Escuchar este artículo

Lo mataron de un tiro después de una riña en Ocaña

Sábado, 26 de Diciembre de 2015
Samy Guesualdo Quintero, de 21 años, era padre de una niña de 18 días de nacida y de otra de 2 años.

Samy Guesualdo Quintero Pérez, de 21 años, se convirtió en la nueva víctima de un hecho de intolerancia social, a las 7:30 de la noche del viernes.

Quintero recibió un disparo, en la calle 17 del barrio El Bosque, Ocaña.

Según se conoció, mientras la víctima estaba tomando licor en compañía de algunos amigos, se desató una pelea con un hombre que estaba en cercanías del lugar, con su novia.

Tras la riña, la Policía retuvo a uno de los implicados. Sin embargo, minutos después arribaron al sitio unos hombres y le dispararon a Quintero.

Quintero Pérez deja a dos hijas, una de 18 días de nacida y otra de 2 años.

*La Opinión