Escuchar este artículo

Detienen en España a exjefe de inteligencia de Ecuador por secuestro en Colombia

Domingo, 17 de Junio de 2018
Es investigado por supuestamente ordenar en 2012 el rapto de un diputado ecuatoriano opositor a Correa.

Un exdirector de la Secretaría de Inteligencia de Ecuador fue detenido en España por el presunto secuestro en Colombia de un exdiputado opositor al exmandatario Rafael Correa, informó este domingo el ministro del Interior ecuatoriano, Mauro Toscanini.
   
"Ha sido detenido en España el señor Pablo Romero Quezada a las 5:36 am horas de Ecuador", expresó Toscanini en una rueda de prensa.
   
Romero, quien tenía residencia legal en España desde marzo de este año, fue capturado en Madrid por la Interpol, luego de que la justicia ecuatoriana ordenara prisión preventiva en su contra.
   
El exjefe de inteligencia y el excomandante general de la policía, Fausto Tamayo, son investigados por supuestamente haber ordenado en 2012 el secuestro del exasambleísta Fernando Balda en la ciudad de Bogotá.
   
El caso ha salpicado a Correa (2007-2017), quien todavía no afronta cargos y declaró voluntariamente el 24 de mayo desde Bruselas, negando estar implicado.
   
Sin embargo, la Fiscalía ecuatoriana anunció que será vinculado a la indagación penal luego de que "aparecieron datos que presumen" su participación en el secuestro. La audiencia está prevista para este lunes en la Corte Nacional de Justicia.
   
El expresidente sostiene que no existen pruebas en su contra.
   
Balda alega que en 2012 cuando estaba en Bogotá, donde se había refugiado tres años antes, cinco personas lo subieron a la fuerza a un automóvil, pero la policía colombiana interceptó el vehículo y frustró el secuestro.
   
El exdiputado del Partido Sociedad Patriótica (PSP), de oposición a Correa, fue expulsado de Colombia el 10 de octubre de 2012 por pedido de Quito, que adujo que el exasambleísta estaba condenado a dos años de prisión por injurias contra el gobierno, pena que debió cumplir en una cárcel ecuatoriana.
   
Balda también fue condenado a un año de cárcel por atentar contra la seguridad del Estado, tras denunciar la existencia de un centro de espionaje oficial en Ecuador.
   
En el caso del presunto secuestro también fueron detenidos en marzo otros tres agentes de inteligencia de Ecuador al parecer por participar en el hecho, de acuerdo con la Fiscalía.

Image
AFP
AFP