Claves para mejorar la experiencia del desayuno de los niños

Jueves, 4 de Marzo de 2021
En la infancia los sentidos ayudan a los más jóvenes de la casa a crear experiencias de agrado o disgusto basados en lo que ven, prueban y sienten.

El desayuno para los niños y niñas es una de las comidas más importantes del día, porque les da la energía que necesitan para cumplir con sus tareas diarias y tener momentos de diversión en familia.  Viviana Gutiérrez, Directora Marketing para Pacifico, nos comenta: “estoy convencida que padres y cuidadores necesitan, hoy más que siempre, ideas que permitan que los niños y niñas tengan una mejor experiencia al recibir su primera comida del día, es por ello que Kellogg's, anticipándose a estas necesidades, inicia el año con una nueva opción para el desayuno que será del agrado de los niños, y de toda la familia”.

 Además, Kellogg's hoy comparte algunas recomendaciones que facilitan el acercamiento de alimentos para los niños. 

1. Explota tu imaginación al máximo 

En la infancia los sentidos ayudan a los más jóvenes de la casa a crear experiencias de agrado o disgusto basados en lo que ven, prueban y sienten. La comida no es la excepción a esta regla, es por eso que la primera recomendación para quienes preparan sus alimentos, es construir platos llenos de colores y texturas, esta es una primera invitación a probar la comida, hay que recordar que: “todo entra por los ojos”. Si es posible captar su atención con el juego de colores de diversos tipos de alimentos, seguramente él o ella va a querer al menos acercarse a probar su desayuno.

 Brian Wansink, experto en comportamiento alimenticio y quien ha liderado diversos estudios sobre la psicología de la alimentación, encontró en uno de sus experimentos, que al ofrecer diversas opciones de desayunos, la mayoría de niños participantes prefería aquellos que contaban con un mayor número de ingredientes por plato. Esto se debe a que muestran mayor interés por los platos que cuentan con alimentos distintos, que por las propuestas de alimentación monótonas, ya que pueden resultarles aburridas. 

2. Planea en familia el menú de la semana 

Sal de las actividades cotidianas y crea en familia recetas únicas que combinen diversos ingredientes, que  pueden resultar en un platillo completo y nutritivo, con un sabor inigualable.  

Uno de los mejores ejemplos es la granola, la cual es uno de los alimentos conocidos por miles de colombianos para iniciar el día, por sus nutrientes e ingredientes, según la encuesta hecha por la compañía de mensajería Rappi en 2021, donde en la categoría de desayuno este plato fue uno de los más pedidos a través de domicilio, se explica que está alta demanda está generada por su alto nivel nutricional y el deseo de los encuestados de seguir hábitos más saludables en su dieta.

Generalmente está compuesta por: trozos de fruta, avena, miel para endulzar y otros ingredientes naturales que hacen de ella un manjar para empezar la jornada. No obstante, para los más pequeños de la casa puede llegar a ser un poco insípida y poco llamativa por eso prefieren otro tipo de alimentos para acompañar sus mañanas.   

3. Refleja tu personalidad única en el momento del desayuno  

La clave de esta actividad es identificar tus preferencias e incentivar el amor por los sabores que más disfrutan en casa. Tener varias opciones puede ser una victoria a la hora de desayunar. 

Refleja la personalidad de tus pequeños utilizando elementos como platos, cubiertos, vasos divertidos. Disfrutar de los momentos de consumo, puede ser una experiencia muy divertida al momento de ingerir los alimentos.

Image
La opinión
La Opinión