Escuchar este artículo

Urge intervención en el Complejo histórico de San Francisco de Ocaña

Sábado, 9 de Octubre de 2021
Ola invernal afecta el patrimonio cultural.

Ante la intensa ola invernal de los últimos días, los techos del Complejo Histórico de San Francisco presentan un alto deterioro, por lo que se requiere la intervención de carácter urgente, según indicó el secretario de Educación, Cultura y Turismo, Raúl Rolando Castro Ojeda.

Lea aquí: Gobernación asignó $143 millones para Puente Real

 El funcionario solicita al Ministerio de Cultura el permiso especial para atender la emergencia registrada en la cubierta antes de que ocurra una tragedia.

Desde principios del presente año, el mandatario local, Samir Casadiego Sanjuán, ha hecho la petición ante el Ministerio de Cultura, pero aseguran que no han recibido ninguna respuesta. 

“Se requiere la autorización para emprender los trabajos de emergencia, se ha hecho la gestión en varias oportunidades, ya que la temporada de lluvias afecta la cubierta”, dijo el secretario. 

Lea también: ‘Nueva Juventud’, terapia mental y productiva para las adultas mayores

Preocupa el deterioro del inmueble que es cada vez mayor, pues en ese lugar se encuentran libros, documentos valiosos, el archivo histórico, piezas del museo de la Gran Convención, equipos de computación, instrumentos musicales y elementos del templo de San Francisco. 

Image
El complejo de San Francisco sin dolientes.

Además, propios y visitantes corren el riesgo de salir lesionados ante el posible desplome de una parte de la estructura por la acción de las goteras.

Le puede interesar: Jornada especial para militares víctimas del conflicto

“El peligro no solo es para transeúntes sino también para los funcionarios y el material que reposa particularmente en la biblioteca, por eso estamos exigiendo al Ministerio una solución pronta a esta problemática toda vez que la Alcaldía de Ocaña no puede hacer ningún tipo de intervención sin una autorización previa”, agregó el funcionario. 

El secretario destacó que, a nivel nacional se tiene pleno conocimiento del estado actual, ya que hace más de 20 años no se invierte un peso en la estructura y se requiere una gran intervención para mejorar los sistemas hidrosanitarios y las instalaciones eléctricas obsoletas. 

Mientras tanto es imperiosa la ejecución del plan de contingencia, pues de acuerdo a los pronósticos del Ideam, la temporada de lluvias se extenderá hasta el mes de diciembre.

Lea también: Panamá y Colombia firmaron alianza por la educación

El historiador ocañero, Wilson Enrique Ramírez manifiesta que es un tema de nunca acabar y si no quieren escuchar el clamor de los gobernantes se debe instaurar una acción popular para evitar la ruina de un lugar tan importante para Ocaña. “Únicamente se maquilló para la celebración de los 450 años de la fundación de Ocaña, pero la estructura sufre un deterioro constante”

Image
A pedazos se caen los techos del Complejo Histórico de San Francisco.

El presidente de la Academia de historia, Luis Eduardo Páez García, en reiteradas ocasiones ha expuesto al Ministerio de Cultura la situación para buscar estrategias encaminadas a evitar el desplome de la estructura, sin embargo, no han recibido respuesta alguna.

El Complejo cobra importancia, ya que en el templo que tiene problemas de goteras se desarrolló la gran Convención de Ocaña en el año de 1828 y es urgente la inversión por parte del Gobierno Nacional.

Lea además: Cierre intermitente de la vía a Pamplona

Es uno de los atractivos más emblemáticos, ícono de la cultura de la región y los techos se caen a pedazos ante la mirada indiferente de los gobernantes de turno.

 “El alcalde anunció la presencia de una comisión del patrimonio histórico para la inspección ocular y adelantar un estudio, pero no ha llegado. Ya estamos acostumbrados a que se digan cosas o el Ministerio de Cultura prometa visitas y nunca las cumpla o no salen resultados positivos. Es como llover sobre mojado volver a decir que estamos pidiendo la intervención porque el Complejo Histórico está en muy mal estado”, recalcó el escritor ocañero.

 “El llamado que le hemos hecho hace muchísimos años que vuelvan los ojos sobre las provincias colombianas, que ojalá el director nacional de Patrimonios se acuerde que aparte de Bogotá, Cali y Medellín, existen atractivos en estas regiones del país que se está destruyendo por la falta de atención”, agregó. 

El Complejo Histórico de la Gran Convención es una construcción colonial ubicada en Ocaña, Norte de Santander constituido por el Templo de San Francisco, el convento adyacente y la plazoleta.

La construcción comenzó en el año de 1584 por la orden religiosa de los franciscanos. Allí tuvo lugar la Gran Convención de 1828, en el que se reunieron los partidarios de Simón Bolívar, el presidente interino Francisco de Paula Santander, y otros próceres de la independencia con el fin de reformar la Constitución de 1821.

Lea aquí: Alarma por desnutrición infantil en Norte de Santander

 El claustro actualmente alberga al Museo de la Gran Convención, la Biblioteca Pública ´Luis Eduardo Páez Courvel’, las oficinas de la Academia de Historia, el archivo, la Secretaría de Educación, Cultura y Turismo de Ocaña. 

Declarado Monumento Nacional en septiembre de 1937 y para cualquier intervención debe contarse con el apoyo y el aval del Ministerio de Cultura.

Antiguamente la edificación estaba formada por el convento de los franciscanos y el templo religioso. Inició hacia 1584 pero su construcción total terminó a mediados del siglo XVII. 
 La congregación religiosa usó el convento para varias tareas como el adoctrinamiento de indígenas, la celebración de actos litúrgicos, la instrucción a jóvenes; especialmente dedicada a la gramática y retórica, o como sitio penitenciario.

A partir de 1849, con la creación de la Provincia de Ocaña y la puesta en marcha de las políticas liberales, el convento es suprimido y entregado a la municipalidad para la educación.

 Inicialmente, funcionaron en el claustro los primeros colegios públicos de Ocaña. En 1.890 se establece en el claustro el colegio para niñas de las Reverendas Hermanas de la Presentación. Desde esa fecha el colegio siguió funcionando regularmente hasta que las hermanas se trasladaron a una sede más moderna en el año 1974. 

Le puede interesar: Mujeres emprendedoras de Pamplona compartieron sus experiencias de negocio

Funcionó también la naciente Universidad Francisco de Paula Santander, seccional Ocaña hasta la década de los 90 cuando la sede fue trasladada para la granja del Algodonal para iniciar la restauración. 

El templo por otro lado mantuvo su función religiosa, sirviendo esencialmente como sitio de culto. 

Mediante la Ley 10 de 1977 del Gobierno Nacional, se crea el Museo Histórico de la Gran Convención bajo la administración del Ministerio de Obras Públicas y Transporte (actualmente la labor es asumida por el Ministerio de Cultura), y la Academia de Historia de Ocaña. Se determina que el Complejo y la plazoleta fuesen remodelados y que igualmente se recuperaran en lo más posible los objetos que hicieron parte de la antigua Convención, así como la adaptación de sus instalaciones para cumplir con su nueva función. 

Corresponde a los dirigentes de la región salvar a un patrimonio histórico que se encuentra en el olvido y que se cae a pedazos ante la indiferencia de los mandatarios de turno.

Gracias por valorar La Opinión Digital. Suscríbete y disfruta de todos los contenidos y beneficios en http://bit.ly/SuscripcionesLaOpinion

Image
Javier Sarabia

Exclusivo para nuestros suscriptores

Patrocinado por:
Empresas