Reforma tributaria debe garantizar que el país pague la deuda

Martes, 4 de Mayo de 2021
Los programas sociales también son prioridad y requieren de $6 billones para mantenerlos.

Haber retirado la reforma tributaria del Congreso no fue suficiente para calmar los ánimos en Colombia. El proyecto desató la indignación popular por la intención de subir los impuestos a la clase media y a quienes menos ganan, y de gravar con el IVA del 19 % los servicios públicos, entre otras acciones.

Pero ahora vienen los cuestionamientos sobre ¿qué clase de reforma se presentará otra vez al Congreso? y ¿qué pasará con los programas sociales?

Con el retiro del texto, el presidente Iván Duque señaló cuatro puntos que se incluirían dentro de la reforma: una sobretasa de renta temporal a empresas, prorrogar el impuesto al patrimonio de forma temporal, así como incrementar el impuesto a los dividendos, crear una sobretasa de renta para las personas de mayores ingresos y profundizar programas de ahorro estatal.

Además, se tendrían en cuenta propuestas de gremios como la Andi, Fenalco y en general del Consejo Gremial, así como aquellas que han hecho los partidos políticos

Sin embargo, para el economista Guillermo Sinisterra Paz, docente de la Universidad Javeriana, lo primero que se debe buscar ahora, es “garantizar la estabilidad fiscal de mediano plazo, es decir, tener plata para pagar la deuda” y “se debe garantizar que los programas sociales se puedan mantener”, después de eso, dijo, “si mirar el resto que se proponía”.

Aseguró que “el problema con la reforma es que es necesaria”.

“De las cosas graves que yo estoy viendo es que el presidente Iván Duque está basando la nueva reforma en deducciones temporales, a impuestos sobre los capitales. Básicamente está diciendo: vamos a poner una sobretasa temporal a la renta a personas, una sobretasa temporal a la renta a empresas, una sobretasa temporal a los dividendos y el problema es que la estructura del programa social desde la nación cambió con programas permanentes que son políticas de Estado y no las puede financiar con fuentes transitorias de endeudamiento”, manifestó el economista.

Dijo además, que es necesario “echar para atrás lo que se le otorgó a las empresas en 2019, porque en ese momento el país era otro. Esa reforma le dio ventajas que suman como $10 billones, si se echa eso para atrás, ahí el Gobierno ya tiene casi la mitad de lo que busca recaudar con la reforma y puede dejar de mirar cómo cobrarles IVA a los entierros y otras cosas”.

¿Qué destacar de lo que había?

Sobre el texto que se retiró dijo que es destacable todo el aporte social que se planteaba, así como la renta a las personas con dividendos que ganan más de $28 millones o la sobretasa en renta a quienes ganan más de $10 millones al mes.

“Todas esas cosas son buenas, son progresistas, y que van en la dirección correcta en materia económica”, sostuvo Sinesterra.

Al texto, dijo el experto, “hacía falta quitarles el IVA a los servicios públicos, a los alimentos de la canasta básica, la renta de las personas que ganan más de $2, $5 millones, que me parce un poco exagerada. El texto que estaba, seguramente era mucho mejor, desde el punto de vista tributario, que el que se va a generar”.

Lo cuestionable

Sinesterra cuestionó que el Gobierno hubiese dejado que las cosas llegaran al punto que tuvieran que retirar el texto completamente. “Ellos iban a recoger $23 billones y todo el programa social, de manera permanente, costaba $6 billones, entonces,  el aumento en deuda también hay que pagarlo y ahí se van a ir unos $8 billones, pero es curioso, que pongan como sacrificada a la inversión social, cuando representa un monto pequeño de lo que pretendían recaudar con la reforma. No queda muy claro que pensaba hacer el Gobierno con esos casi $10 billones restantes.

Seguirán las manifestaciones

“Consideramos el anuncio del retiro del proyecto de reforma tributaria como un triunfo de los millones de colombianos que se han movilizado y del apoyo mayoritario que la ciudadanía brindó al paro nacional”, dijo Francisco Maltés, presidente de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT).

“Sin embargo, con este anuncio no se desactiva la movilización. La gente, en las calles, está exigiendo mucho más que el retiro de la reforma tributaria”, agregó Maltés. En ese sentido, el Comité manifestó “su decisión y orientación de seguir en el paro y la movilización nacional”, y anunció para hoy una nueva jornada de protestas.

El nuevo ministro

José Manuel Restrepo, actual ministro de Comercio, será el nuevo jefe de Hacienda en reemplazo de Alberto Carrasquilla.

“He aceptado la renuncia del doctor Alberto Carrasquilla como ministro de Hacienda. Mi gratitud y respeto siempre por su aporte al frente del equipo económico. En su gestión se alcanzaron importantes logros, entre ellos, un programa social sin precedentes para hacerle frente a la pandemia”, señaló el presidente Duque tras la salida de Carrasquilla.

Restrepo, nuevo jefe de la cartera de Hacienda, y quien tiene el reto de sacar adelante un nuevo proyecto de ajuste fiscal, es economista con maestría en Economía en el London School of Economics y doctorado en Administración de U. de Bath, y exrector de la Universidad del Rosario.

También fue rector de la Universidad del Rosario y del Colegio de Estudios Superiores de Administración (CESA), antes había ejercido la rectoría de la Fundación Empresarial de la Cámara de Comercio de Bogotá. Además, fue gerente de Planeación Financiera y Presupuesto de Fonade.

Image
Magaly Rubio