Escuchar este artículo

La pelea por las ‘ollas’ de las comunas 9 y 10

Sábado, 17 de Julio de 2021
‘Carlos Pecueca’ y ‘Nel’, dos duros del microtráfico en Cúcuta que están en guerra

El pasado 22 de junio la Sijín y el Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) golpearon a dos estructuras de microtraficantes que llevan muchos años enquistadas en varios barrios de Cúcuta, especialmente en las comunas 9 y 10, pero a pesar de esas acciones de las autoridades no han podido ser acabadas totalmente y sus líderes siguen moviéndose libremente.

Ese martes, los investigadores llevaron a cabo un operativo donde capturaron a 12 presuntos integrantes de esas redes de jíbaros, señalando que los 11 hombres detenidos, aparte de vender drogas, se encargaban de ajustar cuentas y a cuidar sus territorios, a balazos.

Mientras que la única mujer que cayó, tenía como misión ser campanera, guardar las armas y drogas, o estar presta para hacer lo que le pidieran.

Una de las zonas que es muy apetecida por estas dos bandas de expendedores es La Tomatera y sus alrededores, pues saben que por ahí hay muchos puntos que son de difícil acceso para las autoridades, mientras que sus compradores si pueden llegar tranquilamente a dejarles dinero o cualquier cosa que se roben, a cambio de marihuana, bazuco, base de coca, cocaína y heroína.

Los líderes

Aunque las autoridades aseguraron que los capturados hacían parte de la banda de ‘El Burro’, se conoció que eso no es así, porque esas personas delinquían para dos peligrosos delincuentes, los cuales son conocidos como ‘Carlos Pecueca’ y ‘Nel’.

Según fuentes extraoficiales, estos dos hombres llevan muchos años delinquiendo en Cúcuta y el área metropolitana, teniendo nexos con el Eln y otro temido delincuente como Dani Fabián Hernández Rincón, alias Ñuñú, quien hoy está preso en la cárcel de Palo Gordo, en Girón (Santander).

“‘Carlos Pecueca’ ha cometido muchos hechos acá en la ciudad y tiene una banda muy grande de expendedores y hasta de sicarios, pero no se ha podido judicializar, pues cada vez que se inicia una investigación en contra de él, pasa algo o todo se frena. Las conexiones que él tiene son de alto nivel”, sostuvo una fuente judicial que por seguridad se omite su nombre.

Añadió: “se sabe que él estaría unido con ‘El Becerro’, quien fue cabecilla de Los Rastrojos en Puerto Santander, pero que ahora estaría acá en Cúcuta delinquiendo tranquilamente”.

De este hombre, las autoridades tendrían establecido hasta su residencia, además, saben que tiene un arma legalmente amparada, con permiso para porte y tenencia, pero lo extraño es que nadie hace algo para acabar totalmente con su imperio.

Sin embargo, la fuente contó que en las audiencias concentradas que se hicieron luego de la detención de los 12 presuntos integrantes de las dos bandas, se pudo escuchar algunas cosas que las autoridades tendrían contra ‘Carlos Pecueca’ y ‘Nel’, siendo señalados como los líderes de las dos organizaciones delincuenciales y los determinadores de varios asesinatos.

De alias Nel también se conoció que habría heredado el imperio de ‘Ronald’, un temible delincuente que tenía nexos con el Eln y Los Rastrojos, pero que fue asesinado hace un año en el sector El Paraíso, del corregimiento Aguaclara, zona rural de Cúcuta, junto con tres hombres más.

“‘Nel’ también es peligroso porque maneja todo lo que dejó ‘Ronald’, los contactos criminales que tiene también son de alto nivel, pero judicialmente tampoco se ha podido hacer algo”, explicó la fuente.

Agregó: “los hombres que se capturaron hace como tres semanas, eran de ellos. Los tenían bien consentidos porque eran quienes salían a matar o atacar por el control del territorio, les daban motos de alto cilindraje y los dotaban de pistolas Glock. Es más, varios policías fueron víctimas de ellos, pues cuando una patrulla se acercaba a donde ellos estaban, se enfrentaban con los uniformados”.

Aunque las autoridades les quitaron parte de su brazo armado, ellos siguen delinquiendo y están en una guerra por controlar las ‘ollas’ de las comunas 9 y 10, aunque aún no ha comenzado a dejar víctimas que lamentar.

Los están buscando

Aunque las autoridades lograron capturar a varios integrantes de esas dos bandas, aún faltan por caer otros miembros más, especialmente Francisco Puerto, alias Coly, quien sería otro sicario al servicio de ‘Nel’.

Jaider Isidro, quien es el hijo de Audiel Enrique Isidro Arredondo, alias Cabezón, asesinado el pasado 6 de marzo, según las autoridades, delinquiría para ‘Carlos Pecueca’.

Además, las autoridades judiciales siguieron con las pesquisas contra ellos, porque han conocido que estas estructuras delincuenciales estarían instrumentalizando menores de edad para que los apoyen en sus fechorías.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
La opinión
La Opinión