Caen dos mujeres señaladas de extorsionar en la frontera

Lunes, 28 de Octubre de 2019
Una colombiana y otra venezolana, que se dedicaban a intimidar a los comerciantes de Ureña.

Recientemente, las autoridades venezolanas implementaron controles de seguridad y registro en los pasos irregulares (trochas) entre Ureña y El Escobal, una zona donde ejerce el control el grupo armado La Línea.

En medio de un operativo liderado por el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) fueron detenidas dos mujeres, una colombiana y otra venezolana, señaladas de cruzar la frontera para intimidar a los comerciantes de Ureña a través de panfletos amenazantes, exigiéndoles una extorsión a cambio de no atentar contra sus vidas y de  sus núcleos familiares.

Según las autoridades del vecino país, se trata de la venezolana Oriana Gabriela Sol Medina, de 23 años, y la colombiana Carolina Londoño Salinas, de 33, ambas fueron capturadas en medio de una persecución, cuando intentaron huir del lugar al percatarse de la presencia de las autoridades.

Según se conoció, les incautaron dos celulares y al menos diez panfletos, alusivos a un grupo paramilitar bajo el mando de un hombre conocido como el Paisa, que a través de mensajes intimidantes de notas de voz, impone su imperio de terror y muerte en la frontera.

“Ellas recorrían varios establecimientos comerciales en Ureña para intimidar a sus propietarios y advertirles de que en caso de no contribuir con la extorsión, la organización criminal tomaría represalias contra ellos y los negocios”, dijo una fuente.

El general Wilmer Uribe, vocero de la delegación del estado Táchira, dijo que la comisión que capturó a las dos mujeres adelantaba planes de registro y control en las trochas en el marco de las investigaciones por los recientes homicidios ocurridos en este paso fronterizo que comunica con El Escobal.

Image
La opinión
La Opinión