Escuchar este artículo

¿Cómo va la renovación de la Selección Colombia?

Sábado, 21 de Abril de 2018
El proceso ha sido lento, pero ha tenido resultados que se ven reflejados en la defensa. 

Durante la Eliminatoria suramericana al Mundial de Rusia-2018, mucho se especuló sobre el nivel de la Selección Colombia por cuenta de los cambios de jugadores en algunas posiciones.

Tras el cierre de un ciclo exitoso en el Mundial Brasil-2014, con jugadores como Faryd Mondragón, Mario Alberto Yepes, Pablo Armero, Camilo Zúñiga, Freddy Guarín y Elkin Soto, entre otros, que tuvieron notable aporte en el regreso de la Tricolor a una Copa Mundo tras 16 años de ausencia, se inició un proceso de recambio que, a 53 días de la nueva cita, no ha culminado.

En el camino a Rusia, el sexto Mundial en el que Colombia hará presencia, el seleccionador José Pékerman convocó 59 futbolistas (6 arqueros, 18 defensas, 17 volantes y 18 delanteros), muchos con una sola concentración y otros que nunca tuvieron minutos en cancha, cifra que denota lo difícil que fue consolidar una base, por lo que el cuerpo técnico tuvo que ensayar hasta encontrar a varias figuras que se afianzaron en sus posiciones.

En cuestión de relevos

Es el caso de los defensores Yerry Mina y Dávinson Sánchez, dos de los jugadores más jóvenes en la Selección que se consolidaron como la pareja de centrales.

“En esa línea hay un cambio exitoso. Arias (Santiago) viene de ser relevo de Camilo Zúñiga desde el Mundial de Brasil, Fabra (Frank) llegó en la reciente clasificatoria por el otro costado. Y en los centrales el relevo es evidente con Mina y Dávinson; ha sido un proceso natural”, explicó el técnico Hugo Gallego. Sin embargo, para él, la preocupación de recambio pasa por posiciones como la del portero y el volante creativo.

“Entre los arqueros suplentes de la Selección no hay una figura del mismo nivel de David Ospina. Pero el problema va más allá, solo hay que mirar el fútbol colombiano, en el que la mayoría de guardametas son extranjeros”, comentó Gallego.

Lo contrario opinó Óscar Héctor Quintabani, exarquero y entrenador, que aunque coincidió en que no hay un portero del mismo bagaje que Ospina, uno de sus suplentes, José Fernando Cuadrado, muestra cualidades. No obstante, no sería considerado un relevo generacional, pues Cuadrado (32 años) supera en edad al titular (29).

En cuanto al creativo, Gallego consideró que en el relevo no existe una figura que se adapte a la tarea de distribuir el juego y brindar el espectáculo que la Selección requiere.

“En esa posición, hasta ahora, no hay nada. En Colombia no se elabora juego. El fútbol del equipo es fuerte, potente, muy físico, dinámico y veloz, pero no hay nadie que piense, que arme. Este punto es preocupante”.

Además de encontrar los sustitutos naturales por líneas, hay otros factores que también influyen en la renovación del conjunto nacional.

La continuidad o el cambio del cuerpo técnico

Es el punto del que más depende el relevo por “el estilo y el planteamiento que el cuerpo técnico le quiera dar al equipo”, aseguró Gallego.

Pero otra es la postura del extécnico mundialista Francisco Maturana, quien piensa que en nada influye si hay un cambio o no en la figura del seleccionador. “El que venga va a edificar sobre lo que ya hay, un proceso de ocho años, no va a venir a hacer cambios profundos”, comentó.

Reinaldo Rueda, designado recientemente como entrenador de Chile, y Juan Carlos Osorio, timonel de México, son opciones que han sonado para el futuro; sin embargo sus compromisos con esos países ponen en veremos su llegada.

El camino que vaya a tomar la dirigencia

El exjugador de la Selección, Juan Jairo Galeano, expuso que el relevo se dará siempre y cuando “exista un compromiso para desarrollar un proyecto en conjunto entre cuerpo técnico y dirigentes” para mezclar jugadores veteranos, de media edad y jóvenes, para que el proceso se dé en escala.

Advirtió que si la Federación Colombiana de Fútbol trabaja pensando en proyectos y resultados inmediatos se perderían los relevos, “porque no se trabaja sobre ellos. Casos como Perú y Argentina que se quedaron sin recambio por el mal manejo de sus divisiones inferiores”.

¿Dónde se forman los relevos?

En la década de los 90, el combinado patrio tenía en el fútbol local la base. Ahora, con las dinámicas del balompié, son los jugadores que actúan en el extranjero, por el rendimiento deportivo y el trabajo en los grandes clubes, los que la conforman. “La labor que hacen los entrenadores en los equipos es valiosa, pues ofrece alternativas para conformar buenas nóminas”, indicó Orlando Restrepo, técnico de divisiones inferiores de la Selección Colombia.

Image
Colprensa
Colprensa