Escuchar este artículo

Node empresa

Bienestar laboral, un buen negocio para las organizaciones
Las compañías, a la vez que alcanzan sus objetivos en equipo, deben creer fielmente que tener a las personas en el centro es una práctica que genera un alto retorno de inversión.
La opinión
La Opinión

Bienestar laboral, un buen negocio para las organizaciones

Las compañías, a la vez que alcanzan sus objetivos en equipo, deben creer fielmente que tener a las personas en el centro es una práctica que genera un alto retorno de inversión.

La pandemia puso de manifiesto un asunto que para muchas compañías hasta el momento había pasado por alto: el bienestar de los colaboradores es tan importante que incluso desarrollarlo se ha convertido en un buen negocio para las organizaciones.

Tanto así que hoy las empresas están implementando iniciativas para darle prioridad a la manera en la cual sus empleados interactúan entre sí y se desenvuelven en su día a día.

“Las acciones de bienestar dentro de las compañías han traído una mejor calidad de vida a los empleados y los han llevado a desarrollar una cultura ‘deliciosa’ que genera impactos positivos en el negocio”, afirmó Débora Bonetto, Directora de Personas Latam de la empresa chilena de tecnología alimentaria NotCo.

En su opinión, las compañías, a la vez que alcanzan sus objetivos en equipo, deben creer fielmente que tener a las personas en el centro es una práctica que genera un alto retorno de inversión, por lo que los líderes empresariales deben considerarlo entre sus prioridades.


Le puede interesar: Transformación social, una gran oportunidad para las empresas


Borzatto resalta que esas políticas enfocadas en los colaboradores llevan a los negocios a percibir mejoras en la productividad, con personas que aprovechan más el tiempo y están dispuestas a optimizar al máximo su esfuerzo en pro de una mejor vida personal y profesional.

“Al final del día, las compañías tendrán vendedores que venden más, diseñadores más creativos, personal de servicio al cliente más preocupado por la atención, y líderes motivados que ven su equipo como el grupo que llevará a las empresas a un nivel superior”, comentó Borzatto.

Débora Bonetto, agregó que en su compañía la cultura corporativa evita las jerarquías y se adapta a la modalidad del trabajo dependiendo de las actividades de cada área. “En la pandemia aprendimos y entendimos la importancia del descanso y de la tranquilidad mental. Por eso sumamos días para que todos podamos compartir con nuestras familias en fechas importantes como la Navidad y Año Nuevo”, dijo Bonetto.


Lea aquí: El reto de los líderes: fortalecer la fidelización de todas las generaciones


Maryury Romero, Country Manager de Colombia para SAP resaltó la importancia de un momento de ocio creativo para redundar en la productividad. “El ocio no está bien visto en la sociedad desde que llegó la Revolución Industrial. Tenemos la percepción de que hay que vivir trabajando para estar bien y eso al final nos enferma”, comentó.

Los expertos concluyeron que, pensando en escenarios de negocio cada vez más competidos, las compañías que no han realizado cambios enfocados en el bienestar laboral de sus colaboradores tienen una deuda pendiente, pues de eso dependerá en gran medida que se logren los objetivos y que pueda haber un mayor desempeño para cumplir con los desafíos del mercado.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
La opinión
La Opinión
Lunes, 12 de Diciembre de 2022

Node empresa relacionada

El 25% de los empleados que renuncian en las organizaciones lo hacen dentro de los primeros 25 días, mientras que un 70% toman la decisión de marcharse o quedarse durante los primeros seis meses.
La opinión
La Opinión

Solo 4 de cada 10 empresas en Colombia implementan estrategias orientadas a mitigar uno de los fenómenos laborales del 2022: la renuncia silenciosa, según lo reveló un análisis de la firma Change Américas que consultó a más de 500 compañías en el país.

De acuerdo al estudio hecho por Change Americas -compañía especializada en transformación de organizaciones y soluciones para las áreas de RR.HH desde hace más de 25 años en Latinoamérica y Estados Unidos-, aunque el tema de la renuncia silenciosa o el “quiet quit” se viralizó en Tik Tok este año (hace referencia a empleados que trabajan sin motivación, haciendo lo necesario y sin temor al despido); la desmotivación o el desinterés de las nuevas generaciones, al permanecer en una organización, es una problemática que ya resonaba en las áreas de Talento Humano desde años atrás, al punto de convertirse en uno de sus principales puntos de dolor.

Para Catalina Pinzón, Gerente de Desarrollo Organizacional en Change Americas, “El principal foco de atención de las renuncias silenciosas es la falta de definición, implementación y trazabilidad a la estrategia de Cultura Organizacional de las compañías, respondiendo a las dinámicas y tendencias de transformación del mundo laboral actual”.


Le puede interesar: ¿Cómo mejorar la experiencia de los candidatos en los procesos de reclutamiento?


“A la par, algunas compañías del país ya están experimentando la Revolución Cultural, una tendencia que reta a las organizaciones desde su interior para impulsar la transformación a través de la generación de valor con desarrollos tecnológicos y la automatización del aprendizaje, entre otros elementos clave”, agregó Ciro Alejandro Pérez, CEO de Change Americas.

Entre las estrategias de esta nueva revolución, que impacta a la fuerza de trabajo desde el componente cultural, está el Rol Onboarding Buddy, que consiste en el acompañamiento que se le hace al nuevo empleado sobre su desarrollo en el rol, teniendo en cuenta entre otras cosas las inconformidades y oportunidades de mejora que manifieste para que Talento Humano logre tomar acción y evitar su desmotivación temprana o el riesgo de renuncia.

En ese sentido, un reciente estudio de People Fluent Research reveló que el 25% de los empleados que renuncian en las organizaciones lo hacen dentro de los primeros 25 días, mientras que un 70% toman la decisión de marcharse o quedarse durante los primeros seis meses.


Lea también: ¿Cómo las compañías pueden lograr mayor equidad salarial?


De ahí que sea tan importante que las empresas que tienen trabajo híbrido o remoto planifiquen una política integral de Recursos Humanos donde el onboarding sea el primer escalón del journey del colaborador.

Otra de las estrategias tempranas que deben implementar las organizaciones, es incentivar el liderazgo en los empleados en general, no solamente en los niveles directivos, dado que esto no solo dota de responsabilidades a los empleados, sino que les motiva a realizar su trabajo con altos estándares de desempeño.

“Por otro lado, y en línea con las tendencias que se posicionarán en el 2023, la inteligencia artificial (IA), juega un papel determinante en la Revolución Cultural, pues, además de agilizar los procesos de RRHH y contribuir a la mejor continua de experiencia del colaborador al interior de la empresa, también optimiza la información que las áreas de Talento Humano obtienen de los empleados para incentivar su desempeño y mitigar los riesgos de renuncia silenciosa”. Agrega Catalina Pinzón.

Según International Institute for Management Development (IMD), Colombia es de los países que más “se raja” en Inteligencia Artificial y digitalización, lo que continúa generando deficiencias críticas en gestión del conocimiento, tecnología para el Talento Humano y preparación para el futuro.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Temas del dia Foros La Opinión