Escuchar este artículo

‘Ruth y Majo tienen su mundo virtual’

Domingo, 1 de Marzo de 2020
María José Vargas habla de los exitosos papeles que la han convertido en la actriz joven del momento.

No fue difícil para María José Vargas interpretar a Ruth, su personaje en la serie juvenil ‘Noobees’, que el canal Nickelodeon estrenará el próximo lunes 2 de marzo, a las seis de la tarde.

No se parece en lo siniestra y vengativa que puede llegar a ser Ruth, pero sí tiene la capacidad que ella tiene entre poder dividir bien lo que es su mundo real y la construcción de un mundo virtual como miles de jóvenes hacen actualmente.

De eso se trata ‘Noobees’, que en su segunda temporada tendrá 60 capítulos de una hora, con una historia sobre la vida de jóvenes apasionados por el universo ‘gaming’. Las relaciones interpersonales de los jóvenes de hoy que siempre están conectados con sus redes sociales.

En esta segunda temporada, Silvia y David disfrutan de su vida de novios, sin saber que ‘GameOver’, la Inteligencia Artificial, quiere tomar control de todos los gamers y transformar ‘la vida real’ en un videojuego. Para lograrlo, 'GameOver' cuenta con la ayuda de dos avatares a los que dará vida, engaña y les propone jugar el mejor juego de su vida.

Es una producción realizada en Colombia para la televisión colombiana, protagonizada por los mexicanos Michelle Olvera y Andrés de la Mora; los colombianos María José Vargas y Pipe Arcila, así como la actriz brasileña Clara Tiezzi.

María José Vargas se ha convertido en la actriz joven del momento, la misma que ha logrado dar el salto de actriz infantil a juvenil con bastante éxito, con su participación en producciones como ‘La Reina del Flow’, así como ‘Bolívar’ y las dos temporadas de ‘Noobees’.

Mundo Virtual

Segunda temporada de Noobees de Nickelodeon…

Esta segunda temporada está increíble porque es una recopilación, un conjunto de cosas maravillosas con nuevos triángulos amorosos, amistades incondicionales, algunas que se rompen pero que al final terminan por regresar.

También está el mundo virtual que es tan importante hoy en la vida y en la serie. Es un conjunto de enseñanzas, de risas, pero en especial, de cosas increíbles.

Mundo real y mundo virtual, ¿dos mundos que María José Vargas sabe manejar muy bien?

Se puede decir que lo logro manejar, con mi mundo real como María José Vargas y mi mundo real como Majovargas. Creo que he logrado definir bien los espacios entre mi vida personal, mi vida actoral y mi relación con el público.

¿Difícil mantenerlos separados?

Yo siento que soy bastante clara al tener mi vida personal para mí. Hay una parte con la que claramente comparto con mis seguidores o televidentes, quienes me ven en series y telenovelas y luego me siguen en mis redes sociales. Les trato de mostrar lo esencial, el resto me lo guardo para mí y mi vida diaria.

¿Y cómo se desconecta de ese mundo virtual?

Yo no utilizo mi celular ni una hora antes de dormir ni una hora al levantarme, porque no quiero que lo primero que yo vea al despertar sea la pantalla del celular, ni tampoco al acostarme. Si se usa durante el día ya es usual, cotidiano y necesario, pero creo que al dormir uno debería llevarse otra imagen del mundo, como viendo las estrellas, y levantarse agradeciendo, viendo al sol, el cielo.

En la serie

¿Y en el caso de su personaje en la serie?

Ruth tiene su propio mundo virtual en los cuales se desarrolla bastante bien como Youtuber, pero también definiendo bien su mundo real donde es fashionista y actriz, entonces tiene ciertas similitudes con mi vida.

Ruth, la antagonista...

Ruth es la mala del paseo (risas). Es quien le hace la vida imposible a la protagonista y quien está enamorada del otro protagonista, pero nunca le hace caso. La verdad creo que a través de personajes así, que se pueden ver como villanos o malvados, se pueden encontrar muchas enseñanzas. Ruth intenta vengarse, ser mala, con muchas cosas en contra de ellos, pero siempre, como dicen por ahí, le sale el tiro por la culata.

¿Qué tan difícil es crear un personaje, hacer una temporada, dejarlo por un tiempo y retomarlo en una segunda oportunidad?

Difícil porque uno suelta como actor. Uno termina un trabajo y hace el proceso de soltar el personaje para estar lista para la creación del siguiente, pero como sucedió en esta oportunidad, te llaman y te dicen: “rescátalo”. Es una nueva creación sobre otros parámetros ya establecidos, con una base y si lo haces bien poder desarrollarlo mucho mejor. Es un nuevo personaje.

¿Y la escritura?

La escritura sigue ahí. Mi libro ‘Constelando en el amor’ lo lancé como hace cuatro meses que es una apuesta al ser un libro de poesía donde quería demostrar de que el amor verdadero sí puede existir.

¿Cómo llega la inspiración?

Yo tengo un tatuaje que es la luna, un planeta y una estrella, porque cuando el planeta gira y llega la noche, es mi momento de inspiración. ¿Por qué? No sé, pero empiezo a escribir y salen cosas desde mi corazón que le transmito a mis seguidores o en el libro.

Vea También: Estoy viviendo el presente: Llane

¿Por qué poesía?

Me encanta la poesía porque es una forma de expresar y de transmitir muchas emociones. Al escribir algo de amor o de despecho, la gente se conecta rápidamente contigo y sienten que también les ha ocurrido. La poesía es una conexión entre almas, porque se hace desde lo más profundo de las personas.

¿Cómo es la relación con su hermana, quien también es actriz?

Como hermanas somos las mejores hermanas de todo el planeta, porque somos muy unidas, casi nunca peleamos, la última vez fue hace como tres años (risas). En lo personal y laboral nos aportamos, pero no nos criticamos, pero sí un aprendizaje y crecimiento. Una relación bastante bonita.

¿Un sueño por cumplir?

Sueño con trabajar al lado de mi hermana. Siempre nos ha tocado en los mismos proyectos donde yo soy la chiquita y ella la grande, donde yo salgo de escena y ella entra, pero nunca como compartir escena, lo cual sería maravilloso poder hacerlo.

¿Qué viene para María José Vargas en el 2020?

Vienen cosas bonitas que aún no les puedo contar, pero creo que viene este año cargado de muchas oportunidades, pero en especial, nuevos retos para seguir creciendo como actriz.

Image
Colprensa
Colprensa