Escuchar este artículo

Cayó con material de guerra en Tibú y era inocente

Un juez revocó la medida de aseguramiento contra Estiven Andrey Torres Rodríguez.

La firmeza y la convicción que demostraba Viviana Rosa Rodríguez, mamá de Estiven Andrey Torres Rodríguez, mientras aseguraba que la captura de su hijo era un falso positivo, fueron corroboradas el martes 27 de diciembre, cuando el Juzgado Segundo Penal Municipal Ambulante con función de control de garantías, revocó la medida de aseguramiento en su contra y lo dejó libre.


Si quieres tener acceso ilimitado a toda la información de La Opinión, apóyanos haciendo clic aquí: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Torres fue capturado junto con dos hombres y una mujer, la madrugada del 28 de enero, en una vivienda ubicada en el sector La Limonera, cerca de la vereda La Cuatro, de Tibú, con cartuchos de diferentes calibres, dos granadas de fragmentación, seis boinas con insignias del Che Guevara, un brazalete alusivo a las Farc y un proveedor para pistola.

Sin embargo, la familia de Estiven Andrey estaba convencida de su inocencia, tras afirmar que él llegó el día anterior a la captura a esa vivienda, con el fin de trabajar con un familiar.


Lea aquí: Mujer fue golpeada, amenazada y desplazada de San Mateo en Cúcuta


“Les hago un llamado de atención (a las autoridades) para que no vulneren los derechos de la personas, que no dañen la honorabilidad de una persona, mi hijo no merece el trato que le han dado; yo exijo justicia, no voy a demostrar con palabras, sino con hechos que él es inocente y que eso fue un falso positivo”, dijo Viviana Rodríguez, en el momento de la detención.

La mujer aseguró que su hijo, de 18 años, trabajó durante diez meses, en el comercio de calzado, en Cúcuta.

Sin embargo, en ese momento estaba desempleado y mientras retornaba a sus labores en el centro de la capital de Norte de Santander, decidió irse a trabajar en la chatarrería de su tío.

Precisamente, bajo este argumento, los abogados Edwin Rodríguez y José Ernesto Jaimes Chía, quienes representaron al procesado, demostraron en los estrados judiciales que él no tenía ninguna responsabilidad en la tenencia de este material de guerra y que tampoco pertenecía a ningún grupo armado ilegal que delinque en la zona del Catatumbo.

En una reciente audiencia, el juzgado decidió revocar la medida de aseguramiento contra Estiven Torres por falta de pruebas de la Fiscalía para sustentar su responsabilidad en el hecho y de inmediato ordenó la libertad.


Entérese: A Rafael Ramírez le cumplieron la amenaza de muerte


 
La captura

El día de las detenciones, Ejército y la Policía informaron a través de boletines de prensa, que  Estiven Andrey Torres Rodríguez y los otros detenidos fueron atrapados mediante diligencias de allanamientos, en las que hallaron el material bélico.

El operativo fue custodiado por soldados del Batallón de Fuerzas Especiales Urbanas No 2, junto con unidades del Gaula de la Policía.

Las autoridades señalaron en ese momento que estas cuatro personas detenidas hacen parte de la Red de Apoyo al Terrorismo de la disidencia del Frente 33, bajo el mando del temible ‘Jhon Mechas’.

Asimismo, insistieron en que los detenidos estuvieron involucrados en algunos ataques contra la Fuerza Pública en Tibú.

 
La versión policial

El coronel Carlos Martínez, en ese entonces comandante de la Policía de Norte de Santander, aseguró que estas personas enfrentaron un proceso judicial por porte ilegal de armas y explosivos.

“Hay un proceso judicial de por medio, dirigido por la Fiscalía y garantizado por un juez”, dijo el oficial.


Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
La opinión
La Opinión
Sábado, 31 de Diciembre de 2022

EXCLUSIVO PARA
NUESTROS SUSCRIPTORES

Patrocinado por:
Logo Empresas
Temas del dia Foros La Opinión