Escuchar este artículo

El consumo podría perder dinamismo en 2022

Sábado, 22 de Enero de 2022
Inversión en construcción, tanto de vivienda como de obras civiles, jalonaría el crecimiento económico compense la disminución de consumo.

La economía comienza a revelar sus cartas para 2022, los expertos y centros de estudios han presentado las nuevas perspectivas para el PIB de este año.

Juana Téllez, economista jefe de BBVA Research para Colombia, aseguró que en 2022 y 2023 continuará el proceso de recuperación, pero, como era de esperarse, a un ritmo más gradual.

Para la entidad, el crecimiento de la economía nacional para este año será de 4%, impulsado principalmente por sectores como el de vivienda, construcción, obras civiles y las exportaciones. El consumo, por su parte, podría perder dinamismo para darle mayor relevancia al sector de servicios.


Apoya a La Opinión haciendo clic aquí: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Téllez dijo también que son optimistas sobre el sector exportador, tanto en los bienes tradicionales, principalmente asociados a la minería, como en los productos industriales y los agrícolas no tradicionales.

En el informe ‘Situación Colombia’ los economistas consideran que el consumo privado tendrá un comportamiento heterogéneo entre sus componentes.

También detallan en el informe, que el consumo de bienes semiduraderos y duraderos se desacelerará y que aprender a convivir con el virus y sus nuevas cepas permitirá que el consumo de servicios más asociados a la interacción social gane dinamismo.

 

 

“Se afectará menos la oferta, la demanda, los ahorros y la confianza. La vacunación, los nuevos tratamientos y, ojalá, la menor severidad (de la infección) contribuirán a esto”, manifestó Téllez

Sobre la inflación, uno de los temas que genera preocupación BBVA Research proyecta que  este indicador cerrará en 4,8% en 2022 y seguirá alto durante el primer trimestre del año, hasta que se reduzca de manera progresiva. En diciembre de 2021 la variación anual fue de 5,62%, una de las más altas de la historia reciente.

“Las presiones de inflación al inicio del año se deben a los cuellos de botella globales, la inercia inflacionaria y la normalización gradual de las tarifas reducidas”, manifestó Mauricio Hernández, economista de BBVA Research Colombia.


Le puede interesar: ¿Miedo al crédito? Claves para analizar su capacidad de deuda

El desafío del empleo

Los economistas creen que el empleo será el gran reto de este año que no logra niveles prepandémicos.

“Muchas personas, especialmente las mujeres, se mantienen fuera de la fuerza laboral por varias razones (acceso a servicios de cuidado, educación para sus familias, los sectores más rezagados en recuperación económica tienen mayor empleabilidad de mujeres que de hombres, entre otros) afectando su capacidad de generar ingresos”, comentó Téllez.

Entre 2019 y 2021, a septiembre, el 64,5% de la reducción del empleo nacional la explican los sectores de servicios y la mayor afectación de los servicios se pudo deber a que algunos de sus subsectores son muy dependientes de la interacción social. Sin embargo, la construcción recuperó mucho de su empleo, ya que la actividad del sector repuntó, aunque su valor agregado no tanto, explica el informe. Aseguran que la recuperación del empleo seguirá lenta y rezagada respecto a la actividad, por lo que en 2022 y 2023 el empleo no asalariado crecerá más que el asalariado.

Comportamiento del dólar

En cuanto al alza del dólar, según Alejandro Reyes, economista principal de BBVA Research, se espera una depreciación promedio del peso colombiano del 5,1% este año y una apreciación del 2,4% el año entrante. Es decir, que se tendría una tasa de cambio de $3.935 para este año y de $3.842 para el próximo.

“Veremos volatilidad en la tasa de cambio ante los cambios en la postura monetaria de los países desarrollados, así como por el proceso electoral colombiano. Estas presiones de devaluación y volatilidad serán más intensas en la primera mitad de 2022”, afirmó Reyes.

Por otra parte, la tasa de intervención del Banco de la República seguirá aumentando hasta encontrar una postura contraccionista a mediados de 2022 y se estabilizará en ese nivel hasta, por lo menos, finales de 2023.


Lea también: El subsidio 'Mi Casa Ya' se mantendrá en 2022

“Esperamos que la tasa llegue a 5,75% en comparación con el 3,0% que registró en diciembre de 2021”, dice el informe.

La entidad aseguró que es necesario que el Gobierno tenga en cuenta estas recomendaciones:

-Las propuestas del Gobierno deben aprovechar los estudios y las mejores prácticas locales e internacionales. El tamaño del Estado debe tener consideraciones de eficiencia y sociales.

-La iniciativa privada y la formalidad son una prioridad para el crecimiento, pues los países que más han crecido tienen una base empresarial grande, sólida y formal.

-La educación es esencial, la pandemia profundizó las brechas que ya existían. La educación es el principal motor de salto social.

-El corto plazo importa, pero no debe ser el centro de la planeación: La economía crece de manera sostenible hoy y en el futuro pensando en el mediano plazo.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
La opinión
La Opinión

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas
Patrocinado por La OpiTienda