Escuchar este artículo

Los beneficios del proyecto de modernización TIC

Viernes, 28 de Septiembre de 2018
La propuesta busca generar inviersión en infraestructura, empleo, capacitación y nuevas tecnologías.

La televisión y las telecomunicaciones tendrán un gran revolcón con el  Proyecto de Ley 152 de 2018 de Modernización de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC), que la ministra Sylvia Constaín radicó ante la Secretaría General del Senado de la República esta semana.

La propuesta busca generar el ambiente idóneo para que las empresas del sector TIC inviertan en infraestructura, empleo, capacitación y nuevas tecnologías, para así lograr que todos los colombianos queden conectados y con el mismo acceso a oportunidades de bienestar social.

La Cámara Colombiana de Informática y Telecomunicaciones celebró la iniciativa del Gobierno Nacional y explicó los beneficios reales que tendría el proyecto en todos los ciudadanos.

En primer lugar, la entidad señaló que con incentivar la inversión privada se encausarán los recursos y esfuerzos del sector en llevar al país a un nivel alto de modernidad y digitalización que redunde en bienestar.

También agregó que un país con un sistema judicial eficiente, que reduce la corrupción y la evasión, que permite el acceso moderno a la salud, educación, empleo y que genera oportunidades para todos con emprendimiento e inclusión financiera, solo es posible gracias a la apropiación de las TIC tanto en el Estado como en su sociedad.

Por eso, dice la Cámara, que el Proyecto de Ley generará el ambiente jurídico e institucional idóneo para que las empresas del sector TIC inviertan en infraestructura, empleo, capacitación y nuevas tecnologías.

Mejor contenido

Alberto Samuel Yohai, presidente de la Cámara Colombiana de informática y Telecomunicaciones, dijo que todos los colombianos se van a ver directamente beneficiados, pues disfrutarán de una mejor calidad de cobertura y comunicaciones, además de tener mejores contenidos de televisión regional por varios motivos.

“En primer lugar, la ley considera ampliar de 10 a 30 años los contratos o el tiempo de los contratos de asignación de espectro en el país, hoy el periodo es de 10 años y Colombia es de los países que más corto tiene el espectro en el mundo entero”, explicó.

Según Yohai, si se ampliara a 30 años, los operadores invertirán más dinero en sus redes, ya que tendrán más tiempo para amortiguar sus inversiones.

En cuanto a televisión, explicó que habrá un fondo único que garantizará a los canales regionales y la televisión pública en general la mayor cantidad de dinero para desarrollar los contenidos.

“Eso va a permitir que hayan inversiones interesantes para todo lo que es la promoción del patrimonio nacional, eso es una ventaja para todos los usuarios”, afirma Yohai.

Desde el punto de vista de del desarrollo de la Televisión Digital Terrestre (TDT), el dirigente dijo que los cronogramas se mantendrán iguales y el proyecto de ley no tendría afectación.

Otra ventaja que generará el proyecto es una mayor seguridad jurídica en las telecomunicaciones fijas, móviles y todos los servicios convergentes, pues habrá un solo regulador que tendrá solo un criterio.

“Vemos con muy buenos ojos la iniciativa, lo que necesitamos es que la industria, el poder ejecutivo y el poder legislativo de manera  unida aseguren que más adelante esto sea una realidad”, explicó.

Un proyecto viable

Aún persiste la desigualdad y la llamada brecha digital. Solo incentivando la inversión privada en infraestructura y redes de comunicaciones digitales y garantizando los recursos para la promoción y apropiación de la tecnología, lograremos llevar bienestar a todos los rincones del país.

Aún la mitad de los colombianos no tienen acceso a la red. Mientras los estratos altos presentan índices de acceso a internet del 75% o mas, los estratos 1, 2 y 3 tienen un acceso inferior al 50% (el estrato 1 apenas del 21%).

En cuanto a las regiones, mientras en las ciudades hay una mayor penetración de internet, en la mayoría de zonas urbanas pequeñas y rurales se observa alta desconexión, que en algunas regiones son del 82% de la población sin acceso a internet.

Segundo, porque el acceso a internet, a la banda ancha, trae riqueza y empleo. Según mediciones de Ocde, Cepal y el DNP, han elevado el PIB nacional (6,12% entre 2003 y 2015). Si logramos, por ejemplo, triplicar la velocidad de banda ancha, cada colombiano vería elevado su PIB per cápita en 18%.

Segundo, la inversión del sector TIC genera empleo y riqueza. Según la Ocde, en los países miembros las TIC representan un 14% del total de la inversión, aportando medio punto porcentual anual en el crecimiento del PIB y un aumento del empleo del 4% en 3 años.

Fondo único 

El fondo único garantiza que los recursos se inviertan solo en el cierre de la brecha digital, llevar internet y acceso a todos los colombianos, los más pobres y alejados, con el beneficio de lo digital: información, salud, empleo, emprendimiento, etc., y no, como sucede ahora, que la nación pueda tomar parte de esos recursos para otras actividades distintas a las necesidades del sector TIC y el cierre de la brecha digital.

En segundo lugar, el Fondo garantiza el fortalecimiento de la TV y radio públicas, al destinar un porcentaje fijo, el mejor que hayan registrado en los últimos 5 años, de todo el fondo (no solo de los permisos y publicidad de la TV como ahora), para que esos medios públicos evolucionen y puedan  convertirse en entidades multimedia en beneficio de la educación y la cultura de todo el país.

Image
La opinión
La Opinión