Escuchar este artículo

Caen presuntos homicidas

Jueves, 11 de Abril de 2019
Les siguieron la pista a los sospechosos, para esclarecer hechos de sangre que alteraron la tranquilidad en Cúcuta.

La Seccional de Investigación Criminal (Sijín) de la Policía Metropolitana de Cúcuta capturó a cuatro presuntos homicidas que deberán responder ante la justicia por el mismo número de crímenes.

Los investigadores judiciales les siguieron la pista a los sospechosos de manera rigurosa con el fin de esclarecer estos hechos de sangre que alteraron la tranquilidad en la capital del departamento.

Marlon Alirio Guarín Duarte, el Gato, quien actualmente era soldado regular del Ejército, fue uno de los detenidos.

Los funcionarios judiciales arribaron hasta las instalaciones de la Trigésima Brigada del Ejército para capturar a Guarín, de 24 años, señalado de participar en el atentado a balazos contra el comerciante José Luis Jácome García, el pasado 24 de mayo de 2018, en el barrio Prados del Este.

Aunque el detenido aseguró que no participó en el hecho, los investigadores tienen interceptaciones telefónicas que lo involucran como colaborador en el ataque.

La víctima fue trasladada a un centro médico y finalmente murió en diciembre del año pasado en Bogotá.

Sin embargo, los investigadores están tras la pista de los cómplices y demás participantes que esa noche del atentado se movilizaban en un taxi.

Le puede interesar Asesinan a un pimpinero en Puerto Villamizar

Una mujer

El venezolano Jhonatan Uriel Infante Fernández, de 24 años, fue capturado tras ser señalado por la Sijín de participar en el asesinato de Indira Karina Hernández Moncada, el 2 de febrero de este año, al parecer, por robarle su celular, en el barrio Doña Nidia.

Según se conoció, Infante se movilizaba en la motocicleta con el hombre que le disparó.

Hernández, conocida como la Monita, dejó un hijo de 12 años, que rechazó el crimen de su mamá,  quien trabajaba en un billar del barrio Kennedy.

Confeso homicida

El vigilante Pedro María Mendoza Rojas asesinó de un balazo a Jordan Iván Sandoval, en la madrugada del 11 de marzo en el barrio La Riviera.

Aunque Mendoza inicialmente se presentó ante las autoridades y aseguró que le disparó a la víctima, porque presuntamente estaba robando en un conjunto residencial, los investigadores avanzan en las pesquisas para esclarecer que el homicidio de Sandoval fue planeado.

Las investigaciones contra Mendoza avanzan mientras continúa en la cárcel.

Riña mortal por droga

Entre tanto, Pablo Emilio Niño Caballero, Pablito, fue arrestado por uniformados de la Sijín, por ser el presunto autor del crimen de Luis Jesús Blanco Ochoa, el 23 de marzo de este año, en el barrio Guaimaral.

Esa noche, en la esquina de la calle 9E con avenida 9, Blanco tuvo una riña con Niño, que terminó causándole la muerte.

Al parecer, en medio de un reclamo de la víctima por una dosis de droga, Pablito sacó un cuchillo y lo apuñaló dos veces, en el pecho y un brazo.

Los detenidos deberán responder por el delito de homicidio.

Image
La opinión
La Opinión