Escuchar este artículo

Vivienda de interés social impulsa las unidades terminadas

Martes, 28 de Agosto de 2018
El comportamiento de las viviendas terminadas en Cúcuta fue positivo durante el segundo trimestre de 2018.

El comportamiento de las viviendas terminadas (casas y apartamentos) en Cúcuta fue positivo durante el segundo trimestre de 2018,  motivado principalmente por las Viviendas de Interés Social (VIS).

En el más reciente reporte de vivienda del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), durante el segundo trimestre de este año (abril – junio) en Cúcuta se construyeron 212 unidades de vivienda de interés social (VIS), un 60% más que en el mismo periodo del año anterior cuando se  construyeron 132 unidades.

Sin embargo, en cuanto a vivienda No VIS en el segundo trimestre del año pasado se construyeron 311 viviendas, mientras que en el mismo periodo de 2018 la cifra no superó las 58  unidades.

Le puede interesar Once empresas arcilleras estuvieron en Expocamacol

Y es que, a pesar de los buenos resultados de las unidades VIS, durante el 2017 y el primer semestre del 2018, el sector construcción pasó por una desaceleración económica y una baja en las estadísticas.

Esto debido a que el mercado está vendiendo más lento y los volúmenes de actividad han disminuido, incluso desde el año pasado.

La Vivienda de Interés Prioritario (VIP) por su parte tuvo un leve aumento. El año pasado en el segundo trimestre se construyeron 39 unidades y este año 48.

Edwin Chirivi Bonilla, director de estudios económicos de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol) sugirió hace unos días que la continuidad de los programas de vivienda de interés social, ayudará a que se recupere más rápido el mercado en el departamento.

La directora ejecutiva de Camacol Cúcuta y Nororiente, Margarita Contreras explicó que de acuerdo con los datos de Coordenada Urbana, el comportamiento, en general, de las viviendas terminadas (casas y aptos) en Cúcuta fue positiva, con un crecimiento de 27,6%, en área y 31,4% en unidades, en el primer semestre frente al año anterior. 

“Por segmento, se tiene que la vivienda No VIS tuvo un mejor comportamiento durante el primer semestre de 2018 con crecimientos de 54,7% en área y 75,5% medido en unidades”. 

En un análisis a los últimos años, Contreras dijo que se han mostrado comportamientos positivos con crecimientos elevados en la terminación de viviendas, pese a la alta variabilidad que se observa desde 2008.

“Estos crecimientos se vieron impulsados por las políticas de vivienda nacional, que han sabido aprovechar los empresarios de la región, especialmente en el segmento VIS, que registró un crecimiento de 1.716% en 2016”, explicó.

Además, afirmó que a pesar del cierre de frontera, que pudo generar afectaciones en la compra de viviendas, el mercado se ha mantenido estable. “De alguna manera tenemos ya una economía sólida en el tema inmobiliario”, dijo.

Según Contreras, los constructores de la región han tenido prudencia y han sido conservadores en el lanzamiento de nuevos proyectos.

“Hoy en día se acostumbra a desarrollar toda una fase de preventa para alcanzar un punto de equilibrio y empezar la fase de construcción”.

Vivienda en proceso

El Dane también dio a conocer que las unidades de vivienda en proceso - diferente de interés social - en el segundo trimestre sufrieron una disminución. El año pasado se reportaron   3.077 unidades y esta vez  2.665.

Entre  abril y junio de este año se registraron, según la entidad, 203 unidades nuevas, además 2.423 que continúan en proceso y solo 39 reinician la construcción.

“Si se observan las cifras, su comportamiento está bastante relacionado con los dos aspectos anteriormente mencionados. Las políticas de vivienda del nivel Nacional (crecimientos 2015) y el tema de cierre de frontera (agosto de 2015), sumado a la desaceleración del crecimiento de la economía en general (PIB), influyeron en los menores crecimientos alcanzados en 2016 y las cifras negativas para 2017”. explicó Contreras.

Panorama nacional

El Dane reveló que para el segundo trimestre del año el área culminada a nivel nacional aumentó 30,7% con relación al mismo periodo de 2017. En esta ocasión, la entidad reportó un balance de 3,74 millones de metros cuadrados.

De acuerdo con la entidad, para el caso de Vivienda de Interés Social (VIS), el aumento anual fue de 24,6% y para la vivienda diferente de interés social (No VIS), de 33,0%.

La entidad también reportó el registro de 43.183 unidades de vivienda culminadas, lo que significó un incremento de 31,6% frente al mismo trimestre de 2017; de estas 24,4% fueron VIS y 36,4% No VIS.

Para este mismo periodo, el Dane indicó que se iniciaron solo 33.971 viviendas, lo que representó una caída de 22,7%, frente a 2017. En la VIS el decrecimiento fue de 21,4% y las viviendas de otro tipo sufrieron una variación de -23,9%.

Finalmente, en lo referente a viviendas en proceso de construcción, el Dane resaltó que se reportaron 200.923 unidades.

Adicional a esto, el Censo de Edificaciones reveló que el área que comenzó obra en proyectos de oficinas, bodegas y hoteles también cayó: 21,5%, 40,9% y 56,7%, respectivamente. 

Para contrarrestar estos datos a la baja, un punto clave fue el comercio.

Image
La opinión
La Opinión