Escuchar este artículo

Las secuelas de una herida en un procedimiento militar

Miércoles, 6 de Octubre de 2021
Luis Emel Claro Durán recibió un disparo en la cara, en 2019.

Recordar la madrugada del 22 de septiembre de 2019, para Luis Emel Claro Durán y su familia, es traer consigo momentos de dolor, frustración y desesperanza, pues según ellos, un balazo que salió de un arma de un militar, les cambió la vida para siempre.

Lea aquí: Mindefensa le puso la ‘lupa’ al Bicentenario

Todo se inició a las 4:00 de la madrugada, cuando un operativo de las autoridades, que traía una orden de allanamiento en la vivienda de Luis Emel, lo dejó herido con un impacto de bala en la cara, que hoy lo tiene padeciendo secuelas, a pesar de haberse salvado de morir.

ataque

Según el relato de Claro Durán, quien tiene dificultades para hablar, así como otras secuelas cognitivas y de movimientos, él se asustó cuando empezó a escuchar las patadas en la puerta de la casa, por lo que decidió ir hacia la parte trasera y tratar de salir por el tanque aéreo, cuando sintió el impacto de la bala en la parte derecha.

Según Abel Niño, papá de la víctima, ni Luis Emel, ni ningún miembro de su familia tiene líos con la justicia, por lo que no comprende, por qué el Ejército les causó ese daño.

El hecho ocurrió en el barrio Brisas de Villa Esperanza, en el casco urbano de El Tarra. “El Ejército debe llegar a identificarse, sin necesidad de tumbar puertas y uno debe atenderlo, pero no hacer lo que hicieron esa madrugada”, dijo Abel.

Según el familiar, Luis Emel Claro, de 40 años, trabajaba en una finca sembrando yuca, plátano y maíz, por lo que se ganaba $40.000 diarios, con los que ayudaba a darle el sustento a su familia.

Lea también: 

Carro se incendia y genera fuerte explosión en el barrio La Victoria

Sin embargo, después del hecho, no pudo volver a trabajar, por lo que ahora sus seres queridos pasan necesidades económicas.

“Él se la pasa llorando, depresivo, está mal de la cabeza, a veces empieza a brincar y no oye. Es una situación complicada”, dijo Abel Niño.

La familia de la víctima le dio el poder a un abogado para que instaurara una demanda contra la Nación por estos hechos, por lo que el proceso judicial avanza en el Juzgado Décimo Administrativo de Cúcuta, atendiendo un medio de control de reparación directa.

Se pudo conocer que en el momento del allanamiento había personal de la Policía, Fiscalía y Ejército, pero al parecer, los militares aceptaron haber accionado sus armas.

Sin embargo, hasta el cierre de esta edición, no se conocía la versión del Ejército, para esclarecer la situación.

Lea además: 

Presuntos homicidas en Pamplona fueron capturados en 15 días

A pesar de que se insistió para tener algún reporte oficial por parte de los militares, nadie quiso hablar al respecto.

‘Que el Gobierno nos pague’

Abel Niño le pidió al presidente Iván Duque que retribuya económicamente a su familia, pues ahora tiene que pagar arriendo y cubrir los gastos médicos de Luis Emel, debido a que él no pudo seguir trabajando.

“Nosotros somos una familia humilde, sin problemas ni deberle nada a nadie y estamos pasando por muchas dificultades”, dijo Abel.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion 

Image
La opinión
La Opinión