Familias de Ocaña y Ábrego reciben subsidios para fortalecer sus cultivos

Lunes, 2 de Diciembre de 2019
Los recursos hacen parte del subsidio integral directo de la reforma agraria.

En el predio Caña Onda ubicado en zona rural de Ocaña, Alba Milena, José de Jesús y Ciro se conocieron y en busca de un mejor futuro empezaron a trabajar la tierra con cultivos de maíz, yuca y plátano.

Durante la década del 2000, la zona rural del país era el escenario preferido por los violentos, quienes dejaban a su paso familias campesinas desplazadas.

Por eso, estos tres campesinos se asociaron para postularse a las ayudas que el Gobierno Nacional brinda a los productores que fueron víctimas de desplazamiento.

Fue así como ellos y 15 familias más de Ocaña y Ábrego recibirán subsidios de $1.457.000, es decir 71 salarios mínimos mensuales legales vigentes del año 2014, para impulsar sus cultivos.

Los recursos hacen parte del subsidio integral directo de la reforma agraria (Sidra), un proceso que inició el 27 de noviembre de 2014 y por eso se calcula en base al salario de la época.

Reactivación

Después de cinco años en que la finalización de este subsidio estuviera congelada, se logró acabar con la espera del último desembolso y del cierre del subsidio para las 18 familias del departamento.

Esto gracias a que la Agencia Nacional de Tierra (ANT) logró el cierre del subsidio.

El extinto Incoder fue el que decidió formular los subsidios, como parte de un proyecto que permitiría gozar a los campesinos de recursos para desarrollar sus cultivos y para la compra de tierra para vivir.

En un comunicado de la ANT resaltaron que el propósito del subsidio era beneficiar núcleos de familias campesinas responsables de su sustento a través de los ingresos derivados de la venta de sus cultivos.

La entidad, aplicando el decreto Ley 902 de 2017 que unificó el régimen de limitaciones de la propiedad para garantizar el acceso a tierras de los campesinos, protegerá a los beneficiarios del programa entregándoles los recursos.

Image
La opinión
La Opinión