Escuchar este artículo

Esta apertura de frontera no es un triunfo de ningún dictador: Duque

Miércoles, 6 de Octubre de 2021
En entrevista con La Opinión, el presidente fijó su posición sobre el movimiento de los contenedores.

El presidente de la República, Iván Duque, llegó ayer a Norte de Santander para encabezar los actos centrales de conmemoración del Bicentenario de la  Constitución de la Villa del Rosario de Cúcuta que tendrán lugar esta tarde en el complejo histórico.

Su primera parada fue en la clausura de la Cumbre de Gobernadores que se desarrolló en el municipio fronterizo  y en la que se refirió a uno de los temas que ha acaparado la atención de la región y del país en las últimas horas: el movimiento de los contenedores que bloqueaban el paso por los puentes internacionales que conectan a Colombia con Venezuela.

Lea aquí

Retiraron contenedores pero no reabren la frontera

En entrevista con La Opinión, Duque insistió en que esa decisión tiene también una intencionalidad política, teniendo en cuenta las elecciones regionales que se avecinan en el vecino país.

Sobre su posición respecto a lo que viene en materia de reapertura, los avances del Estatuto de Protección al Migrante, la seguridad de la región y otros temas de la coyuntura actual, habló el jefe de Estado.

¿Por qué dice usted que los colombianos no nos vamos a prestar para ser idiotas útiles de las pretensiones electoreras de la dictadura?

Hay varias cosas, primero, Colombia abrió la frontera desde el 2 de junio, pero la dictadura la ha tenido cerrada y las comunidades de los estados limítrofes están sufriendo mucho. Esta es una frontera viva y hemos visto una gran presión por parte de los ciudadanos venezolanos pidiendo esa apertura del lado de allá; también hemos visto cómo el gobierno interino y la resistencia democrática han dicho eso mismo públicamente. Entonces, esto (la apertura) es algo que tiene que ocurrir por el bienestar de los ciudadanos. Pero hay que preguntarse también, ¿cuál es el interés que ha tenido la dictadura detrás de esto? Ellos están pretendiendo usar esto como una bandera electorera de cara a unas elecciones locales que quieren convocar para tratar de dar una apariencia democrática. Es por eso que he dicho que esta apertura no es un triunfo de nadie, no es el triunfo de ningún dictador, no es el triunfo de ningún gobierno, es una conquista de los ciudadanos que han reclamado tener esa frontera viva con toda la regularidad. En esa medida, hemos dicho que Colombia no se puede prestar para ser idiota útil de pretensiones electoreras de la dictadura.

Entonces, ¿usted cree que lo que ocurrió es parte de una estrategia electoral y después podría volver a darse un cierre, por ejemplo?

Este ha sido un territorio que ha estado en disputa por parte de la dictadura y ahí se han dado muchas veces triunfos de la resistencia democrática. Se sabe de la importancia que tiene esta frontera para el bienestar de millones de ciudadanos al otro lado. Entonces, tenemos que ser absolutamente cautos al decir que Colombia ya hizo lo suyo, que es mantener la apertura desde el 2 de junio.

¿Cómo será ese proceso gradual para la apertura de la frontera, por parte de Colombia, ahora sin contenedores?

Lo vamos a hacer con todo el rigor. Vamos a tener a Migración, a la DIAN, a la Fuerza Pública con todos los controles. Pero es muy importante que no nos dejemos llevar a que esto sea vendido ante el pueblo venezolano como un triunfo de la dictadura, frente a la resistencia democrática, sino más bien como una verdadera conquista de los ciudadanos que decían que era absurdo mantener cerrada una frontera viva tan importante.

¿Y de qué forma se dará la articulación para avanzar en ese proceso de reapertura segura?

Algo muy importante es que hemos venido acompañando y orientando las conversaciones entre las autoridades locales de Norte de Santander, con las de los estados limítrofes, porque al final del día ahí hay una gran interacción, pues esta es una frontera viva y eso es muy positivo. Eso ha dado también señales de confianza y lo que nos corresponde a nosotros es tener a Migración a la DIAN, a la Policía, a todos, cumpliendo su trabajo. Del lado venezolano también sabemos que están las autoridades locales para garantizar esa seguridad. Entonces, esto ayuda a que esta conversación no sea un tema politizable, sino todo lo contrario, sea un tema en beneficio de los ciudadanos.

¿Es posible que con la reapertura de lado y lado se empiecen a flexibilizar también los canales diplomáticos entre los dos países?

Después de conversar con el presidente interino Juan Guaidó y con miembros de la resistencia democrática, ellos han clamado para que se restablezca el servicio consular. Nosotros siempre lo mantuvimos hasta cuando fueron expulsados nuestros cónsules de manera abrupta por la dictadura, a comienzos de 2019, y hemos dicho que, pensando en nuestros compatriotas que están en territorio venezolano, estamos dispuestos a hacer esa reapertura del servicio consular  sí, y solo sí, existen las garantías en materia de seguridad.

¿Qué significa eso de que haya garantías de seguridad?

Es que recordemos que los funcionarios fueron expulsados y con bastante vehemencia, casi que con un lenguaje violento, entonces, restablecer el servicio consular es que haya las suficientes garantías de que quien está prestando un servicio de esta naturaleza y que además hace parte de la Convención de Viena, tenga la certeza de que no va a estar ni perseguido ni amenazado ni amedrentado, sino que pueda cumplir una labor.  Por eso, esa reapertura de los servicios consulares también es algo que no se debe hacer ni de manera improvisada ni repentina, sino con toda la claridad.

Pero, ¿existe la posibilidad de que eso se dé en su gobierno?

Si hay las condiciones, lo haremos.

¿Usted realmente cree que Guaidó ha tenido alguna incidencia en el retiro de los contenedores y en la decisión de reabrir la frontera del lado venezolano?

Creo que no es solamente Guaidó, es Guaidó como presidente interino, es la Asamblea, pero es también la ciudadanía que no aguanta más.

Conozca: 

No nos vamos a prestar para ser idiotas útiles de pretensiones electoreras: Duque

Estatuto de Protección Temporal  

Está a punto de entrar en vigencia el Estatuto Temporal de Protección, ¿con qué recursos cuenta el Estado para financiar la atención de los venezolanos que tendrán un estatus regular?

Esta es una muy buena pregunta porque el Estado no puede satisfacer todas las necesidades de todos los migrantes. El problema es que esos migrantes ya estaban en Colombia y no estaban regularizados. Entonces, lo primero que requiere una política migratoria es reconocimiento y regularización. Nosotros estamos otorgando el Estatuto Temporal de Protección por 10 años y lo que se busca es que haya un registro biométrico donde podamos tener toda la identificación del migrante. Ya tenemos 1,3 millones de migrantes con reconocimiento biométrico. Esperamos entregar un millón de tarjetas antes de terminar este año y las otras 800.000 completarlas en el primer semestre de 2022.

Pese a la importancia de esta política, también es cierto que los colombianos perciben que esto va a significar una demanda de recursos muy alta para el Estado, ¿es así?

El problema es que la demanda ya existía. Lo que estamos haciendo al regularizar es justamente reducir ese impacto, porque lo que uno no puede aguantar, desde el punto de vista económico, es que una persona que puede estar económicamente activa, en edad de trabajar, no lo pueda hacer. Entonces, cuando usted tiene un migrante que no puede sacar un crédito, que no puede comprar una vivienda, que no puede afiliarse a salud, realmente ahí es donde se empieza a generar un costo acumulado en el tiempo. Pero cuando uno regulariza y permite que tengan un trabajo, también es una contribución favorable y positiva para la economía colombiana.

¿Cómo se va a articular toda esa información que salga de la caracterización de los migrantes, con las diferentes entidades del Estado?

El sistema de la tarjeta inteligente del Estatuto de Protección Temporal lo está liderando Migración Colombia, pero la está haciendo con la asesoría de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, de la Organización Internacional de Migraciones, de la Agencia de Cooperación de los Estados Unidos y la Unión Europea, es decir, estamos trayendo a todas las agencias de cooperación para que nos ayuden no solamente a tener información oportuna y segura, sino que también pueda ser cruzada con otras bases de datos relacionales por parte del Estado colombiano.

Image
El presidente Iván Duque fue el encargado de clausurar, ayer, la Cumbre de Gobernadores, en Villa del Rosario.

El presidente Iván Duque fue el encargado de clausurar, ayer, la Cumbre de Gobernadores, en Villa del Rosario.  Foto: Cortesía

Entérese: Conozca las restricciones de los próximos días por el Bicentenario

Seguridad en la región 

En el último año el ministro de Defensa ha visitado al menos cinco veces Cúcuta y se ha prometido un aumento del pie de fuerza, pero a pesar de esto la situación de seguridad en la región sigue siendo muy crítica, ¿en qué ha fallado la estrategia?

Tenemos que poner las cosas en el plano que es: no quiere decir que aquí las cosas se hayan empeorado en materia de seguridad. En muchos puntos tuvimos durante varios años una calma chicha, porque hubo una especie de repliegue de la fuerza y esos espacios los conquistaron los actores violentos. Como no estaban siendo confrontados, todo podía lucir un poco más tranquilo, pero realmente lo que se estaba presentando era una captura de espacios territoriales y nosotros desde el primer día dijimos, vamos a enfrentar esa criminalidad. Mañana (hoy) estaremos consolidando el comando conjunto de Norte de Santander, para articular toda la respuesta de la Fuerza Pública en beneficio de la seguridad de los ciudadanos.

¿Y esto sí redundará en mejores resultados?

Sabemos que muchas veces esto trae retos y muchas veces trae retaliaciones cobardes por parte de los terroristas, pero nuestro compromiso es seguir trabajando por la seguridad de este departamento y por la seguridad de nuestro país. Sabemos que hay que seguir aumentando la densidad del pie de fuerza, hay que seguir aumentando la inteligencia, pero tenemos que acompañar esa política de seguridad con la inversión social, por eso este es el gobierno que más recursos ha invertido en este departamento.

Hoy

En Cúcuta: Cimarrón, una banda con sonidos del Orinoco

Bicentenario 

La última conversación que La Opinión tuvo con usted fue justo antes del inicio del paro, ¿qué balance hace de ese proceso?

Por un lado, creo que vimos que había personas que trataron de tergiversar la verdadera vocación de la reforma que se había presentado y por eso decidimos retirarla, pero no para claudicar, sino para recomponer un gran consenso nacional que se consiguió y fue así como logramos sacar adelante la reforma social y la reforma fiscal más importante de este siglo en Colombia; creo que ahí ganan todos los ciudadanos. Por otro lado, a esa juventud que se pronunció de manera pacífica, constructiva, con el interés de aportar, no solo la hemos escuchado, sino que le estamos dando una voz y un empoderamiento y esa es la elección de los Consejos Municipales de Juventud que tendrán lugar el próximo 5 de diciembre. Eso significa un triunfo de la democracia y se privilegia la propuesta sobre la protesta.

¿Qué le queda a Norte de Santander tras la conmemoración de este Bicentenario?

Creo que del Bicentenario y de nuestro Gobierno. Por un lado, creo que vamos a lograr terminar esta vía que ya llevaba algún nivel de avance que es la conexión entre Pamplona y Cúcuta, y que después va a unirse con Bucaramanga; el puente Mariano Ospina con su nueva infraestructura será una obra muy importante; la conexión que va a ser entre La Lejía y Saravena será histórica. Creo que también es muy importante destacar el corredor de Astilleros-Tibú y después Tibú-La Gabarra, el Plan  Catatumbo Sostenible, la inversión en el Acueducto Metropolitano que estaremos inaugurando a comienzos del año entrante, más las inversiones en vías terciarias y de carácter social, entre ellas quiero destacar el tener la educación universitaria pública gratuita para los estratos 1,2 y 3, que también va a ser un gran aliciente para aumentar la población con acceso a la educación superior del departamento. También están las inversiones en acueductos, electrificación rural.

En resumidas cuentas, este va a ser el gobierno que más recursos habrá invertido en Norte de Santander desde su fundación como departamento.

¿Y quedarán garantizados los recursos para el Centro de Convenciones?  

Con Fontur no solamente se ha garantizado que ya tengamos el diseño, esperamos que nos entreguen la fase 3 en los próximos meses y aspiramos comenzar la construcción, con la primera piedra, a más tardar en el primer bimestre del año 2022. A partir de ahí tenemos ya asegurados los $15 mil millones que tienen que permitirnos entregar a la región esta obra icónica que no solamente es una obra del Bicentenario, sino que también es un reconocimiento a uno de los grandes presidentes que ha tenido nuestro país, que ha sido Virgilio Barco, hijo de esta tierra.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
La opinión
La Opinión