Escuchar este artículo

Dos cuñados desaparecieron el viernes y el lunes los encontraron muertos

Martes, 16 de Noviembre de 2021
Erbin Andrey Guerrero y Yesid Ascanio Amaya fueron torturados y quemados.

La voz de la pareja sentimental de Erbin Andrey Guerrero Yaruro, uno de los dos hombres asesinados en zona rural de Ocaña, se entrecorta cada vez que recuerda los momentos de felicidad que pasó junto con su ser querido, durante los últimos cuatro años que duró la relación amorosa.


Le puede interesar: Más de 50 balas se dispararon en enfrentamiento en Puerto Santander

La mujer aseguró que Erbin Guerrero, de 21 años, no tenía problemas ni amenazas que puedan indicar las causas del macabro doble crimen, en el que también perdió la vida su cuñado Yesid Ascanio Amaya, de 30.

Los dos hombres, al parecer, fueron torturados, pues los cadáveres fueron encontrados en la zona rural de Ocaña, que conduce hacia González (Cesar), dentro de un costal, con rastros de haber sido incinerados.

homicidio

Los habitantes y transeúntes de esta zona rural de Ocaña, alertaron a los uniformados de la Policía de Norte de Santander sobre el hecho, por lo que arribaron de inmediato al sitio, ubicado a menos de 10 minutos del casco urbano, para iniciar las primeras pesquisas del crimen.

La desaparición

Erbin Guerrero y su familiar estaban la noche del viernes tomando cerveza con un grupo de amigos, en el barrio Santa Clara, ubicado en el norte de Ocaña, en dirección hacia el Cesar.

Sin embargo, mientras todo transcurría en normalidad, los dos hombres se pararon de la mesa y empezaron a conversar detrás de una camioneta y de un momento a otro sus acompañantes les perdieron el rastro, sin percatarse de cómo ocurrió la desaparición.

Según se conoció, minutos después, la motocicleta de uno de ellos apareció abandonada en un establecimiento comercial del lugar, pero de los familiares no se obtuvo ninguna pista.


Si quieres tener acceso ilimitado a toda la información de La Opinión, apóyanos haciendo clic aquí: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion


La pareja de Guerrero se quedó esperándolo en su casa, pues a las 10:00 de la noche fue la última vez que hablaron por teléfono y él le aseguró que todo estaba bien y que pronto se iría para la casa.

Pero el presagio de que algo malo les había pasado a los dos hombres empezó a sentirse más fuerte entre los dolientes, cuando conocieron a través de las redes sociales del hallazgo de dos cadáveres en la zona rural de Ocaña, por lo que de inmediato algunos familiares llegaron al lugar y verificaron que se trataba de sus seres queridos.


Lea también: Conductor se volcó en vía Pamplona-Cúcuta y habría perdido un brazo


La familia de las víctimas aseguró que desconocía de problemas o amenazas en contra de alguno de los dos, por lo que no comprende qué pudo ocasionar el macabro hecho de violencia.

Yesid Ascanio trabajaba como albañil y dejó un hijo de 5 años; mientras que Erbin Guerrero trabajaba como transportador informal.

La investigación

El coronel Carlos Martínez, comandante de la Policía de Norte de Santander, rechazó el doble crimen e insistió en que se adelantarán rigurosas investigaciones para ubicar a los responsables del hecho.

Se ha desplegado una comisión especial desde el comando para fortalecer las capacidades investigativas de Ocaña, con el fin de dar con los responsables del atroz crimen, vamos a llevarlos ante la justicia”, dijo el oficial.

Entre tanto, algunos habitantes de Ocaña insistieron, a través de las redes sociales, que se debe reforzar la seguridad en este municipio, que está a la merced de la violencia y de grupos armados ilegales.

“No entiendo, con tantos hechos de violencia, robos y la inseguridad que se vive en el municipio, por qué el señor Alcalde no toma la decisión de militarizar, la Constitución lo permite. Es hora de tomar correctivos, esto no es de ahora, llevamos varias administraciones con esta inseguridad que se recrudeció en los últimos años”, dijo uno un habitante de Ocaña.

Por ahora la población de esta zona del departamento espera que las autoridades garanticen la tranquilidad y la seguridad en Ocaña, para volver a transitar las calles de este municipio libremente, sin temores y pánico de ser víctimas de los hechos de violencia que lo azotan.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en: http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
La opinión
La Opinión

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas