Juan Carlos Osorio mide el termómetro del campeón mundial

Viernes, 18 de Mayo de 2018
La selección mexicana, dirigida por el colombiano, es la principal amenaza para Alemania, en Rusia 2018.

La Selección de México, con el colombiano Juan Carlos Osorio en la cabeza del cuerpo técnico, será la encargada de medir en el Grupo F el termómetro del vigente campeón orbital y máximo aspirante al título de la Copa Mundial de la Fifa Rusia-2018: Alemania.

Con Suecia y Corea del Sur como acompañantes de lujo, México es la principal amenaza para los tetracampeones mundiales, que luego de la corona alcanzada en Brasil-2014 buscarán igualar a los brasileños con cinco coronas posicionándolos como los máximos ganadores de la historia.

Aunque parece un camino allanado para los ‘teutones’, no lo es tan sencillo, porque los cuatro países de esta zona tienen tradición mundialista y prueba de ellos es que este Grupo F es uno de los que más tiene partidos repetidos en la historia de los mundiales, con 11 confrontaciones jugadas en las pasadas ediciones.

No habrá duelo inédito en esta llave y el partido que más se ha repetido es el de Alemania contra Suecia, con un total de 36 juegos, con cuatro encuentros en Mundiales, siete en Eliminatorias al Mundial, uno por Eurocopa y los demás en amistosos, con 15 victorias alemanas y 12 suecas, más nueve empates.

A través de la historia

En los dos últimos partidos oficiales entre estas dos selecciones, que se dieron en el camino clasificatorio a Brasil-2014, festejaron 16 goles, con un 4-4 en Berlín y victoria 3-5 en Solna, lo que marca la paridad entre estas dos naciones a través de la historia del fútbol internacional.

El siguiente duelo con más repeticiones es el Corea del Sur-México, con una docena de partidos jugados. Uno en el Mundial de Francia-1998, otro en los Juegos Olímpicos Londres-1948, uno más en Corea Cup, así como en la Copa Concacaf del 2002 en Estados Unidos y en la Copa Confederaciones del 2001, más siete amistosos, con saldo de seis triunfos mexicanos y cuatro coreanos.

Luego sigue la confrontación entre México y Alemania, que se ha cumplido en 11 oportunidades, tres de ellas en Mundiales y dos en Copa Confederaciones, justamente la última en la semifinal de hace un año en Sochi, cuando con un equipo de jóvenes los alemanes se impusieron 4-1. 

El saldo es desfavorable para el equipo de Juan Carlos Osorio, pues sólo le ha ganado una vez a Alemania, que se ha impuesto cinco veces, con cinco empates.

La derrota más recordad de los mexicanos fue la que se dio en la Copa Mundial de la FIFA Argentina-1978, cuando Alemania goleó 6-0. 

En un amistoso de 1971, los europeos también vencieron con autoridad 5-0 a los norteamericanos.

Si bien Alemania sólo se ha enfrentado tres veces a Corea del Sur, dos de esos duelos han sido en citas orbitales, la última en la semifinal del 2002 en la casa coreana, con victoria 1-0 para el equipo germano, que luego perdería la final contra Brasil. El último recuerdo entre estas dos selecciones es un amistoso en 2004 con victoria asiática.

Otro duelo mundialista que se repetirá será el México-Suecia, porque ya se vieron en la cita de Suecia-1958, cuando los anfitriones golearon 3-0 a los mexicanos. 

Después de esto se han visto en ocho compromisos amistosos, mientras que Suecia se ha medido cuatro veces a Corea, sin festejos asiáticos. 

Dos empates y dos victorias suecas marcan la historia de esta confrontación.

La tradición mundialista de este grupo no sólo se marca por los duelos directos, sino también porque hay un tetracampeón, Alemania, y un finalista, Suecia, que alcanzó la última instancia en 1958, certamen del que fue anfitriona y cayó 5-2 ante la Brasil de Pelé.