Veremos cuánto tiempo dura”, dijo el francés, reflejando el sentir general de la caravana ciclista.

Image
AFP
AFP