Escuchar este artículo

Remates de vehículos en línea: alternativa postcuarentena

Miércoles, 30 de Septiembre de 2020
Durante el 2020 Norte de Santander ha registrado 4.264 traspasos de vehículos usados, 1,2% del promedio nacional.

A diario se implementan estrategias que buscan contrarrestar el impacto ocasionado por la crisis sanitaria de la COVID-19 en la economía global y nacional.

Sin duda, la industria automotriz resultó ser uno de los eslabones más afectados debido al cese de actividades comerciales y de matrícula de vehículos presenciales.

Durante el 2020, el departamento Norte de Santander ha registrado 4.264 traspasos de vehículos usados 1,2% del promedio nacional.

Según cifras de la Asociación Nacional de Movilidad Sostenible (ANDEMOS), en el mes de agosto se efectuaron 704 traspasos en el departamento evidenciando un aumento del 454% frente al número de unidades registradas en el pasado mes de mayo.

No obstante la crítica situación vivida por la pandemia, al día de hoy, se evidencian rasgos de una reactivación gradual a través del auge que han conseguido los mecanismos de compra virtuales, entre ellos, los remates de vehículos en línea.  

 “Esta novedosa modalidad de subasta online ha permitido democratizar la participación de los usuarios brindándoles la posibilidad de acceder a los vehículos de manera segura, transparente y desde cualquier dispositivo conectado a Internet”, explica Helena Balcázar, Gerente de Superbid Colombia.

Según cifras de la Asociación Nacional de Movilidad Sostenible (ANDEMOS) de mayo a julio de 2020 hubo en el país un aumento del 376% en el número de traspasos de vehículos usados, pasando de 12.197 a 58.563 unidades en el último mes.

De igual forma, se evidenció un incremento del 304% en el número de traspasos de usados frente a vehículos nuevos, lo que demuestra una notable inclinación de los consumidores hacia el mercado de segunda.

Actualmente, más de 100 vehículos utilitarios, particulares, destinados a pasajeros de gama media y alta se encuentran disponibles para ser rematados desde un precio inicial de subasta desde 15 millones de pesos. Se prevé que al finalizar el mes de septiembre se logre un promedio en ventas alrededor de los 1.000 millones de pesos a partir de esta modalidad virtual.

“Estas cifras representan un rubro importante para la reapertura del mercado automotor en el país, garantizando un aumento en las ventas y en la generación de empleo”, agrega Balcázar.

Image
La opinión
La Opinión