Escuchar este artículo

Capturan a tres cucuteños en una red de lavado de activos

Miércoles, 28 de Abril de 2021
Las autoridades detuvieron a los miembros de la organización en diferentes zonas del país.

Los sigilosos seguimientos que adelantaron los uniformados de la Dirección de Antinarcóticos de la Policía, en conjunto con la DEA (Administración de Control de Drogas de los Estados Unidos) y la Fiscalía, permitieron descubrir que una organización delincuencial, dedicada al lavado de activos, ingresó al territorio colombiano más de 100 millones de dólares en tan solo tres años, para posteriormente distribuirlos a organizaciones criminales como Los Pepes en Norte de Santander, así como a narcotraficantes en Cali y al cartel de Guadalajara, en México.

La cadena delictiva se iniciaba en presuntos anticipos por exportaciones de bienes entre empresas nacionales, simulando contratos con organizaciones internacionales, teniendo como Estados Unidos a país intermediario, que finalmente eran establecimientos fachadas, con el fin de generar el negocio y así legalizarlo en Colombia.

Según se conoció, en la estructura delincuencial hay gerentes y subgerentes de un banco, que ayudaban a la organización para adelantar los trámites legales en las transacciones, con la documentación necesaria para presentarla a las entidades financieras y poder obtener soportes para el pago de anticipos de las mencionadas exportaciones y de esta manera lograr el ingreso del dinero al país.

La organización era liderada por un hombre, conocido como ‘El Uno’, quien se suicidó el 15 de marzo por presuntas deudas contraídas con organizaciones criminales. También figuran alias ‘Tiburón’ y ‘Chucky’, reconocidos empresarios de marroquinería.
 
Según las autoridades, estas personas recibían dinero proveniente de México, Costa Rica, Panamá y China, por medio de empresas fachada ubicadas en Centroamérica, principalmente en Costa Rica y Panamá, donde tomaban contratos con el propósito de mover altas sumas de dinero para adelantar los trámites bancarios y pagarlos de manera física en Colombia, a través de diferentes intermediarios de compra y venta de valores financieros, conocidos como brókers, del mercado negro.

Los cucuteños
En medio de los allanamientos adelantados por la Policía Antinarcóticos, fueron capturadas doce personas en el Cesar, Buenaventura, Valle del Cauca, Risaralda y Quindío.

Entre los detenidos hay tres cucuteños que fueron identificados como Edwin Giovani Burgos Carrillo, alias Chucky; Romen Flórez Murillo, Tiburón, y Víctor Hernández Atuesta, el Paisano.

Burgos fue capturado mientras viajaba a Bucaramanga; Romen Murillo cayó en Valledupar, debido a que el día anterior viajó a este lugar. Hernández fue detenido en Cali, donde estaba radicado.

Esta organización retiraba hasta 1.500 millones de pesos en un día, producto de las negociaciones fachadas de exportaciones.
 
“Ellos tenían cinco empresas en las que movían el dinero, de las cuales, solo una tenía razón social, mientras que las otras eran de papel”, explicó una fuente judicial.

‘Chuky’ y ‘Tiburón’ ordenaban a qué personas les entregaban el dinero una vez se retiraba de los bancos aliados a esta estructura con sede en Cali.

Los bienes
Las autoridades ocuparon 49 bienes con fines de extinción del derecho de dominio ubicados en Norte de Santander, Valle del Cauca, Quindío, Risaralda, Dosquebradas, Cundinamarca y Santander. Los bienes muebles, inmuebles, sociedades y establecimientos de comercio tienen un valor aproximado de $ 47.000 millones.

Entre las propiedades intervenidas en Cúcuta están dos casas en el barrio García Herreros y en el conjunto Vegas de la Florida, pertenecientes a Edwin Burgos.

El vínculo con Los Pepes
Las autoridades conocieron que esta organización, dedicada al lavado de activos, tiene lazos con los reconocidos narcotraficantes Los Pepes en Norte de Santander, puesto que ya adelantaron una operación previa en la que identificaron a un familiar de estos ‘narcos’.

En agosto de 2020 se le incautaron 400 millones de pesos a un cuñado de Los Pepes. Este dinero se lo recibió a alias ‘Tiburón’”, explicó la fuente.

El día en que la Policía adelantó el procedimiento, esperaba incautarse de 1.200 millones de pesos, pero el detenido solo tenía en su poder los $400 millones.

Por ahora, las autoridades continúan con las investigaciones para establecer la procedencia del dinero que era legalizado por esta organización.
 

Image
La opinión
La Opinión