Escuchar este artículo

Lo contrataron para hacer un trasteo y lo mataron

Domingo, 8 de Noviembre de 2020
Nerio Pérez Bayona, de 53 años, había desaparecido desde el viernes.

"Es el dolor más fuerte que he tenido en mi vida. Es difícil de soportar". Así describió el hijo de Nerio Pérez Bayona, lo que estaba sintiendo, luego del macabro descubrimiento del homicidio de su padre.

En medio de un rastrojo, en el sector La Unión, entre la encharcada vía que conduce al corregimiento San Pedro, zona rural de Cúcuta, fue hallado el cadáver de Pérez, quien había desaparecido desde la tarde del viernes.

Lo único que recuerdan sus familiares es que la víctima, hacia las 4:15 p.m., recibió una llamada en la que le pidieron hacer un trasteo desde San Pedro hacia Los Patios, y como el que lo contrató le generó confianza, no dudó en salir desde el parque Lineal, donde tenía parqueado su camión, con destino al punto de encuentro.

Lea aquí:

A bala quiso impedir su captura y terminó muerto

"El no acostumbraba a venir por acá, pero ese día no había tenido más trabajo y por eso salió a hacerlo", recordó uno de los dolientes.

Sin embargo, esa fue la última llamada que Nerio Pérez contestó, pues luego de eso, inició el recorrido hacia su muerte.

Las dudas

Hacia las 6:00 de la tarde, de ese mismo día, un allegado a la familia de Pérez aseguró que observó el camión de la víctima sobre la entrada a San Pedro, pero lo único que vio fue a un conductor que no era Nerio Pérez, que tenía la cabeza agachada, tratando de hacer una llamada y como llevaba puesta una gorra y el vidrio a media altura, no le alcanzó a ver la cara. Sin embargo, él lo saludó, pero la otra persona no le respondió.

Aunque le pareció muy extraño, porque Pérez no prestaba su camión, cuando el conocido de la víctima retornaba a San Pedro, el camión ya no estaba en el lugar, por lo que las sospechas se incrementaron.

“Él (conocido) mandó al hijo a buscarlo, pero como ya era de noche, no encontró nada. Entonces, me informaron sobre la medianoche y desde muy temprano del sábado salimos a buscarlo”, recordó el hijo de Pérez.

El doliente aseguró que de inmediato acudió a la Seccional de Investigación Criminal (Sijín) de la Policía Metropolitana de Cúcuta para reportar la desaparición de su papá para que las autoridades le ayudaran a encontrarlo.

La búsqueda

 La víctima quedó tendida debajo de un tubo del acueducto. / Foto: cortesía. 

El familiar agradeció la gestión de la Policía, porque recibió la denuncia antes de las 72 horas establecidas para estos casos y de inmediato se iniciaron las investigaciones.

Sin embargo, la tristeza lo embargó la mañana de ayer, cuando varios de sus familiares salieron a buscar a Nerio y lo hallaron muerto entre un rastrojo, en las bases de un tubo del acueducto de Cúcuta, y fue el hijo quien tuvo que reconocer el cadáver de su papá.

Los familiares recordaron a Pérez Bayona como un hombre trabajador, servicial, alegre y que era querido y respetado por todas las personas que lo rodeaban.

“Acá estamos los familiares y compañeros de trabajo de él, porque era una persona que se hacía querer. No entendemos qué pasó”, dijo el hijo dela víctima.

Asimismo, dijo que desde que se enteraron de la desaparición de Pérez, desplegaron jornadas intensas de búsqueda sobre el sector que conduce a San Pedro, ya que fue el último reporte de su ubicación.

Le puede interesar:

Cadáver hallado en río Pamplonita estaba en estado esquelético

Pérez vivía en el barrio Simón Bolívar. Era papá de cuatro hijos y actualmente vivía con su pareja sentimental y dos hijastras.

“Mi papá nos ayudaba mucho, así ya seamos adultos, él siempre estuvo pendiente de nosotros y no nos abandonó”, recordó uno de los hijos.

Cabe señalar que el camión de Pérez apareció el sábado, abandonado en un sector de La Parada, en Villa del Rosario.

Por ahora, las autoridades adelantan las pesquisas para esclarecer los móviles del crimen y para identificar a los autores del hecho.

Según se conoció, Pérez Bayona no tenía problemas ni amenazas que pudieran desencadenar en el homicidio.

Los peritos forenses pudieron observar que la víctima recibió un disparo en la cabeza.

 

Image
La opinión
La Opinión