Escuchar este artículo

Los torneos internacionales, un dolor de cabeza para los equipos colombianos en el 2020

Viernes, 6 de Noviembre de 2020
Junior y Cali son los únicos sobrevivientes en Sudamericana. 

Desde el 2014 hasta el 2018, el fútbol colombiano había sido protagonista en los torneos internacionales, teniendo equipos ‘cafeteros’ mínimo en semifinales de alguno de ellos. De igual forma, hubo dos campeones (Nacional y Santa Fe) y tres subcampeones.

En el 2019 empezó el declive de los locales a nivel continental. En Copa Libertadores estuvieron Independiente Medellín, Atlético Nacional, Junior y Tolima, dejando rezagados a los equipos antioqueños en la fase previa, los barranquilleros últimos de su grupo y los ‘pijaos’ terceros.

Por Sudamericana participaron Once Caldas, Deportivo Cali, Águilas Doradas y La Equidad, a los que se les sumaron Atlético Nacional y Deportes Tolima, torneo en el que se quedaron los de Manizales en primera ronda y el resto en segunda, sin contar a ‘los aseguradores’ quienes llegaron hasta cuartos de final.

En este 2020 la situación no parece cambiar. En Libertadores compitieron Junior, América de Cali, Medellín y Deportes Tolima, siendo este último eliminado en fases previas, y los demás, quedando coleros de sus grupos, salvo el ‘tiburón’, que finalizó tercero y accedió a Sudamericana.

La reapertura del segundo torneo más importante del sur del continente, la Copa Sudamericana, ubicó a Atlético Nacional, Deportivo Cali, Millonarios y Junior en segunda ronda, mientras que el Pasto se quedó en primera fase.

Eliminados por River Plate… de Uruguay

Se preveía una llave sin mayor complicación para el verde antioqueño que ha sido subcampeón tres veces de este torneo, pero apareció un delantero de 17 años para anotar un doblete y dejar por fuera a Atlético Nacional que viene en capa caída, tras sus dos derrotas por la liga local que significaron la salida de Juan Carlos Osorio como técnico ‘verdolaga’.

Caso contrario vive el equipo dirigido por Jorge Fossati, quien sabe lo que es ser campeón de este torneo, tras adjudicárselo con Liga de Quito en 2009, además, River Plate marcha primero en su país transcurridas dos fechas de la liga uruguaya, luego de vencer a Peñarol como visitante y Danubio como local.

La llave que finalizó 4-2 a favor de los uruguayos, empezó con el empate a uno en tierras paisas con los goles convertidos por Vladimir Hernández (34’) para los locales, y Horacio Salaberry (69’) en la visita. En cambio, en el partido de vuelta, Matías Arezo anotó a los 5’ y 26’, Jefferson Duque para Nacional descontó al 34’, y Sebastián Píriz dio la tranquilidad en el 90’.

River Plate tendrá que enfrentar en octavos a la Universidad Católica de Chile, intentando mejorar lo hecho en 2009 cuando fueron semifinalistas de este mismo torneo.

Rival de ‘piedra’ para los ‘pijaos’

La calera es una cantera de piedra caliza y es donde también se le calcina, es por esto que, el Deportes Tolima vio imposible meter en el horno a la defensa chilena y terminó eliminado por un equipo que marcha segundo en su liga y solo ha perdido uno de sus últimos cinco partidos en ella, los demás, han sido victorias.

Por otra parte, Unión La Calera, quien disputa por segunda vez consecutiva este torneo, llegaba a esta llave tras dejar por fuera al Fluminense de Brasil, en cambio, Tolima clasificó a esta instancia por ser uno de los dos mejores perdedores en la fase previa de la Libertadores.

Con un empate a cero en Chile, se definía todo en suelo colombiano, aquel que empezó dulce para los ‘pijaos’ con el gol de Leandro Campaz al 36’, hasta que se volvió amargo por el tanto anotado de Andrés Vilches en el 46’, que terminó siendo definitivo para acceder a la siguiente ronda gracias al gol de visitante, en la que se medirá ante el Junior de Barranquilla.

El ‘azucarero’ fue embajador

En un año que no marcha bien para los colombianos a nivel internacional, debió quedarse otro ‘cafetero’ debido al enfrentamiento entre el Deportivo Cali y Millonarios en esta instancia, en donde salió vencedor el conjunto caleño desde los 12 pasos y deberá enfrentar al Vélez Sarsfield de Argentina por los octavos.

La única llave de esta fase que se definió por penales, empezó con la victoria en Bogotá del ‘azucarero’ por 2-1, en un partido que inició perdiendo gracias al gol de Cristian Arango al 46’, en cambio, Andrés Colorado y Hernán Menosse, le daban vuelta al encuentro a los 75’ y 85’, dejándolos muy cerca de la siguiente ronda.

Aquella que tuvo entre sus manos hasta el 93’ en el juego de vuelta, por el gol marcado de Eliser Quiñones, el exrojinegro que está desde el 2017 en Millonarios. Sin embargo, el partido inició favorable para los caleños de nuevo por Hernán Menosse en el 23’, que hacía prever un encuentro de trámite, pero en el que apareció otro de los anotadores en el juego de ida, Andrés Colorado, aunque esta vez, en propia puerta a los 30’.

Con el mismo resultado en los dos partidos, se fueron a definir el ganador de la llave desde el punto penal, aquel en el que se impuso el Deportivo Cali por 5-4, gracias a los fallos de Santiago Montoya y David Macalister Silva.

Junior sufre en su ‘plaza’

Teófilo Gutiérrez fue el encargado de clasificar al Junior de Barranquilla a la siguiente ronda, por ese único gol registrado en la ida disputada en suelo uruguayo ante el Plaza Colonia a los 87’, mientras que, en la vuelta jugada ayer en el estadio Metropolitano, un pálido empate a cero con un solo remate a puerta por parte de los locales en todo el partido, fueron suficientes para clasificar dejando muchas dudas de cara a acceder a unos posibles cuartos de final.

La ida de los octavos

El Deportivo Cali verá acción el martes 24 de noviembre a las 7:30 p.m., cuando visite a Vélez Sarsfield en Argentina, en cambio, el Junior jugará como local ante Unión La Calera el jueves 26 a la misma hora.

 

Image
La opinión
La Opinión